febrero 2010

 

Desasosiego en las impresiones... 

 

 

Gordon J. Christensen (J Am Dent Assoc 2008: 139, (8), 1123) dice que el desasosiego que causan al dentista y al mecánico las impresiones mal tomadas o incompletas es común. Quizá el afán por terminar la atención clínica y la realidad  financiera son factores de apresuramiento e inadecuaciones. Y pasa a considerar los materiales útiles-

 

Polivinilsiloxano (PVS).- El material más elegido para las impresiones, con el ejemplo típico del Aquasil Ultra (Dentsply Caulk, Milford, Del.). Bien manipulado y utilizado es de una exactitud impecable.

Características: a. extrema precisión; b.  casi perfecta reproducción de los detalles de la superficie; c. excelente recuperación elástica; d.  impermeabilidad a los líquidos, lo que permite su desinfección con ellos; e. larga estabilidad, que permite otro vaciado; f. su gusto y olor no son desagradables; g. variedad de colores y viscosidades. Y en contra, el costo y los adhesivos no son tan eficaces.

 

Poliéteres.-También gozan de aceptación por sus buenas cualidades. Ejemplo típico: Impregum (3M ESPE).

Características: a. gran exactitud: b. casi perfecta reproducción de los detalles superficiales: c. mayor hidrophilicidad que los VPS; d. eficaz adhesivo, que reduce el tiempo de trabajo; e. buena recuperación elástica; f. fraguado súbito, con tiempo de trabajo suficiente. Y en contra, también el costo, menor estabilidad a largo plazo y la inmersión distorsiona. Tiene gusto amargo y no tan buen olor.

Cualquier marca de ambos materiales es buena.

Es conocido que la mayoría de las impresiones en USA para una corona, anterior o posterior, son tomadas por cuadrantes o por cubetas de doble arco. Ésta  es la mejor técnica para coronas sueltas. En 9 de cada 10 casos que coloqué con ellas no hubo problemas de asentamiento.

 

Requisitos para el éxito.

1.                     Usar la cubeta de cuadrante o la anterior doble cuando sea para no más de uno o dos dientes, porque se pierden los contactos oclusales y no queda bastante estructura  dentaria para buena estabilidad en el articulador.

2.                     La cubeta doble no es recomendable si no hay antagonistas de los preparados que ocluyan con éstos..

 

3.  Las dobles  son la mejor elección con pacientes que tienen la cresta lingual canina y ocluyen sobre todo con movimientos de apertura y cierre y no hay problema con los contactos laterales funcionales. Pero en caso de función grupal” con la perspectiva de tener que hacer más correcciones en los movimientos laterales.

4. Igual que para las impresiones de arco entero, se deben eliminar primero los contactos  prematuros.

5. VPS o poliéter, igualmente útiles para esta técnica.

6. La conexión entre las porciones facial y lingual de la cubeta doble arco debe ser estable Pero fina para permitir que los dientes  entre en máxima intercuspidación sin desviaciones, sin distorsión alguna.

7. La cubeta doble arco posterior debe incluir los caninos maxilares y mandibulares de ese cuadrante para verificar la acción de la guía incisal.

8. Las anteriores de doble arco deben incluir los 4 caninos para dejar en evidencia las facetas de desgaste.

 

9. Los contactos con las paredes de la cubeta pueden distorsionar la impresión y al retirar la reproducción obtenida, vuelven como un resorte y generan inexactitudes. Por ello, si la cubeta es flexible hay que usar consistencias más rígidas que si fuera cubeta metálica, menos elástica.

 

10. Hay dos cubetas que han merecido aprobación: Premier Sideless Triple Tray (Premier Dental Products, Ply-mouth Meeting, Pa.) y Quad-Tray (Clinician’s Choice Dental Products, New Milford, Conn.). No son las únicas.

11.– Vaciado de la impresión. Primero, el lado de los dientes preparados, con densita y los pins necesarios, bien fraguado; después, el otro lado con yeso piedra.

Docena.- Sin separar el conjunto, se monta en un articulador simple.

        

 

VOLVER