marzo 2010

 

           

CARIES

 

Saldrá a la luz…  Terrer E et al  (J Contemp Dent Pract 2009 nov 1;10(6):E086) diagnostican caries oclusales con su evaluador por fluorescencia inducida con luz (EFIL), basado en la autofluorescencia de los tejidos dentarios. Utilizan una cámara para fluorescencia inducida por luz  que  ilumina las superficies dentarias dentro de una banda de radiación o luz por excitación (longitud de onda: 450 nm) que facilita una imagen de gran magnificación. El análisis de 50 surcos oclusales reveló tres formas clínicas de caries adamantina: (1) en las superficies, (2) en surcos sospechosos con señal positiva autofluorescente roja, y (3) en surcos sospechosos con señal positiva autofluorescente neutra oscura. Surgieron dos diagramas de decisiones acordes con las recomendaciones internacionales para odontología preventiva, modificadas como resultado de la información precisa obtenida con este nuevo recurso SoproLife(R). Esta cámara permite la observación de  cualquier variación en las propiedades ópticas para  refinar el diagnóstico de caries, sumada a la magnificación de 50x.

Artroplastia total y caries…   Green-Riviere E y Giori N (Orthop Nurs 2009 dic;28(6):302) evaluaron si una artroplastia realizada hasta 2 años antes de una intervención odontológica planteaba un riesgo de introducir una infección requería  profilaxis antibiótica implementada 1 hora antes de la acción odontológica. Una revisión de la literatura  permitió determinar si otras infecciones podían ser responsables de infecciones: hallaron que además los portadores de infecciones vesicales o cutáneas están en riesgo de generar otra en la artroplastia  sin profilaxis antibiótica a tiempo.

 

 

 

 

 

CIRUGÍA

 

Reconstrucción de la mandíbula, hoy…   Bak M, Jacobson AS, Buchbinder D y Urken ML (Oral Oncol 2009 dic 24) señalan que la reconstrucción de la mandíbula ha evolucionado significativamente en los últimos 40 años. Inicialmente, se causaban desfiguraciones con muchas complicaciones, pero la  introducción de la transferencia de tejido libre de hueso bien vascularizado en los 70s constituyó una significativa mejora en los resultados. En recientes  años, la cosecha, inserción y anastomosis microvascular han sido refinadas al punto que la tasa de éxitos informados ha llegado al 99%.Se busca ahora optimizar los resultado funcionales y estéticos. La reconstrucción de los segmentos mandibulares ausentes después de la cirugía ablativa se cumple mejor usando con el injerto libre: hay que restablecer la oclusión y optimizar la movilidad, lo que es importante para la función postoperatoria.

 

Reconstrucción de la mandíbula, hoy…   Osteotomía anterior vertical para el estrechamiento mandibular…    Madjidi A y Taylor T.(J Craniofac Surg 2009 sep;20 Supl 2:1827) evaluaron la estabilidad a corto plazo del estrechamiento mandibular por combinación de osteotomía por división sagital bilateral y sinfisial vertical anterior, como forma de corregir las discrepancias transversales maxilomandibulares, clínicamente conocidas como mordidas cruzadas.: Entre diciembre 1996 y junio 2006, 40 pacientes fueron operados por este motivo, y 26 pacientes volvieron para la evaluación final. La estabilidad fue evaluada por comparación  en el postoperatorio inmediato y a los 6 a 12 meses. En 21 pacientes (81%) hubo una recaída de 4,7 grados .

 

 

 

 

 

ENDODONCIA

 

MTA o Portland en la furca…  Shahi S, Rahimi S et al ( J Oral Sci 2009 dic;51(4):601) investigaron la capacidad selladora del GMTA (agregado de trióxidos minerales gris) y del WMTA (el blando) y del cemento de Portland gris (P) como materiales de reparación en las perforaciones de la bifurcación (o tri) radicular. Usaron un total de 120 primeros molares humanos mandibulares. Obturados los conductos y perforada la bifurcación, los dividieron aleatoriamente en 4 grupos A, B, C y D (WMTA, GMTA, Portland blanco y Portland tipo II). Diez dientes fueron controles, sin nada en la perforación y a 10 más las recubrieron con barniz de uñas, doble capa. Utilizaron una proteína (suero bovino al 22% Hallaron filtraciones en los 4 grupos, sin diferencias entre A con B ni de C con D; pero fueron significativas las diferencias observadas entre A o B con respecto de C  o D. Resultó mejor la acción selladora de los Portland que la de los MTA y sería recomendable usar los Portland si más estudios confirman éste.

 

Mediciones lineales para determinar la longitud de trabajo de conductos curvos con limas finas, con radiografías convencionales y digitalizadas…   Brito-Júnior M, Santos LA, Baleeiro EN, Pêgo MM, Eleutério NB, Camilo CC (J Oral Sci 2009 dic;51(4):559) no hallaron diferencias  en las medidas lineales obtenidas con radiografías convencionales o digitalizadas, pero los valores fueron mayores que las mediciones directas en 30 conductos mesiobucales, midiendo hasta 1|mm del foramen apical con lima #06 K.

 

Adhesión a dentina con un nuevo sistema con fosfato de calcio desarrollado para protección directa…   Shinkai K  y 11 japoneses más (Dent Mater J 2009 nov;28(6):743) evaluaron la fuerza adhesiva a dentina de un sistema con fosfato de calcio experimental destinado a protecciones pulpares directas. Lo compararon con Clearfil SE Bond/Bond como control. Conclusión: El fosfato de calcio NO afecta la adhesión a dentina.

 

 

 

 

 

 

ESTÉTICA

 

Amelogénesis imperfecta: enfoque multidisciplinario…   Kumar S y Gupta S.(J Contemp Dent Pract 2009 nov 1;10(6):E079) trataron a una joven de 20 años con amelogénesis imperfecta (AI), asimetría facial por desplazamiento funcional de la mandíbula y mordida cruzada posterior unilateral. Aun cuando la AI, hereditaria, no suele presentarse con otros defectos. Comenzaron por el tratamiento ortodóncico de los defectos mandibulares. Completaron con coronas ceramometálicas en los dientes posteriores y de cerámica pura en los anteriores.

 

Variante al implante…   Stevenson RG III y Refela JA.(J Esthet Restor Dent. 2009;21(6):365-74 y 375-84) se plantearon casos en que los implantes pueden estar contraindicados para reemplazar un solo diente, por razones de salud o personales, y acudieron a una PPF de semiprecisión como alternativa conservadora, funcional y estética. Para la PPF emplean retenedores colados de oro, con gran conservación de tejido dentario y conservando la estética. Utilizan una técnica poco invasiva con fresas Brasseler (Brasseler USA). Las impresiones de las preparaciones, que incluyen cualquier rasgo  retentivo, utilizan pins ( técnica Vented Pin Channel o Shooshan Plastic Pin). Para la segunda, se utilizan trépanos Kodex y los correspondientes pins para las impresiones (Coltene Whaledent IncUSA). La PPF conservadora se confecciona con conectores no rígidos de oro tipo III. Al póntico se lo prepara químicamente con Panavia F2.0 (Kuraray America Inc.,USA) u otro dual y se lo restaura con cualquier tipo de composite directo, con toda la paleta de  opacadores y tintes. El pulido final se cumple con  discos FlexiDisc y FlexiBuff.

 

 

 

 

 

GERODONTOLOGÍA

 

La lengua reflejo de la actividad muscular lingual…   Kikutani T et al (Gerodontology 2009 dic;26(4):291) se propusieron averiguar la posible relación entre el grado de recubrimiento lingual y la función bucal. Este depósito como de moho que se forma sobre la lengua incluye microorganismos, restos alimentarios y células epiteliales. Se considera  que la función motora de lengua y labios y la secreción salival decrecen con la edad, con un efecto sobre la acumulación de esa saburra. El efecto de la saliva ya ha sido publicado, no así el de la acción muscular lingual. Examinaron esto en 48 sujetos de avanzada edad (media 80,8 +/- 7,8) sin enfermedad periodontal severa. Examinaron la frecuencia de la limpieza, el estatus de higiene bucal, la función motora de la lengua y la actividad masticatoria, como factores asociados posibles. Las pruebas realizadas mostraron que la función lingual mejoraba con el adiestramiento y que con ello se redujo la cantidad de saburra en 27 de esas personas.

 

 

No a la lavandina…   Davi LR et al (Gerodontology 2009 ag 25) sumergieron especimenes de acrílico para dentaduras en solución de hipoclorito de sodio al 0,5%, 1%, Clorox y agua. Concluyeron que 8 h de inmersión en la solución al 1% influye sobre la estabilidad del color y la resistencia a la flexión, durante el período simulado de 180 días.

 

 

 

 

 

 

MATERIALES

 

Composite indirecto, grado de conversión, termociclado…    Souza RO et al (J Prosthodont 2009 dic 21) evaluaron el grado de conversión (DC) de 4 composites indirectos (CI) procesados en diferentes unidades de polimerización e investigaron el efecto envejecimiento térmico sobre la resistencia flexural y la microdureza. Especímens de: Gr 1: Resilab (Wilcos); Gr2: Sinfony (3M ESPE); Gr3: VITA VMLC (VITA Zahnfabrik); Gr4: VITA Zeta (VITA Zahnfabrik). El termociclado redujo la RF de los 3 CI probados con respecto de los no termociclados. No afectó la dureza, exceptuado VITA Zeta. Sólo Sinfony fue  afectado por el termociclado. Hubo más diferencias por materiales y por termociclado.

 

Deterioro superficial de los materiales por cepillado…    Heintze SD, Forjanic M, Ohmiti K y Rousson V.(Dent Mater 2009 dic 24) probaron especímenes de composites microrrellenados: Adoro, Filtek Supreme, Heliomolar; de microhíbridos: Four Seasons, Tetric EvoCeram; híbridos: Compoglass F, Targis, Tetric Ceram; macrohíbrido: Grandio), dos cerámicos: IPS d.SIGN e IPS Empress pulido. Concluyeron que la aspereza y el pulido de los materiales probados se modifican con el tiempo y la fuerza del cepillado.

Aparte del Grandio, los híbridos resultaron mas propensos  a las alteraciones de la superficie que los microrrellenados. El deterioro potencial de un composite puede ser evaluado rápidamente por medición del brillo superficial. Se requiere cepillado por 10 h = 72.000 pasadas.

 

Citotoxicidad y biocompatibilidad de protectores pulpares directos e indirectos…   Modena KC, Casas-Apayco LC, Atta MT, Costa CA, Hebling J, Sipert CR, Navarro MF y Santos CF. (J Appl Oral Sci 2009 dic;17(6):544) nos recuerdan que una gran cantidad de materiales dentales presentan efectos citotóxicos cuando se los aplica en la proximidad o en contacto con la pulpa dental y que el único material que parece estimular una pronta reparación pulpar, dentina dura y formación de una barrera tisular es el hidróxido de calcio.

 

 

 

 

 

 

IMPLANTOLOGÍA

 

Reemplazo de un solo diente superior izquierdo
Alexis E. Mendez (Revista Mexicana de Odontología Clínica) incorporó a un paciente (tras un programa de control de placa bacteriana y tratamiento periodontal pertinente.) para la restauración protésica mediante  instalación de un implante inmediato a la exodoncia y  colocación posterior de una corona cerámica pura cementada.

El espacio oclusal tanto en sentido mesio-distal como ápico-coronal era adecuado. La disponibilidad ósea era suficiente en sentido vertical y en sentido vestíbulo-palatino.

Se indicó la colocación de un implante de 4 mm de diámetro por 13 mm de longitud en forma inmediata a la exodoncia de un resto radicular. Como se trataba de una zona de alto compromiso estético, se sumergió el cuello del implante 2 a 3 mm por encima del límite amelocementario de las piezas vecinas (si no tienen pérdida de inserción) en sentido vertical y 1 mm por dentro de la línea que une ambos dientes contiguos a nivel del cuello en sentido vestíbulo-palatino. Se tuvo especial cuidado en la conservación del hueso a nivel de los dientes vecinos para dar apoyo a la papila dental.

Exteriorización del implante y colocación del tapón de cicatrización.- En la etapa rehabilitadora, a los seis meses, optamos por la colocación de un tapón de cicatrización RP de 3 mm de alto por 4 mm de plataforma. Se observó radiográficamente su posición  correcta. Este pilar de cicatrización permitirá ir modelando los tejidos blandos en forma gradual hasta alcanzar los contornos gingivales deseados (emergencia gingival).

Conformación del embudo periimplantario y toma de impresiones.- Al cabo de 30 días se decidió retirar el pilar y continuar con la toma de impresiones para la confección de la corona definitiva. Para ello elegimos una transferencia para cubeta abierta y el análogo correspondiente al implante que habíamos instalado.

Luego, llevamos a cabo la transferencia en el lugar del implante, confirmamos radiográficamente su adaptación y con una cubeta perforada (estándar o individualizada para el paciente), y una silicona, procedimos a tomar la impresión. Cuando polimerizó la silicona, retiramos el tornillo pasante de la transferencia y la impresión. En ésta, posicionamos el análogo y continuamos con el vaciado, para obtener el modelo definitivo.

Confección del provisional.- Debido a los tiempos de espera para la instalación de la corona definitiva y al compromiso estético que debíamos afrontar, una vez retirado el tapón de cicatrización y tomada la impresión, elaboramos en forma directa un provisorio utilizando un pilar UCLA calcinable, de 4 mm de diámetro con hexágono y tornillo Ti Hex y un diente de stock con características similares al pretendido y del color apropiado. Dicho pilar se ajustó al implante con el tornillo pasante y se cortó en el largo adecuado. Tapamos la entrada del tornillo con cera y ahuecamos un diente de stock abriendo la cara oclusal, de modo tal que coincidiera el eje del pilar y así ajustar el provisorio en boca.

Con una piedra asperizamos el calcinable y lo pincelamos con monómero. Al diente de stock lo rebasamos con acrílico del color apropiado, recortamos los excesos, pulimos correctamente y terminamos con pasta de alto brillo. En oclusal se obturó la chimenea con una torunda de algodón y gutapercha, de modo que, llegado el momento de retirar el provisorio, con sólo quitar el tapón y posteriormente el tornillo de fijación, fue suficiente. Ante el requerimiento estético de parte del paciente, optamos por eliminar la antigua amalgama de la pieza 2.4 y reemplazarla por una incrustación cerámica.

 

 

Foto 1. Imágenes pre y posoperatorias de 2.5

 

 

 

Foto 2. Ubicación del implante con respecto
al cuello de los dientes vecinos

Foto 3. Tapón de cicatrización de 3 mm de
alto para un implante RP

 

Foto 4. Control radiográfico

Foto 5. Embudo periimplantario

 

 

Foto 6. Elementos para realizar el modelo

 

 

Foto 7. Sistema de transferencia con radiografía de su adaptación abierta

 

 

 

Foto 8. Toma de impresión con cubeta

 

 

 

Foto 9. Vista de la impresión una vez retirada

 

Foto 10. Posicionamiento del análogo

 

 

Foto 11. Modelo definitivo con Gingifast

 

 

Foto 12. Se observa la amalgama en 2.4

 

 

Foto 13. Pilar UCLA posicionado

 

 

 

Foto 14. Recorte del pilar UCLA calcinable

 

 

Foto 15. Provisorio en 2.5

 

Foto 16. Modelo con cerámica en 2.4

Foto 17. Incrustación instalada en 24

 

 

 

 

MATERIALES

 

Composite indirecto, grado de conversión, termociclado…    Souza RO et al (J Prosthodont 2009 dic 21) evaluaron el grado de conversión (DC) de 4 composites indirectos (CI) procesados en diferentes unidades de polimerización e investigaron el efecto envejecimiento térmico sobre la resistencia flexural y la microdureza. Especímens de: Gr 1: Resilab (Wilcos); Gr2: Sinfony (3M ESPE); Gr3: VITA VMLC (VITA Zahnfabrik); Gr4: VITA Zeta (VITA Zahnfabrik). El termociclado redujo la RF de los 3 CI probados con respecto de los no termociclados. No afectó la dureza, exceptuado VITA Zeta. Sólo Sinfony fue  afectado por el termociclado. Hubo más diferencias por materiales y por termociclado.

Deterioro superficial de los materiales por cepillado…    Heintze SD, Forjanic M, Ohmiti K y Rousson V.(Dent Mater 2009 dic 24) probaron especímenes de composites microrreenados: Adoro, Filtek Supreme, Heliomolar; de microhíbridos: Four Seasons, Tetric EvoCeram; híbridos: Compoglass F, Targis, Tetric Ceram; macrohíbrido: Grandio), dos cerámicos: IPS d.SIGN e IPS Empress pulido. Concluyeron que la aspereza y el pulido de los materiales probados se modifican con el tiempo y la fuerza del cepillado

Aparte del Grandio, los híbridos resultaron mas propensos  a las alteraciones de la superficie que los microrrellenados. El deterioro potencial de un composite puede ser evaluado rápidamente por medición del brillo superficial. Se requiere cepillado por 10 h = 72.000 pasadas.

 

 

Citotoxicidad y biocompatibilidad de protectores pulpares directos e indirectos…   Modena KC, Casas-Apayco LC, Atta MT, Costa CA, Hebling J, Sipert CR, Navarro MF y Santos CF. (J Appl Oral Sci 2009 dic;17(6):544) nos recuerdan que una gran cantidad de materiales dentales presentan efectos citotóxicos cuando se los aplica en la proximidad o en contacto con la pulpa dental y que el único material que parece estimular una pronta reparación pulpar, dentina dura y formación de una barrera tisular es el hidróxido de calcio.

 

 

 

 

 

 

 

 

MISCELÁNEAS

 

La mala vida y boca adolescente...   Peres KG et al (Health Qual Life Outcomes 2009 nov 22;7:95) proponen que las malas condiciones sociales en la vida temprana pueden predisponer a los individuos a un estatus dental que a su vez impacte sobre calidad de vida de los adolescentes. El resultado de sus encuestas y evaluaciones destacó la importancia del medio  social temprano adolescente, como escolaridad de la madre y su situación de empleo, más la condición dental temprana y posterior sobre la calidad de vida del adolescente, al margen de sus ingresos y de los servicios odontológicos disponibles. Recogieron sus datos al nacer, a los 6 y a los 12 años. La más común de las  actividades afectadas fue la alimentación (44.8%), seguida por la higiene bucal y la sonrisa (15.6% y 15.0%). Peor el puntaje materno, peor el estado bucal adolescente. La fluorosis dental se asoció a un bajo impacto.

 

 

El juramento hipocrático hoy

 

En varios idiomas es posible encontrar el mismo juego de palabras que en un tiempo me creí original, el juego de hipocrático con hipócrita. ¿Por qué será? El manoseo del juramento de Hipócrates comenzó poco después de haber sido enunciado hace 25 siglos. En general, el objetivo fue reflejar los valores cambiantes, las costumbres (buenas) desvirtuadas y las creencias religiosas y de otros tipos asociadas al ejercicio ético de la medicina.

Una de las resoluciones tomadas en la II Asamblea General de la Asociación Médica Mundial, que se reunió en la ciudad de Ginebra del 8 al 11 de septiembre del año 1948, fue adoptar una declaración formal, con objeto de que fuera ratificada por el facultativo, en el momento de obtener el título profesional. Lamentablemente, en muchas Facultades de Medicina ha caído en desuso, o se ha convertido en mera fórmula, la antigua costumbre de pedir el Juramento de Hipócrates a los recién graduados; en consecuencia, y, por constituir ésta un factor de ética profesional, la Asociación Médica Mundial manifestó que la restauración del Juramento de Hipócrates, o bien su substitución por otra promesa más apropiada a los tiempos actuales, contribuiría a inculcar en el médico novel, los principios fundamentales de la ética profesional.

Al respecto, la declaración propuesta por la Asociación Médica Mundial -que copio a continuación -ha sido aceptada por "L Ordre des Médicins de France", la "Canadian Medical Asociation", y diversas Escuelas de Medicina y organizaciones médicas de todo el mundo.

La declaración es conocida actualmente como "La Declaración de Ginebra", "El Juramento del médico", y "La Consagración del Médico a su Profesión"; empero, hasta la fecha no se ha decidido todavía la denominación oficial que deberá ostentar. Se acepta que la versión moderna sea denominada: Juramento de Hipócrates, fórmula de Ginebra.

Considerando que los actos inhumanos perpetrados por algunos médicos durante guerras y dictaduras implican un desconocimiento o un lamentable quebrantamiento de la ética profesional y que urge restablecer a éstas en toda su dignidad, la AMM aconsejó que los médicos presten, al recibir sus diplomas, un juramento modernizado.

He aquí el texto de la nueva versión del juramento hipocrático:

 

En el momento de ser admitido entre los miembros de la profesión médica, me comprometo solemnemente a consagrar mi vida al servicio de la humanidad. Conservaré a mis maestros el respeto y el reconocimiento a que son acreedores.

Desempeñaré mi arte con conciencia y dignidad. La salud y la vida de mi enfermo será la primera de mis preocupaciones.

Respetaré el secreto de quien haya confiado en mí.

Mantendré en toda la medida de mis medios, el honor y las nobles tradiciones de la profesión médica. Mis colegas serán mis hermanos. No permitiré que entre mi deber y mi enfermo vengan a interponerse consideraciones de religión, de nacionalidad, de raza, de partido o de clase.

Tendré absoluto respeto por la vida humana, desde su concepción.

Aún bajo amenazas no admitiré utilizar mis conocimientos médicos contra las leyes de la humanidad. Hago estas promesas solemnemente, libremente, por mi honor"

Prometo solemnemente consagrar mi vida al servicio de la humanidad;

Otorgar a mis maestros el respeto y la gratitud que merecen;

Ejercer mi profesión dignamente y a conciencia;

Velar solícitamente, y ante todo, por la salud de mi paciente;

Guardar y respetar el secreto profesional;

Mantener incólume, por todos los medios a mi alcance, el honor y las nobles tradiciones de la profesión médica;

Considerar como hermanos a mis colegas;

Hacer caso omiso de credos políticos y religiosos, nacionalidades, razas, rangos sociales y económicos, evitando que se interpongan entre mis servicios profesionales y mi paciente;

Mantener sumo respeto por la vida humana, desde el momento mismo de la concepción; y no utilizar -ni incluso por amenaza- mis conocimientos médicos para contravenir las leyes de la humanidad.

Solemne y espontáneamente, bajo mi palabra de honor, prometo cumplir lo antedicho.

Elemental citar el tango, pero cierto: Hoy un juramento, mañana una traición. En históricas está el original]

 

 

 

 

 

 

 

ODONTOPEDIATRÍA

 

Odontología integral bajo anestesia general...   Lee PY, Chou MY, Chen YL, Chen LP, Wang CJ, Huang WH (Chang Gung Med J 2009 dic;32(6):636) señalan que no se ven habitualmente trabajos sobre las diferencias en el tratamiento bajo anestesia general (AG) según que se trate de nuños sanos o discapacitados. A ello está dedicado este estudio realizado en Taipei Chang Gung Memorial Hospital entre enero de 2004 y diciembre 2005. Los pacientes pediátricos tenían de 1 a 18 años. Los pacientes con necesidades especiales de atención por padecer por lo menos un tipo de discapacidad mental o física fueron asignados al Grupo D (discapacitados) y los demás al Grupo S (sano). Un total de 185 pacientes fueron asignados añ S y 112 al D; éstos eran significativamente mayores. No había diferencias importantes en el número medio de dientes tratados between the two groups. Fue mucho mayor el número de dientes extraídos en el grupo D y más coronas de acero y terapias pulpares en el  grupo H. La influencia en la elección de la modalidad anestésica, concluyen, depende de las condiciones médicas, pues el tratamiento bajo anestesia general es beneficioso y eficiente.

 

¡Mamá, eu quero mamar!...   Los brasileños colegas Telles FB, Ferreira RI, Magalhães Ldo N, Scavone-Junior H (Braz Oral Res 2009 dic;23(4):432) evaluaron el  efecto de mamar del pecho o de la botella sobre la persistencia en el uso del chupete o pacificador. Se valieron de cuestionarios (n = 723) para información sobre hábitos de succión nutritiva o no en niños de 3-6 años. Hallaron que cuanto más duraba la alimentación a pecho, menor era la edad a la que persistía el uso del chupete. Los amamantados con botella tendían a dejar el hábito por la misma época.

Formaron estos grupos:  G1 – no con pecho, G2 – pecho hasta los 3 meses (37.9%),  G3 – entre los 4 y 6 meses, G4 – entre los 7 y 12 meses (19.4%), G5 – más de 12 meses. Por persistencia de la mamadera y del pacificador, formaron grupos sin hábitos, hasta 2 años, 3-4 años (40.1% y 24.9%, respectivamente)  y 5-6 años.

 

Sube la fluorosis...   ...y bajan las caries, dicen los búlgaros Kukleva MP, Kondeva VK, Isheva AV, Rimalovska SI (Folia Med (Plovdiv). 2009 sept;51(3):45) y decidieron hacer un estudio al respecto en su país, sobre la base de trea trabajos epidemiológicos  en Plovdiv y Dimitrovgrad en 2004, 2005 y 2008. La hipótesis propuesta fue que la caries dental es menos frecuente en poblaciones con mayor prevalencia de fluorosis dental (con  predominio de casos moderados de ésta). Pero sus mediciones señalaron que La mayor prevalencia de fluorosis no necesariamente conduce a una baja prevalencia de caries y bajo índice CAO en esa población Fluorosis e in Dimitrovgrad en 2004: 56.99%, en Plovdiv en 2005--7.80%, y en 2008--23.18%. Dimitrovgrad en 2005 mostró menor prevalencia de caries y de índice CAO. En  2008 hubo un incremento de fluorosis y la prevalencia de caries aumentó en todos los grupos cronológicos, sin llegar a diferencias estadísticamente significativas.

 

 

 

 

 

 

 

OPERATORIA

 

Autograbado de dentina grabada...  Ikeda M et al (J Oral Sci 2009 dic;51(4):527) tuvieron curiosidad cómo afectaba a la adhesión el grabar con ác ido fosfórico una dentina que habría de recibir un adhesivo autograbador, es decir, grabando sobre grabado. Llegaron a la conclusión que pudo haber deducido cualquier persona prudente: el grabado previo con ácido no sería adecuado para incrementar la adhesión a la dentina de los sistemas adhesivos con autograbado. Con algunos sistemas hasta empeoraba.

 

Humedad dentinaria y permeabilidad cervical...   Carpena Lopes G y Colle Zanette A (Minerva Stomatol 2009 dic;58(11-12):593) realizaron 90 cavidades próximo-oclusales con el margen gingival en dentina, y las dividieron en 3 grupos (N=30) según el solvente del adhesivo (etanol/agua=SB, Single Bond 3M ESPE, acetona=PB, Prime & Bond NT Dentsply, y etanol=OP, OptiBond Solo Plus, Kerr). Y 3 subgrupos (N=10) según el tipo de  tratamiento previo de la cavidad después de lavar el ácido grabador ( 1) aire 10 s a 1 cm; 2) secado leve con algodón; 3) visible exceso de agua). Aplicaron composite híbrido en 4 incrementos. La media  de filtración marginal  fue: SB_a=1, SB_b=0, SB_c=1, PB_a=1, PB_b=1, PB_c=2, OP_a=0, OP_b=1, OP_c=1. PB dio más filtración que SB y OP (P=0.0316). En los subgrupos con humedad visible fue mayor la filtración marginal en dentina: en esmalte fue 0 para todos los grupos. Conclusión: Es mejor el sellado marginal   obtenido cuando después del grabado se seca con aire o algodón.

 

El relleno de composites fluidos y la interfaz...   Ikeda I ET AL (Dent Mater J 2009 Nov;28(6):679) prepararon cavidades de 1-mm de profundidad en dentina y de 2-mm, de Clase I y las restauraron con adhesivo autograbador y uno de 3 composites: fluido alto relleno o bajo relleno y un híbrido convencional. Con 1-mm, no hubo diferencias en integridad marginal en la adaptación a la pared entre los 3 composites. Con 2-mm-, los restaurados en volumen y con alto relleno de composite fluido el resultado fue similar al del híbrido convencional. Se observaron defectos cohesivos con las de 2 mm llenadas en volumen; pero cuando se usó en éstas la técnica incremental para el composite fluido de alto relleno y el híbrido convencional se obtuvieron resultados superiores.

 

Pulido abrasivo en restauraciones directas   Matthias Anton Pelka et al (Am Dent Assoc, 2010 141, (1), 63) verificaron que el uso de aire abrasivo, si bien es eficaz  para remover las manchas, aplicado a selladores y materiales de restauración produce pérdida de material y daños en la superficie. Los selladores resistieron el desgaste mejor que los composites fluidos, igual que los ionómeros vítreos. El aire abrasivo menos dañoso fue el ClinPro Prophy Powder. En su experiencia probaron: Tetric EvoCeram (Ivoclar Vivadent), Tetric Flow (Ivoclar Vivadent ), Grandio Flow (VOCO), Admira Seal (VOCO), Grandio Seal (VOCO) y Ionofil Molar (VOCO). Les  aplicaron tres abrasivos (Acclean Air Preventive Powder, AirFlow Prophylaxis Powder y ClinPro Prophy Powder), 10 segs cada uno.Tetric EvoCeram experimentó la menor pérdida en profundidad y los peores fueron los composites fluidos.

 

 

ORTODONCIA

 

Reabsorción radicular externa

 

Alicia Rosales(Revista Mexicana de Odontología Clínica Año 3/ Núm. III/ 2009)

  

La reabsorción dentaria puede ser fisiológica, como la que se produce en la exfoliación de los dientes temporales, o patológica, cuando afecta los dientes permanentes. Se podría definir como un mecanismo de defensa mediante el cual el organismo responde a un estímulo externo o interno y tiene lugar en los tejidos duros.

 

La reabsorción radicular externa es probablemente la secuela más común del tratamiento ortodóntico. Es un proceso impredecible, y cuando se extiende a la dentina, irreversible.

 

Tipos de reabsorción externa

 

Se sitúan en la superficie externa de la raíz y pueden observarse en los tercios cervical, medio y apical. Se clasifican en cuatro categorías:

 

1. Reabsorción superficial o transitoria. Involucra pequeñas áreas de la raíz. Debido a la falta de estímulo, las células clásticas cesan la reabsorción y las del ligamento promueven la reparación del cemento. No se detecta radiográficamente.

 

2. Reabsorción radicular inflamatoria externa o progresiva. Al recibir un estímulo duradero o de gran magnitud, se prolonga el proceso inflamatorio en las células clásticas que mantienen su acción sobre los tejidos mineralizados del diente, destruyéndolos poco a poco.

 

3. Anquilosis (por sustitución). La raíz se destruye debido a una necrosis del ligamento periodontal. Existe aposición de hueso en el cemento sin interposición de tejido periodontal.

 

4. Reabsorción por reemplazo. Los dientes llegan a ser una parte del hueso; gradualmente hay destrucción del diente por el hueso.

 

Dientes más susceptibles de sufrir reabsorción

 

Los dientes más afectados de acuerdo a su severidad son los laterales superiores, los centrales superiores, los incisivos inferiores, las raíces distales de los primeros molares inferiores, los segundos premolares inferiores y los segundos premolares superiores. Se cree que si no existe una reabsorción apical evidente en los incisivos maxilares y mandibulares entonces en otros dientes es menos probable que ocurra. El tercio apical es el lugar más frecuente de reabsorción, seguido por el tercio medio y finalmente el cervical.

 

Etiología de la reabsorción radicular externa

 

Factores biológicos: La reabsorción externa ha sido relacionada con varios factores: genética, nutrición, edad cronológica, edad dental, género, hábitos, dientes previamente traumatizados, quistes o tumores, avulsión, bruxismo y densidad del hueso de soporte.

 

Factores mecánicos

 

a) Tipo de movimiento ortodóntico

 

La intrusión es probablemente lo que más daña a las raíces; esta fuerza afecta el flujo sanguíneo hacia la pulpa y puede derivar en un daño pulpar irreversible, una calcificación e incluso una necrosis. Se recomienda usar fuerzas ligeras en las regiones con escasa vascularización, como el sector mandibular anterior.

 

b) Duración del tratamiento

 

El periodo largo de un tratamiento está directamente relacionado con la disminución de la longitud de la raíz, de ahí la importancia de considerar la duración del tratamiento como factor crítico en la aparición de reabsorción radicular.

 

c) Cantidad de movimiento o intensidad de la fuerza

 

Los movimientos ortodónticos se hacen en tejidos vivos que, si bien reaccionan favorablemente cuando reciben fuerzas moderadas, pueden desarrollar patologías si se someten a fuerzas intensas y/o tratamientos prolongados; de ellas la reabsorción radicular es la más frecuente y relevante.

 

La fuerza ideal aplicada a los dientes debería ser la misma que tienen en su erupción y migración mesial, es decir, de 29 a 69 g/cm2. Sin embargo, esta fuerza no induce los movimientos para cambiar las posiciones de los dientes y es necesario sobrepasarla. Se recomienda que sea lo más moderada posible para conseguir el desplazamiento radicular con el mínimo peligro para garantizar la integridad del diente y del periodonto.

 

Se clasifican como fuerzas intensas las que sobrepasan los límites de 200-300 g y como suaves las comprendidas entre 30 g y 150 g. Entre éstas, 30-70 g se recomienda para los movimientos de inclinación, 80-150 g para los de traslación, 50-100 para enderezar la raíz, 35-60 en rotación, 35-60 para extrusión y 10-20 en intrusión. Los valores más bajos son adecuados para los incisivos y los más altos para los molares.

 

Reabsorción durante el tratamiento ortodóntico

 

Un diente se mueve a una nueva posición con las estructuras de soporte. Después de aplicar una fuerza se desarrolla a cada lado del diente una zona de presión y de tensión, dominadas por el estiramiento de fibras periodontales.

 

Lado de presión

 

En el tejido periodontal las células progenitoras se han diferenciado en células especializadas (osteoclastos), responsables de la reabsorción directa de la pared del hueso alveolar de los dientes en movimiento. También inducen reacciones inflamatorias como permeabilidad y quimiotaxis vascular, y aumentan los niveles de prostaglandina, que propician la reabsorción ósea. Se presenta una abundante irrigación sanguínea donde ocurre una rápida reabsorción y reconstrucción.

 

Lado de tensión

 

El número y función de los fibroblastos y osteoblastos aumentan después de las 30 a 40 horas de aplicar una fuerza ortodóntica. Hay macrófagos en grandes cantidades alrededor de la zona hialinizada, mismos que contribuyen al desmoronamiento de colágeno y a la fagocitosis. Eliminan el tejido necrótico mientras liberan prostaglandinas, las que a su vez estimulan la reabsorción ósea. A medida que existe estiramiento de fibras periodontales, nuevo material no mineralizado se deposita alrededor de las fibras que están en estrecha relación con la pared del hueso alveolar. Después de algún tiempo, toda la pared alveolar será cubierta por una capa de osteoide, producida por osteoblastos.

 

Proceso de la reabsorción radicular externa

 

La superficie radicular está protegida por una barrera constituida por el cementoide y las células productoras de cemento. El inicio de la reabsorción depende de las alteraciones de la barrera. Así, los osteoclastos aparecen en una superficie ósea desprotegida; su formación y actuación son estimuladas por mediadores de los procesos de defensa, como la prostaglandina y la interleucina y por productos de agentes agresores, como las endotoxinas bacterianas, que eliminan las sustancias orgánicas e inorgánicas del hueso.

 

Las células responsables de la reabsorción de tejidos mineralizados son los dentinoclastos y cementoclastos. Ocupan depresiones del tejido óseo, llamadas lagunas de Howship; en contacto con el tejido mineralizado y en respuesta a estímulos, se unen para formar los osteoclastos multinucleados. Su citoplasma promueve la fijación de la célula en la periferia de la laguna, donde se generan los fenómenos de reabsorción.

 

Cuando se ha formado una laguna de reabsorción, lo que sigue dependerá de la aplicación de la fuerza. Si continúa, seguirá la reabsorción; pero si está ausente o por debajo de cierto nivel, la reparación comenzará en las lagunas con el depósito de cemento.

 

La reabsorción radicular en el tratamiento ortodóntico está vinculada a un daño local del ligamento periodontal, en particular con hialinización. El espacio periodontal aumenta para una actividad celular elevada y la proliferación de estructuras vasculares. A lo largo de la pared alveolar se observa una cadena de osteoclastos. Durante el movimiento ortodóntico rápido se presenta el desmoronamiento de las fibras viejas y se forman nuevos elementos. La reabsorción radicular cesa si el tratamiento ortodóntico es interrumpido o detenido. La reparación producirá nuevos depósitos de precemento en la superficie radicular, con lo cual se establece una nueva barrera.

 

En casos en los cuales la respuesta inflamatoria es más intensa, el daño al cemento progresa hasta la reabsorción de la capa de cemento intermedio que cubre las terminaciones de los túbulos dentinarios. Los túbulos se encuentran entonces abiertos y se comunican con las células inflamatorias de resorción (macrófagos y osteoclastos) dentro del ligamento periodontal y el hueso alveolar. Si la pulpa es necrótica e infectada, algunos productos bacterianos se escapan por los túbulos y se vuelven el estímulo para la fagocitosis continua; causan inflamación y el progreso de la reabsorción ósea y radicular. Si se permite que continúe, el proceso de reabsorción puede destruir la raíz y el hueso alveolar adyacente.

 

Consideraciones clínicas de la reabsorción externa

 

Evaluación radiográfica. Aparece una zona radiolúcida adyacente a la reabsorción radicular.

 

Pruebas de sensibilidad. No hay sensibilidad pulpar.

 

Examen clínico. La palpación del tejido puede demostrar una fluctuación o la presencia de una fístula.

 

Tratamiento. Como se asocia a patología pulpar, es esencial la terapia endodóntica para reducir el proceso inflamatorio.

 

 

 

 

 

 

 

PATOLOGÍA

 

Granulomatosis de Wegener …   Reboll R, Zapater E, Calabuig C, Basterra (J.Med Oral Patol Oral Cir Bucal. 2009 dic 29) recuerdan que la granulomatosis de Wegener es una vasculitis granulomatosa multisistémica que, aun cuando afecta sobre todo las vías aéreas y los riñones, puede afligir cualquier órgano. Las manifestaciones otorrinolaringológicas pueden ser úlceras bucales, tumefacción gingival o   perforaciones del tabique que causen nariz deforme en silla de montar, rinitis, sinusitis y pérdida de la audición. Las úlceras bucales  suelen ocurrir cuando la enfermedad está avanzada. El diagnóstico deriva de los  síntomas y signos clínicos, la presencia de c-ANCA y biopsia positiva. La anatomía  patológica se caracteriza por vasculitis, inflamación granulomatosa con células gigantes polinucleares y necrosis. El pronóstico  ha mejorado de resultas del tratamiento que asocia inmunosupresores con corticosteroides.

 

Adenoma sebáceo submandibular…   Zare-Mahmoodabadi R et al (J Oral Sci. 2009 dic;51(4):641) señalan lo raro que es el adenoma sebáceo de la glándula  submandibular, apenas el 0.1% de todas las neoplasias de las glándulas salivales y menos del 0.5% de los  adenomas salivales. Histológicamente, son neoplasias benignas  consistentes en células sebáceas dispuestas en nidos que forman acinos  y conductillos. Puede producirse metaplasia oncocítica en algunas áreas. En un caso, con el diagnóstico presuntivo de sialadenitis/sialolitiasis, al paciente le administraron antibióticos; pero no resultaron. La biopsia excisional resultó en un diagnóstico de adenoma sebáceo. A1 año, no había aún recidivas

 

Tromboembolismos venosos…    Forouzanfar T et al  (Int J Oral Maxillofac Surg. 2009 dic 15) llevaron a cabo un estudio retrospectivo de la incidencia y de los factores de riesgo de tromboembolismos venosos (TEV) durante la cirugía maxilofacial, en pacientes vistos de enero 2005 a junio 2006. Revisaron las historias clínicas buscando lo relacionado con trombosis venosa profunda (VP) y embolismo pulmonar (EP) y los 411 pacientes (edad media: 32 (+-17), seguidos entre 23 y 639 días,  llenaron un cuestionario pertinente. Ninguno había recibido profilaxis del TE. Ésta, consideraron finalmente, está justificada en pacientes con claros factores de riesgo potencial. Estaban en riesgo los paciente que habían recibido implantes con injerto óseo.

 

 

 

 

 

 

 

 

PERIODONCIA

Compromising Positions
Joe Mantegna hace de periodoncista donjuanesco

 (Compromising Positions)

Surcos radiculares en laterales maxilares…   Carlos Estrela, Hélio Lopes Pereira y Jesus Djalma Pécora (Braz Dent J (1995) 6(2): 143) presentan un caso de surco radicular en un lateral superior con fístula vestibular de un hombre de 58 años, cuyo diente debió ser extraído y se vio que los surcos eran tan profundos como para comunicarse con la cámara pulpar. Withers et al. (1981) hallaron una incidencia de 2,3% en 2099 laterales y centrales de 531 pacientes. Pécora et al. (1991) los hallaron en 2% de centrales y 2,6% de laterales, en 500 dientes. Pécora y Cruz Filho (1992) los observaron sobre todo en lingual de los laterales superiores: sobre 642 pacientes un 3,9. En el caso en cuestión, los surcos se extendían desde la corona hasta el fondo de la bolsa periodontal, lo cual sugirió la  posibilidad de su extensión región apical. Es difícil descubrir estos surcos en la radiografía porque se superponen a la imagen del conducto.

 

Nueva técnica de ROG para la zona estética…    Fabbri G, Brennan M, Manfredi M, Ban G (Int J Periodontics Restorative Dent 2009 Oct;29(5):543) presentan una nueva técnica para utilizar en casos de reabsorción horizontal del reborde alveolar, mediante una placa y tornillo de fijación  reabsorbibles (copolímero ácido poliláctico/ ácido poliglicólico) que provee un andamiaje rígido para las astillas de hueso y una barrera  colágena reabsorbible (Bio-Gide, Osteohealth) para contener el injerto. Suele dar un buen resultado estético y no requiere una segunda intervención.

 

  Técnica del bolsillo y el túnel...   Azzi R, Etienne D, Takei H y Carranza F (Int J Periodontics Restorative Dent 2009 oct;29(5):515) utilizan con éxito la técnica quirúrgica mínimamente invasiva del bolsillo y el túnel como plástica periodontal que introduce tejido conectivo subepitelial como injerto libre dentro de un bolsillo por debajo del margen gingival, el que fue creado mediante incisiones sulculares en torno de los dientes afectados. El injerto óseo autógeno colocado en el defecto de una pared a través de una incisión tubular, después de alisar la raíz, queda protegido dentro del bolsillo receptor estable, con un abundante aporte sanguíneo.

 

 

 

 

Se traza una incisión desde ambos lados, desde el primer premolar a los centrales, más una disección parcial con el fin de crear un bolsillo profundo más allá de la unión mucogingival manteniendo la punta de las papilas interproximales unidas a los dientes por debajo del punto de contacto proximal. Del paladar se recolecta el injerto y se sutura inmediatamente.

Mediante suturas 4-0, con delicadeza se inserta dentro del bolsillo creado y se lo estabiliza con suturas. Se aplica cemento quirúrgico. El uso de Emdogain ayuda a la cementogénesis

 

 

 

 

 

PREVENCIÓN

 

Higiene interdental y formación de placa supragingival...   Salvi GE et al (Oral Health Prev Dent 2009;7(4):383) efectuaron un estudio clínico de ceguera simple, paralelo, aleatorizado y controlado con el modelo de gingivitis experimental (Löe et al, 1965). Reclutaron 32 estudiantes y formaron los siguientes grupos, experimental o control: A, se cepilló con dentífrico fluorado 60 s dos veces por día; B usó hilo dental no encerado dos veces por día; C usó hilo dental encerado dos veces por día en todos los espacios interproximales, y el D se enjuuagó dos veces por día con agua corriente (control). Conclusión: El cepillado sin hilo y el hilo sin cepillado no previenen la formación de gingivitis. El hilo encerado removió más biofilme que el no encerado.

Mientras tanto, Hotta M et al (Oral Health Prev Dent 2009; 7(3):283) probaron si un nuevo cepillo dental era capaz de remover los depósitos artificiales de placa en las áreas interproximales del modelo. Opinaron que sí, sin comentar el valor del hilo dental.

 

Composite con refuerzo vítreo para inhibición de caries: liberación de fosfato de calcio...   .Xu HH y Moreau J (J Biomed Mater Res B Appl Biomater 2009 oct 6) estimaron que el composite de refuerzo vítreo con fosfato tetracálcico (FTC), fotocurado, tiene potencial para compartir resistencia a las cargas e inhibición de caries. Probaron este composite que posee partículas de FTC incorporadas, para que liberara Ca y PO(4), mientras las partículas vítreas proveen la resistencia. Ésta fue dos veces superior a la de un ionómero vítreo reforzado con resina. La liberación de los iones se produce cuando el pH baja del neutral al cariogénico 4.

 

Dentífrico con antimicrobianos contra la placa…   J. Moran, R. G. Newcombe, P. Wright, J. Haywood, I. Marlow y M. Addy (J Clin Periodontol 2005; 32: 841) investigaron clínicamente en 24 personas la utilidad de un dentífrico nuevo con un antimicrobiano para ver si era superior a los corrientes en la inhibición de placa. No lo fue.

 

 

 

 

PRÓTESIS

 

Cuánto se puede postergar el vaciado de los alginatos...   Terence A. Imbery, Joshua Nehring, Charles Janus, y Peter C. Moon (J Am Dent Assoc, 2010 141, (1), 32) buscaron  determinar si 2 hidrocoloides irreversibles (Cavex ColorChange, y Jeltrate Plus Antimicrobial Dustless Alginate Impression Material,) eran dimensionalmente exactos después de 5 días de almacenamiento. Ambos  alginatos bien almacenados  pueden producir impresions al 5° día que sean exactas para for modelos de diagnóstico y para fabricar prótesis de acrílico, pues las mínimas variaciones no fueron estadísticamente significativas.

Bastante buenos los Maryland…   Heather K. Hill, David Landwehr y Steven Armstrong (J Am Dent Assoc 2009; 140, (6), 706) preguntan “¿Cuánto dura un Maryland?” Para responder hace una extensa búsqueda bibliográfica (6110 títulos y 214 resúmenes) con exigencias adecuadas para la selección, con un análisis a fondo del texto completo de 93 trabajos e inclusión de 17. El meta-análisis estimó una supervivencia de puentes fijos adheridos (PFA), o, popularmente, “Marylands,” del 87,7% a los 5 años. La complicación más frecuente fue el despegamiento (19.2). Las complicaciones biológicas, como caries  de los pilares y periodontitis, en 1.5 %. Conclusiones: Si el problema principal es el despegamiento, los odontólogos debieran dedicar más tiempo y atención a la etapa crucial a la realización. Sin una alternativa válida los PFA, a confeccionar sin omitir el consentimiento informado.

 

Hilo de retracción mágico…   Ulrike S. Beier, Robert Kranewitter y Herbert Dumfahrt (Int J Prosthodont 2009;22:143) evaluaron en 269 pilares un nuevo sistema de retracción gingival (Magic FoamCord* - MFC) previo a las impresiones para PPF. Registraron la línea de preparación con respecto de la cresta de la gíngiva marginal (nivel I a III) y su tipo (ie, hmbro o bisel), que fueron evaluados en la impresión final. Compararon con un sistema de hilo convencional. Resultados: De las 269 impresiones evaluadas, 93.7% fueron clínicamente aceptables. La calidad lograda fue major cuando la  el borde de la preparación estaba no más de 2 mm subgingivalmente.

*Magic FoamCord es un nuevo sistema de retracción gingival no hemostático de  Coltène/Whaledent. Es el primer vinilpolisiloxano expansivo que no traumatiza, se aplica con jeringa más un sistema (Comprecap) que se aplica parta mantener la  presión. A los 5 minutos, se retiran la espuma y la tapita, fácilmente, y se toma la impresión. Es más costoso y no sería más rápido. Además, los evaluadores opinaron que era menos eficaz, sobre todo subgingivalmente. Si hubiera sangrado, igual requiere el uso de hemostásicos.

 

 

 

 

 

 

RADIOLOGÍA

 

Mejores decisiones con las radiografías…    Mileman PA y van den Hout WB.(Int J Comput Assist Radiol Surg. 2009 jun;4(4):367) probaron con 227 estudiantes una ayuda de decisiones (AD) en cuanto a caries dentinaria con un conjunto de radiografías. Sobre 56 caras proximales había 14 sanas, 19 con caries adamantina y 23 con lesiones dentinarias (de acuerdo con la “norma de oro” histológica). Los alumnos usaron después la AD y se averiguó si había mejorado la sensibilidad, como ocurrió un poco en verdad.

 

Senos maxilares en panorámicas de mayores de 50…   Mathew AL, Pai KM, y Sholapurkar AA (J Contemp Dent Pract. 2009 nov 1;10(6):E041) hipotetizaron que los hallazgos en los senos maxilares en ancianos serían más frecuentes en personas dentadas. En 105 sujetos iniciales y 97 seleccionados por calidad de las Rx. Tenían un diente natural por lo menos 50 en el maxilar superior y 39 ninguno. Hallaron quistes mucosos o engrosamientos  difusos de la mucosa en 42,26% de las personas. De los engrosamientos de la mucosa, 74,35%  se dieron en sujetos dentados. La prevalencia de los quistes fue de 206% en   dentados y ninguno en edéntulos, lo cual sugiere una causa odontogénica.

 

 

 

 

 

SALUD

 

Amalgama sí, amalgama no...   La FDA (Food and Drug Administration) de U.S.A. emitió un comunicado el 21 de julio de 2009 donde afirmó que las restauraciones con mercurio son seguras para los pacientes, con lo cual revirtió una advertencia anterior contra su  uso en ciertos pacientes.
"Si bien el mercurio ha sido asociado a efectos adversos para la salud en niveles de exposición elevados, los liberados por la amalgama no son suficientes para causar daño a los pacientes," dijo la FDA, sobre la base de unos 200 estudios científicos. NO recomienda hacerse cambiar los arreglos con amalgama por supuestos beneficios para la salud. La ADA estuvo de acuerdo en que no deben ponerse restricciones al uso de la amalgama.
Lo mismo señaló la AMA, en abril 2006.

 

Buches y cáncer de boca...   Un artículo publicado en el  Australian Dental Journal sostiene que existe ya “evidencia suficiente” de que los “colutorios con alcohol contribuyen a incrementar el riesgo de generación de cáncer bucal.” Los diarios allí publicaron: Los colutorios más vendidos de Australia pueden causar cáncer bucal y debieran ser retirados de las góndolas de los supermercados inmediatamente.

Se considera que el etanol  de esos buches permeabiliza la mucosa bucal para el paso de las sustancias cancerígenas, lo cual lleva a una mayor facilidad para que causen su daño. Un derivado del alcohol, el acetaldehido, que es  tóxico, puede acumularse en la cavidad bucal al enjuagarse, y se considera que es  carcinogénico. El Listerine, que ha sido respaldado por la Australian Dental Association (ADA), contiene hasta 26% de alcohol.

Un autor del articulo, el Profesor Michael McCullough declaró al The Sunday Telegraph que los colutorios con alcohol debieran ser vendidos sólo bajo receta y que debieran mostrar una advertencia. Con el coautor, Dr Camile Farah, de la University of Queensland's School of Dentistry, recomiendan que se reserven para “uso breve” o que sean reemplazados por versiones sin alcohol.

El estudio de 3210 personas que el alcohol de los colutorios es un "significativo factor'' de riesgo de cáncer de cabeza y cuello, sin que importe si los usuarios además beben alcohol o fuman. Pero es peor en fumadores, en quienes se incrementa nueve veces el riesgo de cáncer de boca, faringe y laringe. En los bebedores de alcohol aumenta cinco veces.

Autores de la Universidad de Sao Paulo declararon: “los colutorios permanecen más tiempo en la cavidad bucal que las bebidas y pueden causar agresión química a las células.” Según el Prof McCullough, los colutorios más populares contienen mayores concentraciones de alcohol que el vino o la cerveza. Éstos no se mantienen largo tiempo en boca, pasan, mientras que el buche queda dando vueltas. Y allí se convierte en acetaldehido.'' Además, si se come y toma, aumenta la salivación y la dilución del alcohol.

Se necesitan más investigaciones confirmatorias, o no.

 

 

 

 

TERAPÉUTICA

 

Una nueva troncular…   Dicen Shinagawa A, Chin VK, Rabbani SR y Campos AC (J Oral Maxillofac Surg 2009 dic; 67(12):2609) que la técnica para anestesia troncular de Gow-Gates tiene ventajas sobre las tradicionales en el logro del efecto deseado. No tiene tanto uso por las complicaciones en el alineamiento visual de las referencias anatómicas. Midieron en 15 imágenes de resonancia magnética las distancias entre lo que sería sitio de punción ideal a los puntos de inyección preconizados por G-G y el modificado y confirmaron la validez de la nueva técnica. QUIENES TENGAN INTERÉS EN CONOCERLA DEBEN DIRIGIRSE A LA REVISTA QUE COBRA MUY CARO POR PERMITIRLE VER EL ARTÍCULO.

Primero el negocio, después la salud

 

 

Estáfilo resistente a la meticilina…   Tuzuner-Oncul AM et al (Oral Surg Oral Med Oral Pathol Oral Radiol Endod 2009 jun;107(6):e1) señala que el Staphylococcus aureus meticilino-resistente es también resistente a oxacilina, penicilina y amoxicilina. Este patógeno hospitalario es una gran amenaza en los nosocomios. Hasta el 40% de la población normal es portadora del  S. aureus en las narina y esta proporción es aun mayor en el hospital. A un paciente con seria osteomielitis de la mandíbula con descarga purulenta, le diagnosticaron esta situación y le dieron un enfoque multimodal con clindamicina parenteral, irrigación con rifampicina local y fijación intermaxilar

 

Eficacia de la infiltración repetida para prolongar la duración de la anestesia pulpar en laterales superiores…   Jean Scott et al (J Am Dent Assoc 2009 140, (3, 318) observan que la anestesia pulpar disminuye después de 60 minutos en pacientes que  recibieron 1,8 mililitros de lidocaína al 2% con  epinefrina al 1:100,000 en el incisivo lateral superior. Los AA, en un estudio prospectivo, randomizado, de ceguera simple, cruzado para comparar el grado de anestesia pulpar obtenido en 40 adultos con 2 series de  infiltraciones, en dos sesiones: (1) una inicial de 1.8 m al 2% más una repetición  a los 30 minutos de la infiltración inicial, o (2)  una inicial igual más un placebo a los  30 minutos. Probaron los efectos con probador pulpar. La repetida real logró que perdurara el efecto entre 37 y 90 minutos postinyección.

 

 

                                    VOLVER