julio 2007                        

Principios para la profesión dental

Primero, poner delante los intereses de los pacientes y actuar para protegerlos.

1.2 Seguir esos principios al manejar preguntas y quejas de los pacientes y todos los otros aspectos del servicio profesional no clínico

1.3 Al trabajar, mantenerse dentro de los propios conocimientos, aptitud profesional y capacidad física. Remitir a los pacientes para una segunda opinión y ulterior consejo cuando sea necesario, o si el paciente lo pide. Derivas a los pacientes para otros tratamientos cuando sea necesario hacerlo.

1.4 Llevar y mantener registros exactos y completos de los pacientes, incluida su historia médica, en el momento de su atención. Asegurarse de que el paciente tenga acceso fácil a esos registros.

1.5 Dar respuesta en utilidad y tiempo adecuados a los pacientes con una queja sobre el cuidado o tratamiento que hubieran recibido. Respetar el derecho del paciente a quejarse. Asegurarse de contar con un procedimiento efectivo para las quejas, con el que se trabaje y siga en todo momento. Cooperar con cualquier pregunta formal sobre el tratamiento del paciente.

1.6 Asegurarse de que sus pacientes puedan reclamar cualquier compensación que les correspondiere, mediante una protección contra reclamos de cualquier momento, presente o pasado.

1.7 Hay que estar preparado para emprender la acción apropiada en caso de suponer que el paciente pudiera estar en riesgo por la salud del profesional, su comportamiento o su capacidad laboral, o por los de un colega, o a causa de cualquier aspecto del ámbito clínico. Tomar consejo de los colegas aptos para darlo, de la organización profesional o de la organización para su defensa. Si en cualquier momento no estuviera seguro de cómo proceder, consúltenos.

1.8 Averigüe los procedimientos locales para la protección de los niños. Vea de seguirlos si sospecha que un niño está en riesgo por de abuso o abandono.

1.9 Nunca pida, ni acepte, pago, regalo u hospitalidad alguno ni haga ni acepte ninguna derivación que pudiera afectar, o que lo pareciera, su juicio profesional.

1.10 No haga afirmaciones que pudieran engañar a sus pacientes.

 

2.1 Trate a los pacientes con educación y respeto, reconociendo su dignidad y sus derechos como individuos.

2.2 Reconozca y promueva la responsabilidad del paciente para tomar decisiones con respecto de su propio cuerpo, sus prioridades y cuidados: asegúrese de no dar pasos sin el consentimiento del paciente. Siga las normas al respecto.

2.3 Trate a los pacientes de manera justa y de acuerdo con las leyes. Promueva igualdad de oportunidades para todos los pacientes. No discrimine pacientes o grupos de pacientes por sexo, edad, raza, origen étnico, discapacidades, sexualidad, salud, estilo de vida, creencias u otras consideraciones irrelevantes.

2.4 Escuche a todos los pacientes y deles toda la información que necesiten, de una manera en que les sirva  para poder tomar sus decisiones. Esto incluye:

·        comunicación eficaz

·        explicación de las opciones (con riesgos y beneficios)

·        información plena del tratamiento y los posibles costos

 

2.5 Mantener los límites apropiados en la relación con los  pacientes. No abusar de esas relaciones.

3.1 Tratar la información de los pacientes como confidencial y usarla sólo para los propósitos para los cuales fue suministrada.

3.2 Prevenir que la información sea revelada accidentalmente o que se acceda a ella sin autorización manteniéndola segura en todo momento.

3.3 En circunstancias excepcionales, podría estar justificado dar a conocer la información confidencial sin su consentimiento si es en el interés del público o del propio paciente. Para esto, hay que asesorarse bien previamente. Siga nuestras normas al respecto.

4.1 Cooperar con los otros miembros del equipo y colegas y

respetar su papel en el cuidado de los pacientes.

4.2 Tratar a los otros miembros del equipo y colegas con justicia y de acuerdo con la ley. No discriminarlos.

4.3 Comunicarse efectivamente y compartir los conocimientos y aptitudes con los otros miembros del equipo y colegas en cuanto sea necesario en el interés de los pacientes. En toda relación con los otros miembros del equipo y colegas, ponga el interés de los pacientes como primera prioridad. Siga nuestras normas al respecto.

5.1 Reconocer que la condición para la matrícula es apenas la primera etapa en la formación profesional. Hay que desarrollar los conocimientos y aptitudes durante toda la vida activa.

5.2 Hay que revisar continuamente los conocimientos, habilidades y actuación profesional. Reflexionar sobre ellos y captar los propios límites así como el potencial.

5.3 Aprender las mejores prácticas actuales en el campo elegido, para proveer un nivel de excelencia en la atención que se base en la evidencia a la fecha y en una orientación confiable.

5.4 Respetar las leyes y regulaciones que rigen su labor, premisas, equipo y aspecto comercial.

6.1 Justificar la confianza de sus pacientes, del público y de los colegas actuando honesta y limpiamente.

6.2 Aplicar estos principios a las relaciones clínicas y profesionales y a toda actividad empresarial o educativa en la que participe.

6.3 Mantener normas apropiadas de conducta personal en todos los aspectos de la vida, para que el público tenga confianza en usted y en la profesión en general.

Dr. Horacio Martínez      Dr. Emilio Bruzzo

                      Tengamos presente hoy más que nunca, las palabras de ¨Martín Fierro¨Los hermanos sean unidos porque esa es la ley primera.. porque si así no lo hicieran los devoran los de ajuera

                                                              A índice gremiales

                                                                 VOLVER