La página de la odontóloga

El papel cada vez más preponderante de la mujer dentro de la odontología nos lleva a considerar la creación de esta sección exclusiva para las colegas

-----------------------------------------------------------------------------------------------------------

                                                                                              febrero 2015 

 

Las mujeres atractivas son más egoístas

ABC, Madrid (16/06/2014)

Temas relacionados

Las mujeres atractivas se pueden permitir ser menos cooperadoras, pero ¿la belleza está en el interior? Si es interior, colega, y usted es agradable, gana por la belleza interior del altruismo; si es exterior, gana por hermosa.

 Estimada colega, las mujeres ganan siempre, aun así, le van a interesar una investigación publicada en «Evolución y Comportamiento Humano», por científicos de la Universidad Autónoma de Madrid (UAM). Ellos han concluido que las mujeres que más atractivas se sienten y que tienen una cara más simétrica se comportan de forma más egoísta a la hora de decidir si ayudan al otro.

«La gente atrayente es menos altruista. En la vida diaria se ve que, en general, a la gente seductora se la considera con mejores capacidades que al resto y se les trata mejor», dijo Enrique Turiégano, director del estudio. «Las más simétricas tienen menos necesidad de ser prosociales, pues, en cierto modo, necesitan menos a los demás para satisfacer sus necesidades materiales».

La adaptación a las circunstancias

Según explica Turiégano, hay multitud de beneficios sociales que obtienen las sugestivas: desde las propinas que reciben las camareras a la probabilidad de ser declaradas inocentes en un juicio.

El atractivo físico parece estar relacionado positivamente con la fertilidad, el éxito reproductivo y la resistencia a enfermedades, un conjunto de ventajas que incrementan la capacidad de adaptación de los individuos al entorno natural. [Véase en enero lo publicado sobre “dientes y pavo real”.] Esto es normal y comprensible desde lo biológico.

Supone dificultades estudiar algo tan complejo como el comportamiento humano, la capacidad y voluntad de «cooperación», que constituye un «comportamiento individual cuyo objetivo es maximizar el interés colectivo antes que el propio». A modo de aproximación y estudio se propuso el dilema del prisionero.

El juego del dilema del prisionero consiste en plantear una situación en la que dos personas que habrían cometido un crimen se puedan culpar mutuamente o guardar silencio. Para averiguar si el nivel de atractivo influye, los científicos invitaron a 176 universitarias a participar en este juego.

Si las dos guardan silencio tienen ambas dos años de condena, si las dos se culpan, cinco, y si una acusa y la otra guarda silencio, la pena es de uno y diez años, respectivamente. Las respuestas dieron a los investigadores pistas para analizar la tendencia de las chicas a ser más o menos cooperadoras en esa situación según fueran más o menos atractivas.

A las respuestas, el equipo de Enrique Turiégano las cotejó con algo tan abstracto como el atractivo físico, como la simetría facial, el grado de feminidad del rostro, el índice de masa corporal, el índice cintura/cadera y la percepción del propio atractivo.

Según los resultados que obtuvieron, la simetría de la cara y la percepción del atractivo propio llevan a las mujeres a ser menos cooperadoras en el juego del dilema del prisionero. Esto podría deberse a que algunas personas se sienten más seguras y que necesitan cooperar menos, al tiempo que acumulan experiencias que muestran que otras personas «toleran» un comportamiento menos altruista en las personas atractivas.

La conclusión que sacó este equipo de investigadores es que las mujeres con los rostros más simétricos (y por ello, más atractivos) tendían a ser menos cooperadoras.

[Una canción popular hace tiempo .. el mío, claro – decía algo así: Yo no soy buena moza, ni lo quiero ser, porque las buenas mozas se echan a perder, se echan a perder.”]

 

                                                     VOLVER

  ------------------------------------------------------------------------------