años:   2001    2002    2003   2004   2005   2006     2007  

 

 

                                 CLÍNICAS 2009

                                   mayo 2010

 

Deficiencia de vitamina 12 y fólico en estomatis aftosa recurrente... Kozlak ST, Walsh SJ y Lalla RV (J Oral Pathol Med. 2010 feb 7) nos recuerdan que la EAR es una afección de la mucosa bucal muy común y dolorosa. Aunque la etiología no es bien  conocida, una cantidad de factores pueden tener algún papel, incluidas las deficiencias nutricionales. Los AA compararon 100 sujetos, un grupo al que suministraron vitaminas, otro de control. Habían sufrido por lo menos tres episodios de EAR menor en los 12 meses previos y completaron un detallado Cuestionario para calcular la ingesta diaria de nueve diferentes vitaminas. Los compararon con 9033 sujetos de una encuesta nacional. Los estudiados afectados tras ser comparados con los controles mostraron que era muy probable que hubieran ingerido una cantidad significativa inferior de las vitaminas B12 y fólico. Confirma previos estudios que señalaban un vínculo entre la etiología de EAR y deficiencias de vitamina B12 y folato. Su consumo adecuado podría reducir los episodios de EAR preventivamente.

 

Excepcionales manifestaciones bucales de amiloidosis sistémica...   Elad S et al (Amyloid 2010 mar;17(1):27) La amiloidosis sistémica suele dar manifestación bucal en la lengua, asociada a menudo a mieloma múltiple. Los 3 pacientes que presentan los AA tuvieron  inusuales manifestaciones bucales de  amiloidosis primaria, en su opinión nunca presentadas. En 2 casos, se manifestó en boca  claramente en el momento del diagnóstico y los 3 casos terminaron en fallecimiento. Las manifestaciones bucales pueden contribuir al  diagnóstico de amiloidosis sistémica, lo cual es importante para la clínica. Se lo debiera considerar en un futuro como indicador para el pronóstico.

 

VOLVER (a Índice)

 

 

                                                    abril 2010

 

Reabsorción radicular externa…    Alicia Rosales (Revista Mexicana de Odontología Clínica Año 3/ Núm. III/ 2009) Un mal manejo clínico en ortodoncia  puede causar reabsorción radicular.

La reabsorción dentaria puede ser fisiológica, como la que se produce en la exfoliación de los dientes temporales, o patológica, cuando afecta los dientes permanentes. Se podría definir como un mecanismo de defensa mediante el cual el organismo responde a un estímulo externo o interno y tiene lugar en los tejidos duros.

La reabsorción radicular externa es probablemente la secuela más común del tratamiento ortodóntico. Es un proceso impredecible, y cuando se extiende a la dentina, irreversible.

Tipos de reabsorción externa

Se sitúan en la superficie externa de la raíz y pueden observarse en los tercios cervical, medio y apical. Se clasifican en cuatro categorías:

1. Reabsorción superficial o transitoria. Involucra pequeñas áreas de la raíz. Debido a la falta de estímulo, las células clásticas cesan la reabsorción y las del ligamento promueven la reparación del cemento. No se detecta radiográficamente.

2. Reabsorción radicular inflamatoria externa o progresiva. Al recibir un estímulo duradero o de gran magnitud, se prolonga el proceso inflamatorio en las células clásticas que mantienen su acción sobre los tejidos mineralizados del diente, destruyéndolos poco a poco.

3. Anquilosis (por sustitución). La raíz se destruye debido a una necrosis del ligamento periodontal. Existe aposición de hueso en el cemento sin interposición de tejido periodontal.

4. Reabsorción por reemplazo. Los dientes llegan a ser una parte del hueso; gradualmente hay destrucción del diente por el hueso.

Dientes más susceptibles de sufrir reabsorción

Los dientes más afectados de acuerdo a su severidad son los laterales superiores, los centrales superiores, los incisivos inferiores, las raíces distales de los primeros molares inferiores, los segundos premolares inferiores y los segundos premolares superiores. Se cree que si no existe una reabsorción apical evidente en los incisivos maxilares y mandibulares entonces en otros dientes es menos probable que ocurra. El tercio apical es el lugar más frecuente de reabsorción, seguido por el tercio medio y finalmente el cervical.

Etiología de la reabsorción radicular externa

Factores biológicos

La reabsorción externa ha sido relacionada con varios factores: genética, nutrición, edad cronológica, edad dental, género, hábitos, dientes previamente traumatizados, quistes o tumores, avulsión, bruxismo y densidad del hueso de soporte.

Factores mecánicos

Tipo de movimiento ortodóntico

La intrusión es probablemente lo que más daña a las raíces; esta fuerza afecta el flujo sanguíneo hacia la pulpa y puede derivar en un daño pulpar irreversible, una calcificación e incluso una necrosis. Se recomienda usar fuerzas ligeras en las regiones con escasa vascularización, como el sector mandibular anterior.

Duración del tratamiento

El periodo largo de un tratamiento está directamente relacionado con la disminución de la longitud de la raíz, de ahí la importancia de considerar la duración del tratamiento como factor crítico en la aparición de reabsorción radicular.

Cantidad de movimiento o intensidad de la fuerza

Los movimientos ortodónticos se hacen en tejidos vivos que, si bien reaccionan favorablemente cuando reciben fuerzas moderadas, pueden desarrollar patologías si se someten a fuerzas intensas y/o tratamientos prolongados; de ellas la reabsorción radicular es la más frecuente y relevante.

La fuerza ideal aplicada a los dientes debería ser la misma que tienen en su erupción y migración mesial, es decir, de 29 a 69 g/cm2. Sin embargo, esta fuerza no induce los movimientos para cambiar las posiciones de los dientes y es necesario sobrepasarla. Se recomienda que sea lo más moderada posible para conseguir el desplazamiento radicular con el mínimo peligro para garantizar la integridad del diente y del periodonto.

Se clasifican como fuerzas intensas las que sobrepasan los límites de 200-300 g y como suaves las comprendidas entre 30 g y 150 g. Entre éstas, 30-70 g se recomienda para los movimientos de inclinación, 80-150 g para los de traslación, 50-100 para enderezar la raíz, 35-60 en rotación, 35-60 para extrusión y 10-20 en intrusión. Los valores más bajos son adecuados para los incisivos y los más altos para los molares.

Reabsorción durante el tratamiento ortodóntico

Un diente se mueve a una nueva posición con las estructuras de soporte. Después de aplicar una fuerza se desarrolla a cada lado del diente una zona de presión y de tensión, dominadas por el estiramiento de fibras periodontales.

Lado de presión

En el tejido periodontal las células progenitoras se han diferenciado en células especializadas (osteoclastos), responsables de la reabsorción directa de la pared del hueso alveolar de los dientes en movimiento. También inducen reacciones inflamatorias como permeabilidad y quimiotaxis vascular, y aumentan los niveles de prostaglandina, que propician la reabsorción ósea. Se presenta una abundante irrigación sanguínea donde ocurre una rápida reabsorción y reconstrucción.

Lado de tensión

El número y función de los fibroblastos y osteoblastos aumentan después de las 30 a 40 horas de aplicar una fuerza ortodóntica. Hay macrófagos en grandes cantidades alrededor de la zona hialinizada, mismos que contribuyen al desmoronamiento de colágeno y a la fagocitosis. Eliminan el tejido necrótico mientras liberan prostaglandinas, las que a su vez estimulan la reabsorción ósea. A medida que existe estiramiento de fibras periodontales, nuevo material no mineralizado se deposita alrededor de las fibras que están en estrecha relación con la pared del hueso alveolar. Después de algún tiempo, toda la pared alveolar será cubierta por una capa de osteoide, producida por osteoblastos.

Proceso de la reabsorción radicular externa

La superficie radicular está protegida por una barrera constituida por el cementoide y las células productoras de cemento. El inicio de la reabsorción depende de las alteraciones de la barrera. Así, los osteoclastos aparecen en una superficie ósea desprotegida; su formación y actuación son estimuladas por mediadores de los procesos de defensa, como la prostaglandina y la interleucina y por productos de agentes agresores, como las endotoxinas bacterianas, que eliminan las sustancias orgánicas e inorgánicas del hueso.

Las células responsables de la reabsorción de tejidos mineralizados son los dentinoclastos y cementoclastos. Ocupan depresiones del tejido óseo, llamadas lagunas de Howship; en contacto con el tejido mineralizado y en respuesta a estímulos, se unen para formar los osteoclastos multinucleados. Su citoplasma promueve la fijación de la célula en la periferia de la laguna, donde se generan los fenómenos de reabsorción.

Cuando se ha formado una laguna de reabsorción, lo que sigue dependerá de la aplicación de la fuerza. Si continúa, seguirá la reabsorción; pero si está ausente o por debajo de cierto nivel, la reparación comenzará en las lagunas con el depósito de cemento.

La reabsorción radicular en el tratamiento ortodóntico está vinculada a un daño local del ligamento periodontal, en particular con hialinización. El espacio periodontal aumenta para una actividad celular elevada y la proliferación de estructuras vasculares. A lo largo de la pared alveolar se observa una cadena de osteoclastos. Durante el movimiento ortodóntico rápido se presenta el desmoronamiento de las fibras viejas y se forman nuevos elementos. La reabsorción radicular cesa si el tratamiento ortodóntico es interrumpido o detenido. La reparación producirá nuevos depósitos de precemento en la superficie radicular, con lo cual se establece una nueva barrera.

En casos en los cuales la respuesta inflamatoria es más intensa, el daño al cemento progresa hasta la reabsorción de la capa de cemento intermedio que cubre las terminaciones de los túbulos dentinarios. Los túbulos se encuentran entonces abiertos y se comunican con las células inflamatorias de resorción (macrófagos y osteoclastos) dentro del ligamento periodontal y el hueso alveolar. Si la pulpa es necrótica e infectada, algunos productos bacterianos se escapan por los túbulos y se vuelven el estímulo para la fagocitosis continua; causan inflamación y el progreso de la reabsorción ósea y radicular. Si se permite que continúe, el proceso de reabsorción puede destruir la raíz y el hueso alveolar adyacente.

Consideraciones clínicas de la reabsorción externa

Evaluación radiográfica. Aparece una zona radiolúcida adyacente a la reabsorción radicular.

Pruebas de sensibilidad. No hay sensibilidad pulpar.

Examen clínico. La palpación del tejido puede demostrar una fluctuación o la presencia de una fístula.

Tratamiento. Como se asocia a patología pulpar, es esencial la terapia endodóntica para reducir el proceso inflamatorio.

Caso clínico

Paciente femenino de 35 años de edad que no expresa antecedentes patológicos. El motivo de su consulta es por presentar dolor y una fístula en el primer molar inferior derecho. Refiere que su tratamiento ortodóntico se llevó a cabo durante ocho años, con periodos de descanso de aproximadamente un año y dos de tratamiento activo.

Conclusiones

Durante la ortodoncia realizada el efecto secundario más frecuente es la reabsorción radicular, la cual cesa con la finalización del procedimiento. Por ello, quien realice un tratamiento ortodóntico debe entender la estrecha relación que existe entre reabsorción radicular, la magnitud de la fuerza aplicada y la duración de las técnicas empleadas. En este sentido, son requisitos esenciales una historia cuidadosa del caso previa al comienzo del tratamiento y el control radiográfico periódico durante y después del mismo. Siempre debe tenerse en cuenta que la reabsorción apical es una lesión dentaria que no se regenera y queda de manera permanente.

Foto 1. En su radiografía inicial se
observó una zona radiolúcida en la raíz
distal con reabsorción radicular

Foto 2. Clínicamente presentó un fístula
entre el primero y segundo molar, por lo
que se tomó una radiografía con la prueba
de gutapercha

Foto 3. El plan fue realizar el tratamiento
de conductos radiculares y, posteriormente,
su restauración

Foto 4. A un año de terminado su tratamiento
se tomó una radiografía de control, en ella
se observó una reparación de la lesión

Foto 5. Después de un año y nueve meses

Foto 6. A los dos años y ocho meses

 

VOLVER (a Índice)

 

 

 

                                                          febrero 2010

Con pelos en la lengua…   No cualquiera tiene pelos en la boca o en la lengua, pero Felice Femiano et al (OSOMOP 2009 dic; 108 (6), e13) presentaron un caso desusado con esas manifestaciones originadas en un síndrome ovárico poliquístico (SOP). Como otras enfermedades, el SOP puede generar un exceso de andrógenos (hiperandrogenismo); pero ésta es la causa más común del hirsutismo, que da los siguientes rasgos clínicos: períodos menstruales irregulares, infertilidad, exceso de  pelo y obesidad. El diagnóstico se confirma con exámenes hematoquímicos. Lo inusual es la  aparición en boca de pelos negros similares a los nasales, ciertamente atípico. Este hirsutismo bucal fue esencial en el diagnóstico  de SOP. En hipótesis, se correlacionaría con el alto nivel de testosterona circulante que  influyó en la aparición de folículos pilosos en la  mucosa bucal.

 

Coagulación actualizada...   Gregory Romney y Michael Glick (J Am Dent Assoc, 2009; 140 (5), 567) describen el proceso, según M Hofman (2003) de coagulación con base en un modelo celular, para reemplazar el tradicional “en cascada.” La coagulación tiene lugar en diferentes superficies celulares en tres pasos que se superponen: iniciación, amplificación y propagación. Al destacar la importancia celular en el control durante la coagulación, este modelo permite una comprensión más profunda de cómo la hemostasia trabaja in vivo y sobre los mecanismos patofisiológicos en los trastornos de la coagulación. Por ejemplo, este modelo propone explicaciones más adecuadas a la vieja teoría en relación con la lectura de tiempo de protrombina, tiempo de  tromboplastina parcial activada y razón  internacional normalizada.

 

 

VOLVER (a Índice)

 

 

 

 

 

                                                        enero 2010

 

Efectos del clenbuterol sobre las dimensiones de los músculos masetero, temporal, digástrico y lingules... Ishikawa C, Ogawa T, Ikawa T y Yamane A (Open Dent J 2009 sep 7;3:191) compararon los efectos hipertróficos del clenbuterol -- un agonista beta(2)-adrenérgico – sobre los músculos masetero, digástrico y temporal  con los de lengua, tibial anterior, sóleo, diafragma y corazón. Los pesos de M, D y T en el grupo del clenbuterol fueron 36 ~ 56% superiores a los controles, mientras los de tibial anterior, diafragma y corazón en el grupo experimental fueron 9 ~ 33% superiores a los controles. En los otros músculos no hubo diferencias significtivas.

Reacciones a los materiales resinosos…   Tillberg A, Stenberg B y Berglund A (Contact Dermatitis 2009 oct 6) estudiaron 618 informes recibidos por el Registro Nacional Sueco de Efectos colaterales de los Materiales Dentales, entre los cuales 36 (25 m, 11 v,  de 47,8 +/- 15,.6 años) se determinó que habían sido causados por resinas de uso odontológico. Les efectuaron entrevistas telefónicas y comprobaron que la mayoría de los síntomas eran bucales o éstos combinados con extrabucales aparecidos dentro de las primeras 24 horas consecutivas al tratamiento. Los más comunes fueron: cutáneos, úlceras bucales y boca urente. En un 50% de los pacienters, las lesiones habían desaparecido en una semana. Consideran los AA que es probable que no fueran reacciones alérgicas. Tampoco observaron reacciones a distancia en el tiempo- Consideran que es necesario encontrar tests provocadores para verificar la asociación entre la reacción y el material e identificar el componente responsable.

 

 

VOLVER (a Índice)

 

 

 

 

 

                                                      diciembre 2009

 

La evidencia ausente…   Dice J. D. Matthews (J Evid Based Dent Pract. 2009 sep;9(3):135) que los pacientes con dolor buscan alivio en Internet, pero su propia falta de información y la falta de contexto son barreras que le impiden comprender lo que leen. Los dentistas encaran desafíos en cierto modo similares, en especial cuando falta una evidencia clara. La excesiva confianza del clínico en su experiencia puede generar error de diagnóstico. Comprender los aspectos positivos y los puntos débiles de la evidencia y ponerla en contexto será  la habilidad crucial de los dentistas que deseen ejercer dentro del paradigma de la base de evidencia. [Para más al respecto, ver editorial]

 

La actividad oclusal en la  sinaptogénesis de los músculos masticatorios…    Según Kota Y, Yamane A, Tomohiro T y Asada Y (J Dent Res 2009 ag;88(8):768), la sinaptogénesis involucra la activación y eliminación de un receptor de acetilcolina nicotínica (nAChR) en la unión neuromuscular. El ratón  microftálmico (mi/mi) con una mutación en el gen mitf no puede efectuar actividad oclusal, porque sus dientes no erupcionan. En el masetero del mi/mi, la eliminación del nAChR se inicia, pero no progresa normalmente, después de 3 semanas de edad, cuando la actividad oclusal emerge en el ratón  +/+ , mientras la activación nAChR  progresa normalmente durante todo el período de sinaptogénesis. Las pautas de expresión de mRNA en las subunidades nAChR  en el temporal  y el digástrico del mi/mi difieren de las del masetero. Estas observaciones sugieren que, en el masetero, la actividad oclusal es esencial para  completar la eliminación del nAChR, pero no para la activación del nAChR y que la contribución de la actividad oclusal a la sinaptogénesis varía de uno a otro músculo masticatorio.

 

Olfacción…    Bromley SM y Doty RL (Oral Dis. 2009 ag 28) comentan que es bastante usual encontrar pacientes con perturbaciones del gusto, las que a veces representarían procesos patológicos específicos del sistema gustatorio, per se, pero raramente este es el caso. Porque. A menos que las papilas del gusto mediadoras de cualidades dulce, ácido, amargo, salado, tizoso, o metálico estén involucradas la disfunción gustativa inevitablemente refleja un daño del sentido del olfato. Sensaciones de 'gusto' (pollo,  chocolate, café, frutillas, salsa para bifes, pizza, y hamburguesas) dependen de la estimulación de los receptores olfatorios por la vía de la  nasofaringe durante la deglución. Los AA revisan  la anatomía, fisiología y patofisiología del sistema olfativo, y los medios para evaluar su funcionamiento en la clínica. [No es lo nuestro el tratamiento de los desórdenes de este sistema, pero sí reconocer la necesidad, confirmar que no se trata de un problema bucodental y derivar al otorrinolaringólogo.]

 

 

VOLVER (a Índice)

 

 

 

 

                                                     noviembre 2009

Lo que el dentista sabe de boca…    Ergun S et al (Int J Oral Maxillofac Surg 2009 ag 1) encuestaron a 300 dentistas para conocer las actitudes y la información que poseían sobre las lesiones de la mucosa bucal. Constituían 3 grupos: OGP, privados, OGC, en clínicas y OU universitarios no integrantes de cátedras de cirugía y clínica. Concluyeron que en general tienen dificultades para diagnosticar las LMB.

Un 85% admitió dificultades para diagnosticar LMB; 62% no actualizó sus conocimientos con la literatura; un 93% no efectuaba biopsias o consultaba con otros  profesionales. Menos OU intentaban tratar pacientes con LMB.

 

Anquiloglosia: hechos y mitos…   Suter VG y Bornstein MM J Periodontol 2009 ag;80(8):1204) efectuaron una revisión sistemática de los criterios de diagnóstico, indicaciones y necesidad de tratamiento de la “lengua atada” y variantes según el grupo etario. Analizaron en detalle lo encontrado sobre epidemiología, herencia, problemas de amamantamiento, grado de movilidad, desórdenes del habla, maloclusiones, recesiones gingivales, terapia y complicaciones por la cirugía. No hay una clasificación aceptada universal. Los problemas de amamantamiento en neonatos asociados a la anquiloglosia no  coincidieron en cuál es el tratamiento ideal. En niños y adulto está limitada la movilidad, pero el grado de malestar o de gravedad, así como la dificultad mayor o menor del habla son subjetivos y difíciles de categorizar. No hay  evidencias que apoyen la generación de recesiones gingivales. Frenotomía, frenectomía, y frenoplastía, como opciones quirúrgicas corrientes cuentan con limitada evidencia a favor o en contra. Conclusiones: No hay evidencias concluyentes sobre métodos de manejo del problema ni de cuándo está indicada la remoción o la observación.

 

Dientes geminados…   Tuna EB et al (J Dent Child Chic 2009 ag;76(2):109) estudiaron los dientes fusionados o geminados para determinar los problemas que podían generar estéticos, de espacio, periodontales, eruptivos y caries. El trabajo lo ilustran con dos casos similares con compromisos diferentes y métodos de tratamiento individualizado sobre la base de las necesidades de cada paciente. En el primer caso pudieron separar los dientes y el supernumerario fue extraído. En el segundo  caso, debido a la unión estructural hasta el ápice, se consideró mejor la extracción y la separación fuera de boca. Los controles clínicos y  radiográficos revelaron que los dientes estaban bien y dentro de los límites normales después de una observación prolongada. Si se procede con cuidado en el examen y diagnóstico, la hemisección fuera de boca e inmediato reimplante  puede ser considerado una alternativa  para casos apropiados de fusión de un diente permanente a un supernumerario.

 

¿Y usted sabe contestar qué es esta lesión roja del paladar?

Un hombre de 82 años concurre para hacerse una nueva prótesis maxilar. Se le descubrió una lesión asintomática de 1,5 x 1,5 cm, roja, macular e en el paladar duro lateral izquierdo posterior y tuberosidad (Fig 1). No estaba usando su dentadura y no había otras fuentes de irritación   identificables. Informó haber fumado cigarrillos de  muy joven, más de 50 años atrás. Dijo no beber alcohol.

Figure 1 Fig 1.
 

El clínico decidió observar la lesión de 2 semanas, lapso en el que no hubo cambios. Por lo tanto, efectuó una biopsia incisional. El epitelio  mostró una superficie papilar suave con hiperplasia de las crestas (Fig 2Go). Con mayor magnificación, las células exhibían una pauta de maduración desordenada con hipercromatismo, pleomorfismo e incremento del tamaño nuclear (Fig 3Go). Esto incluía todo el espesor del epitelio.

Figure 2 Fig 2. Hyperplasia con superficie rugosa (hematoxilina-eosina, x200).
Figure 3 Fig 3. Células hipercromáticas y pleomórficas por todo el epitelio (hematoxilina-eosina, x400).

Opciones para su diagnóstico

a. candidiasis

b. eritroplasia

c. quemadura

d. trauma por prótesis desadaptada

Respuesta 
B. "Eritroplasia," la contraparte roja de la  leucoplasia, designa la placa roja
de la mucosa bucal que no puede ser definida clínica o patológicamente como resultante de otra condición. Aunque no se la encuentra para nada con la frecuencia de la leucoplasia, preocupa más por las alteraciones displásticas o malignas. Virtualmente todas las verdaderas eritroplasias exhiben una  significativa displasia epitelial. Shafer yWaldron hallaron que el 51% de las eritroplasias mostraban  carcinoma evasivo;40%  severa displasia o carcinoma in situ (CIS) y el remanente 9%, displasia leve a moderada. En cambio, las leucoplasias que observaron tenían alteraciones displásicas o malignas en aproximadamente el 20% de todos los casos.

En este caso, la biopsia reveló CIS, etapa de  transición entre displasia epitelial premaligna y carcinoma espinocelular invasor. El CIS presenta alteraciones displásicas que involucran todo el espesor del epitelio, sin invadir las células tumorales la membrana basal hacia el conectivo. Al no haber alcanzado las estructuras linfovasculares,  aunque se lo considera un cáncer, teóricamente no  da metástasis en esta etapa. Es preciso asegurarse que no haya otros puntos de la lesión con invasión de la lámina propia.

Puede haber historia de tabaco o alcohol, así como pueden no descubrirse factores causales identificables. El tratamiento suele incluir la total  remoción abarcando claros márgenes. Se debe efectuar un detallado examen bucal y bucofaríngeo  para identificar otras posibles lesiones. Más el examen periódico por el resto de su vida.

Se está trabajando para identificar marcadores genéticos de transformación maligna que la histopatología del grado de displasia. (J Am Dent Assoc, Vol 137, No 11, 1537-1538. Brad W. Neville, DDS, Angela C. Chi, DMD y Molly Jeter)

 

 

VOLVER (a Índice)

 

 

 

 

 

                                                         octubre 2009

Medición simple de la secreción salival…   Kanehira T et al (Oral Surg Oral Med Oral Pathol Oral Radiol Endod 2009 jul 2) tomaron como grupo de estudio 41 personas hospitalizadas para una prueba simplificada del flujo salival en reposo, según la teoría de la cromatografía en papel. El sistema incluye 3 puntos con 30 mug de almidón y 49.6 mug de yoduro de potasio por punto en filtro de papel, más un reactivo colorante. Resultó ser un método eficaz, sencillo y posible de realizar en personas postradas y diabéticos. En los 9 casos con reducción de secreción salival, con valores de <100 muL/min aparecieron 3 puntos en el papel,. Mientras que las personas sanas había </=1 un punto coloreado..

Carcinoma espinocelular, mucosa bucal y benzo[a]pireno…   Chi AC et al (Oral Oncol 2009 jul 1) señalan que los hidrocarburos aromáticos, incluido el benzo[a]pireno son carcinógenos tabacales primordiales. Para sus efectos carcinógenos requieren activación metabólica por enzimas citocrómicas p450 (CYP), cuya expresión isofórmica relativa está vinculada a la susceptibilidad del carcinoma espinocelular relacionada con el tabaco en tejido específico. Hay informes contradictorios con respecto de la expresión bucal ce CYP1A1 y CYP1B1, y la información sobre la última en los tejidos bucales es limitada. Los AA buscaron cuantificar la expresión de CYP1A1 y CYP1B1 inducidas por BP y tabaco en las células del carcinoma espinocelular y en la mucosa bucal, en fumadores (22) y en no fumadores (24). Los tejidos gingivales de los fumadores mostraron una expresión preferencial de la CYP1B1. La variación individual en la expresión inducible de CYP1A1 y CYP1B1 podría explicar en parte la variación en el  riesgo de carcinoma bucal por tabaco.

Caninos retenidos y anomalías dentarias…   Nagpal A, Pai KM y Sharma G (J Contemp Dent Pract 2009 jul 1;10(4):67) estudiaron 90 hindúes, pacientes ortodóncicos, no sindrómicos, con retenciones de caninos palatinas o vestibulares; controles fueron 250 pacientes con caninos normales. Hallaron una prevalencia de rotación premolar del 80% en el grupo de etudio, seguida por rotación canina (20%), taurodontismo (26,6%), infraoclusión de premolares (25,5%), canino inferior retenido (11,1%) y lateral conoide (7,7%). Observaron49 caninos ewn palatino (54,4%), 37 labiales (41,1% y 4 centrales (4,4%). De los 250 de control, presentaban rotación de premolares un 78,8%. La transmigración canina superior, la infraoclusión premolar, las anomalías de laterales y el taurodontismo mostraron una asociación significativa con los caninos retenidos en palatino. Esto sugiere un origen genético común y la presencia de esas anomalías permite predecir retención canina superior, lo que puede ayudar en la detección y tratamiento precoces. Clínicamente hablando, los laterales anómalos pueden servir como para predecir retenciones palatinas de los caninos superiores., de fácil reconocimiento para vigilar la posición canina y hacer la derivación pertinente con tiempo.

 

Desorejado por la anestesia…   W. C. Ngeow y W. L. Chai (British Dental Journal 207, 19 - 21 11 de julio de 2009 ) presentan el caso de adormecimiento de la oreja como complicación de la administración de una anestesia del dentario inferior estándar. La persona experimentó un fuerte adormecimiento de la oreja ipsilateral con la inyección que le duró alrededor de una hora tras la no inyección no intencional del nervio auriculotemporal nerve.

Parálisis del nervio abductor aislada tras el bloqueo del dentario inferior; manifestación de esclerosis múltiple…    es el título de un artículo del British Dental Journal (207, 29 11 jul 2009) que dice de un caso en que la anestesia del dentario inferior con articaína puede precipitar la aparición o un ataque de esclerosis múltiple.

 

VOLVER (a Índice)

 

 

 

 

 

                                                           septiembre 2009

Cannabis…   El British Dental Journal (206, 473, mayo 9, 2009) resume el tema odontológico en la marihuana y la periodoncia afirmando que los consumidores de marihuana que no fuman padecen significativamente menos gingivitis ulcerosa necrosante (GUN).

El mentón dormido y la TC…  Izumi Yoshioka et al (J Am Dent Assoc 2009: 140 (5), 550) dicen que los dentistas necesitan tener conciencia de la relación entre malignidades y la parestesia o la pérdida completa de las sensaciones en un sector maxilar.En particular, deben prestar especial atención al síndrome del mentón anestesiado (SMA), con sus manifestaciones clínicas, así como las limitaciones en el uso de las radiografías panorámicas para descubrir la malignidad causante. En un caso, los AA no observaron nada en las radiografías panorámicas, pero en la tomografía computada identificaron metástasis  mandibulares.

Lengua atrofiada en síndrome de Sjögren…    Yamamoto K et al (Oral Surg Oral Med Oral Pathol Oral Radiol Endod 2009 jun;107(6):801) investigaron la atrofia de las papilas linguales en el síndrome de Sjögren y su correlación con características de la afección. Compararon las modificaciones atróficas – desde el 0 normal hasta el 6 severa – en 44 pacientes con SSj, 20 con xerostomía y 20 sanos. En los pacientes SjS, investigaron la correlación del estado atrófico de las papilas linguales con cambios  característicos en sialometría, sialografía, biopsia de labio y  tests serológicos. Confirmaron que: era mucho más severa la atrofia papilar en los SSj, en  correlación con la disminución en la secreción salival, le estadio sialográfico y el grado histológico de las glándulas salivales menores.

 

VOLVER (a Índice)

 

 

 

 

                                                             agosto 2009

Cáncer por descuido…   Evidence-Based Dentistry (2009) 10, 6–7, informa de dos estudios en hospitales, controlados, realizados en Europa Central y Oriental y en América Latina: en Moscú, Bucarest, Lodz y Varsovia, de 1998 a 2002, y de 1998 a 2003 en Buenos Aires, La Habana, Río de Janeiro, San Pablo, Pelotas, Porto Alegre y Goiana.  Se tomaron casos de carcinomas espinocelulares de cabeza, cuello y esófago y, como controles, residentes en las mismas áreas, supuestamente no habituados al tabaco o el alcohol. Se siguió para todos idéntico protocolo, coordinados por la International Agency for Research on Cancer. Fueron tomadas en cuenta todas las variables e indicadores de salud bucal. Los resultados fueron: malas condiciones bucales [Europa central 2.89 (95% CI, 1.74–4.81); América Latina, 1.89 (95% CI, 1.47–2.42)]; falta de uso del cepillo dental [América Latina, 2.36 (95% CI, 1.28–4.36)], y uso diario de colutorio con alcohol [América Latina, 3.40 (95% CI,1.96–5.89]. La ausencia de 15 dientes fue un factor independiente de riesgo de cáncer esofágieo [Europa central, 2.84 (95% CI, 1.26–6.41 América Latina, 2.18 (95% CI, 1.04–4.59)]. En conclusión, la enfermedad periodontal (sugerida por las malas condiciones de la boca y la ausencia de dientes) y el uso cotidiano de buches con alcohol pueden ser causas independientes de cánceres de cabeza, cuello y esófago.

 

Mucocele de Blandin-Nuhn…    de Camargo Moraes P et al (Clin Oral Investig 2009 en 27) examinaron 48 casos de mucocele de lasglándulas de Blandin-Nuhn, sobre 312 casos vistos en una institución. No hubo diferencias por sexo; por edad, casi todos tenían menos de 20 años. La mayoría estaba ubicada en la cara lingual ventral, sobre todo hacia la punta. Histopatológicamente, eran del tipo de extravasación con un trauma como causa más frecuente. Por ser este mucocele el segundo más frecuente, no se lo puede considerar raro.

 

Dispositivo contra bruxismo…   Asbjørn Jokstad (Evidence-Based Dentistry 2008, 10, 23–23)  comenta el trabajo de Stapelmann H, Türp JC. The NTI-tss device for the therapy of bruxism, temporomandibular disorders, and headache — where do we stand? A qualitative systematic review of the literature. (BMC Oral Health 2008 29; 8: 22), quienes habrían registrado una reducción de la actividad EMG con el NTI-tss comparando con lo logrado mediante férula de estabilización oclusal. Wen cuanto a la ATM, no hubo diferencia o fue preferible la estabilización. Las jaquecas o migrañas respondieron mejor al NTI-tss que a las cubetillas de blanqueamiento. Hubo complicaciones con este dispositivo en dientes aislados o en la oclusion; el profesional debe asegurarse de que el paciente cumplirá con las indicaciones de uso. Puede ser útil en una emergencia de dolor agudo de la ATM.y, quizá, en problemas de apertura bucal.

Por otra parte, Stapelmann y Türp, en una muy exhaustiva revisión de la literatura hallaron sólo 5 trabajos con control aleatorio (muestras reducidas) sobre 68 publicaciones posibles. Los trabajos en general apuntaban a problemas de la ATM. No pudieron encontrar trabajos fiables en relación con jaquecas y bruxismo. Sobre esta pobre base, la FDA yanqui aprobó el mercadeo del dispositivo. De acuerdo con lo hallado, que fue pobre, la aparición de efectos indeseados es mínima.

Aun cuando estos AA sugieren que es posible el uso del NTI-tss en ciertas circunstancias, el comentarista aconseja ser precavido dada la escasez de información confiable.

 

 

VOLVER (a Índice)

 

 

 

                                                            julio  2009       

Reabsorción del lateral por el canino retenido…   Alqerban A et al (Clin Oral Investig 2009 mar 11) señalan que este hecho es bien conocido, pero no así qué lo desencadena y cuáles son los factores etiológicos potenciales. Por consiguiente, no existen  obvias claves clínicas concernientes a la prevención y diagnóstico y posteriores decisiones de tratamiento. Los AA demuestran que la introducción de la TC de haz cónico ha permitido arrojar  una luz merced a la 3-D que permitiría reducir la prevalencia actual de reabsorciones radiculares mediante prevención y oportunidad del tratamiento.

 

La cavidad bucal: un sistema clave para comprender la bioadhesión dependiente del sustrato en superficies sólidas del ser humano…   Hannig C y Hannig M (Clin Oral Investig 2009 en) justifican la extensión del título con su aporte a este desafío en las ciencias de la vida de cómo se produce la adhesión sobre sólidos en medios acuosos. Por ejemplo, la formación del biofilme en la cavidad bucal sobre los materiales odontológicos y sobre los tejidos dentarios duros. Las características típicas para cualquier bioadhesión pueden ser observadas excelentemente en la cavidad bucal. Inicialmente, se forma una capa proteinácea  llamada película. Ésta media las interacciones entre los substratos  sólidos, los líquidos bucales y los microorganismos. Son muchos los diferentes materiales con propiedades físico-químicas que difieren y con posible impacto sobre la película adquirida presentes en la cavidad bucal, como esmalte, dentina, restauraciones o implantes. Pese a que los estudios in vitro  demuestran considerables diferencias en las películas experimentales formadas sobre esos materiales, las películas in  situ parecen ser relativamente similares y que nivelan las diferentes propiedades de los substratos subyacentes. Pero la  colonización bacteriana de las superficies con película en vivo  difieren considerablemente. Pese al efecto enmascarante de la película, las fuerzas a largo alcance y el desprendimiento de capas de biofilm podría responder por ese fenómeno. Sería de desear que los materiales de restauración tuvieran expuestas a la cavidad bucal para minimizar la adhesión bacteriana. La cavidad bucal es accesible fácilmente in vivo como modelo para la  comprensión de la bioadhesión y para la investigación no invasiva de las interacciones proteínicas superficiales. Los estudios in vivo son preferibles para la evaluación de la formación de biofilm sobre los materiales dentales in situ.

 

 

VOLVER (a Índice)

 

 

 

                                                           mayo 2009

Halitosis…    Bornstein MM et al (J Periodontol 2009 en;80(1):24) evaluaron el prevalecimiento de halitosis en jóvenes adultos varones (626) del ejército suizo (18-25 a). Debieron responder un cuestionario sobre higiene dental, halitosis observada, consume de cigarrillos y alcohol. En la clínica se evaluó la presencia de halitosis por el método organoléptico y se midieron los compuestos sulfurosos volátiles (CSV), lengua cubierta, placa y pronfundidad de sondaje gingival.

Por el cuestionario se reveló que sólo el 17nunca había  experimentado halitosis. La organolepsia (grados 0 to 3) identificó 8 personas con grado 3, 148, grado 2, y 424, grado 1 a 0. Hallaron poca o ninguna correlación  entre los métodos de determinación de halitosis. El valor organoléptico mostró alta reproducibilidad . La lengua cubierta fue la única influencia hallada que contribuyera a los mayores valores medidos.

Conclusiones:

1.                     El mal olor bucal resultó un problema de salud bucal en alrededor de un quinto de los varones cuestionados.

2.                      No hubo correlación entre la observación propia y las mediciones profesionales.

3.                     Aunque el método organoléptico brinda una elevada  reproducibilidad, hay que considerar la falta de  correlación entre los valores CVS y los organolépticos.

4.                     Debiera utilizarse un índice validado, como control directo.

5.                     Comentario de U. O.: los soldaditos suizos no tuvieron el problema que se verá en  “Leímos que   “

 

 

 

Leímos que…   el mal olor bucal puede estar asociado a la     menstruación (British Dental Journal 206, 211 28 febr 2009).

     

 

VOLVER (a Índice)

 

 

 

                                                         abril 2009

 

Morsicatio mucosae oris: keratosis, no leukoplasia …    Woo SB y Lin D (J Oral Maxillofac Surg 2009 Jan;67(1):140) presentan nada menos que 56 casos del problema del título, hallados entre 584 lesiones blancas. Lo que no entiendo es por qué autores de nombre tan oriental eligen el latín morsicatio mucosae oris (que también hay suctio mucosae oris), quizá son seguidores de Lefebvre, ¿no? Pero, en fin, la cuestión es que se refieren a la mordida (MMO) o la succión crónica de la mucosa vestibular, bucal y labial, y a veces lados de la lengua. Los padres conocen la lesión, pero prefieren este hábito menos rechazado por la sociedad que la succión del dedo o la onicofagia. Se observan pápulas y placas blancas que semejan leucoplasias y hasta se les hacen biopsias. Llegan con diagnóstico presuntivo de leucoplasia, hiperqueratosis o lesión blanca, en pacientes de entre la tercera y sexta década de vida, 30 (53.6%) y 18 (32.1%) en un lado de la lengua y en la mucosa vestibular, respectivamente. Se presentan como hiperparaqueratosis con una superficie característica desflecada y descamante, más acantosis e inflamación insignificante. No es una leucoplasia ni tiene potencial maligno.

 

…Meningitis bacteriana consecutiva a extracción dentaria…   P. Maurer, E. Hoffman y H. Mast (British Dental Journal 206, 69: 24 en 2009) presentan un caso de meningitis bacteriana, posible complicación sistémica de la extracción de un molar en un paciente con  diabetes mellitas latente, no diagnosticada. Las infecciones generales así generadas son raras, no llegan al 5%, pero son riesgosas y requieren la admisión inmediata para internación. Pueden indicar un compromiso inmunológico (inmunosupresión,  diabetes mellitus, HIV).

 

VOLVER (a Índice)

 

 

                                                             marzo 2009

Tenía plantas en la cabeza…   o, como dicen Foltán R et al (Int J Oral Maxillofac Surg 2008 feb;37(2):194), no era un cuerpo extraño cualquiera. Presentaron un caso donde no sólo el cuerpo extraño no generó una reacción inmunológica intensa, sino que en vez creó una relación simbiótica ¡entre ese cuerpo humano y una planta viviente! Se trató de un grano del cereal común que es el trigo (Triticum aestivum L), que fue removido de la subgalea de la región parietal derecha de un hombre de 35 años que había tenido un accidente 16 días antes. El grano mostraba señales de germinación, sin producir reacción inflamatoria. La única explicación que se les ocurre a los AA es que unas partículas de carbón incluidas simultáneamente pudieron inhibir la reacción inmune.

Meticilinorresistente…   Zimmerli M (Clin Oral Investig 2008 dic 23) hallaron Staphylococcus aureus que 210 personas de entre 500 portaban en sus narinas (90), garganta (51) y en ambas localizaciones (69)  Meticilinorresistentes fueron sólo dos, ambos de garganta. Para los AA se deduce que con tan baja frecuencia, son pocos las oportunidades de exposición al germen en pacientes de odontología.

Sindrome oculofaciocardiodental…   .Sujatha RS y Namita R, de Bangalore,  nos recuerdan que el  sindrome oculofaciocardiodental es una anomalía congénita múltiple muy rara; se caracteriza por cataratas congénitas, varios rasgos faciales dismórficos menores, cardiopatía y anomalías dentarias que incluyen radiculomegalia y  oligodoncia. Se hereda como condición dominante ligada a X y es letal en los varones. Hasta la fecha sew han documentado sólo 20 casos.

Hipersensibilidad dentinaria…   Para Stojsin I, Petrović L, Stojanac I, Drobac M.(Med Pregl 2008 ag;61(7-8):359), hipersensibilidad dentinaria es el dolor breve y agudo que surge de la dentina expuesta frente a estímulos típicos térmicos, evaporativos,  táctiles, osmóticos, químicos que no pueden ser adscritos a ningún  otro defecto o patología, con variables como caries dental, diente rajado, restauraciones, medicaciones, blanqueamientos y dientes  abscedados o desvitalizados.. Los más afectados suelen ser: caninos, premolares e incisivos, entre los 20 y 40 años, siendo ubicado en la cara vestibular. Los dientes sensibles tienen mayor número de  túbulos abiertos por unidad de superficie, con un diámetro promedio del doble de los insensibles. La teoría más aceptada sobre su generación es la de Brannstrom. Dos procesos son esenciales para su producción: (1) la dentina debe estar expuesta, porrazones genéticas, defectos del esmalte, pérdida de  esmalte (erosión, abrasión, atrición, abfracción), recesión gingival con pérdida rápida del cemento; (2) túbulos bien abiertos a la cavidad bucal y a la pulpa.

 

VOLVER (a Índice)

                                       

                                                          febrero 2009

 

Carcinoma de cabeza y cuello y papiloma virósico bucal humano I…   El virus del papiloma bucal humano (VPBH) , dicen Agrawal Y, Koch WM, Xiao W, Westra WH, Trivett AL, Symer DE, Gillison ML (Clin Cancer Res 2008 nov 1;14(21):7143), es un factor de riesgo para el carcinoma basocelular de cabeza y cuello (CBCC), por lo cual investigaron en 135 personas la prevalencia de esa infección antes y después de la terapia del cáncer en pacientes con CBCC que eran VPBH 16 positivos y –16 negativos. Concluyeron que las infecciones por VPBH son más frecuentes entre los pacientes con VPBH 16-positivos que en los 16-negativos, acorde con una predisposición a la infección conductual y/o biológica.

 

 

Carcinoma de cabeza y cuello y papiloma virósico bucal humano II…    Scapoli L, Palmieri A, Rubini C, Martinelli M, Spinelli G, Ionna F, Carinci F (Mod Pathol 2008 oct 31), pese a  que varias investigaciones informaron que el VPBH puede tener un papel en el CBCC e influir en el pronóstico, creen que hay una falta de congruencia. Las variables podrían explicar esas  discrepancias que podrían estar relacionadas con el sitio de origen de las muestras, los métodos de detección y tamaño de la muestra. Estos AA evaluaron la presencia de VPBH de alto riesgo en una muestra amplia, bien definida de carcinoma basocelular limitado a la cavidad bucal en su más estricta  definición – es decir, sin incluir cáncer de faringe o laringe. Utilizaron una reacción en cadena de polimerasa en tiempo real, de gran sensibilidad y que da la oportunidad de excluir los falsos positivos. Los datos obtenidos de 314 casos, indicaron  que la prevalencia del VPBH de alto riesgo fue de apenas el 2%. Esto no apoya el papel mayor atribuido al papiloma en la etiología del carcinoma basoceluar de la cavidad bucal.

 

 

Alvéolo seco…   Oginni FO (J Oral Maxillofac Surg 2008 nov;66(11)2290) estudió los pacientes presentados con alvéolo seco en la Oral Surgery Clinic del Obafemi Awolowo University Teaching Hospital, Ile-Ife, Osun State, Nigeria, por  18 meses. Incluyeron 68 alvéolos en 65 pacientes (46 f y 19 m), de 33,48 años (+/-SD 13.5). Todos dientes posteriores (17 maxilares y 51 mandibulares). La extracción fue traumática en el 66,2% de los casos. La mala higiene y extracción traumática  mandibular se destacaron entre los hombres, mientras que las  extracciones entre los días 1 y 22 del ciclo menstrual fueron significativas en las mujeres.

 

Humedad bucal y saliva estimulada…   Takahashi F, Takahashi M, Toya S, Morita O (Nihon Hotetsu Shika Gakkai Zasshi 2008 oct;52(4):537) tomaron 14 pacientes con sequedad bucal subjetiva y 13 sanos para investigar si las enfermedades y la medicina  y los fármacos habían tenido algún efecto colateral. Masticaron un trozo de gasa durante 2 mm y se les midió la humedad bucal. No observaron diferencias en la saliva estimulada ni en la humedad bucal por las enfermedades. La humedad difirió entre un grupo de pocos fármacos y otro de muchos. Comprobaron una reducción en las personas que toman varios tipos de medicamentos o alguno de efecto especial sobre la humedad bucal. Esto no influyó sobre la cantidad de saliva estimulada.

 

VOLVER (a Índice)

 

 

 

                                                                                                 enero 2009

          

Infecciones por las nubes…   J Finsterer (Postgrad Med J 1999abr; 75(882): 227) encuentra que en vuelo no tiene gracia padecer problemas de altitud con una reciente infección pulpar, o quizá con una pulpitis, pero a pie, a 3333 m de altura en los Alpes y al día siguiente de una terapia endodóncica ya es original. Así le pasó a un hombre de 44 años tras 4 horas a esas alturas. Comenzó a sentir severos síntomas de enfermedad de las alturas, incluido edema pulmonar. Debió descender inmediatamente y se mejoró. Al día siguiente presentaba signos locales y generales de infección, que fueron tratados con éxito mediante antibióticos e incisión.

 

 

VOLVER (a Índice)

 

 

 

                                CLÍNICAS 2008

                                                                                                 

                                                      diciembre 2008

Osteopontina y ameloblastomas…     Wang YP y Liu BY (Oral Oncol 2008 sep 17) examinaron la expresión de osteopontina (OPN) en 30 ameloblastomas y hallaron una tasa positiva de 97%, tanto en las células tipo ameloblastos como en las estrelladas en retículo. La unión de la OPN con un receptor en la membrana celular de los osteoclastos activa la osteolisis. También en la unión con otro receptor en el tumor aumentar la migración celular, la expansión y la dispersión. Esto explicaría la conducta agresiva y la gran capacidad osteolítica de los ameloblastomas de los maxilares.

 

Endocarditis bacteriana…   Porat Ben-Amy D, Littner M, Siegman-Igra Y (Eur J Clin Microbiol Infect Dis 2008 sep 17) sostienen que no existen datos que definan con exactitud el riesgo de endocarditis bacteriana (EB) como consecuencia de un tratamiento dental. Por lo tanto, estudiaron una población de 170 personas hospitalizadas con EB y compararon la frecuencia de intervenciones odontológicas en los 3 meses inmediatamente previos con la frecuencia de dichos procedimientos en los 3 meses anteriores, cuando no se produjo EB. De los 98 pacientes con información disponible, 34 (35%) habían pasado por 14 procedimientos en los2 años anteriores a la hospitalización, 12 de los cuales los habían experimentado en los 3 meses previos. No consideranque las intervenciones odontológicas hayan aumentado significativamente el riesgo de EB.

 

Protector nocturno blando…   Naikmasur V et al (Indian J Dent Res  2008 sep;19(3):196) encaran el Sindrome Disfuncional de Dolor Miofacial (SDDM) como la causa más común de dolor bucofacial crónico de origen no dentario. Se propusieron comparar en 40 pacientes (de 17 a 35 a) el resultado de una terapia con férula oclusal blanda con la farmacoterapéutica de analgésicos y relajantes musculares. Hallaron que el protector blando da mejores resultados a largo plazo en la reducción de síntomas como dolor crónico, cantidad de músculos doloridos, chasquido articular y dolor en los movimientos articulares. Los pacientes cumplen mejor, no tiene efectos colaterales y cuesta menos en relación con su eficacia; por lo tanto, es el tratamiento de elección.

 

VOLVER (a Índice)

 

 

                                                                                            noviembre 2008

 

¿Herpes o Hermes?…   Modi S et al (Ther Clin Risk Manag 2008 abr;4(2):409) deben de haber evocado a Hermes, el de los pies ligeros, para intentar reducir el tiempo de presencia del herpes bucolabial y genital, por su alta morbilidad y ocasional mortalidad. Casi la mitad de los pacientes infectados con HSV experimentan por lo menos una recidiva en su vida. Para no depender del cumplimiento del régimen extenso indicado por parte del paciente, se concentraron en opciones más breves, menos complicadas y más al alcance. Buscaron trabajos con método de doble ceguera que usaran valacyclovir y famciclovir como terapia de un solo día contra el HSV. Ambos regímenes produjeron significativas mejoras en el tiempo de curación y de resolución de los síntomas respecto del placebo. Esto simplifica el régimen y el cumplimiento del paciente. Además, permite la administración completa de la medicación en el inicio de los síntomas, cuando la reproducción  viral está al máximo y se logra el mayor efecto. Por fin, se reduce el costo del tratamiento.

 

La periodontitis fatal de Ludwig (angina)...  Marcus BJ, Kaplan J y Collins KA (Am J Forensic Med Pathol 2008 sep;29(3):255) probablemente piensan como todos los forenses, es decir, que “los muertos habla.” Por ello presentan el caso de un joven de 25 años, hospitalizado por padecer angina de Ludwig secundaria a abscesos periodontales de los dientes #17 y 32 (sist amer), a quien se le administraron antibióticos. En el hospital mostró dificultades para tragar y se babeaba; de repente, comenzó a tener actividad del tipo de ataques y se pensó en un mioclonus anóxico. El enfermo fue resucitado y llevado a la sala de operaciones para una exploración del cuello y una traqueostomía. Se encontró una severa inflamación aguda necrosante de los tejidos blandos profundos y músculos del cuello. Se lo mantuvo en asistencia respiratoria por 7 días, hasta que se lo declaró muerto. La progresiva celulitis de la angina de Ludwig a menudo lleva a la muerte por asfixia. Puede haber complicaciones por la infección profunda del cuello. Se puede describir la Ludwig como una celulitis necrosante del piso de la boca (submaxilar, submandibular y sublingual) que progresa rápidamente y puede tener consecuencias letales por la obstrucción de las vías respiratorias. Se ha responsabilizado a varios microorganismos aerobios y anaerobios, como los estreptococos y estafilococos de la flora bucal, y menos a hongos, la identificación pronta y el uso precoz parenteral de antibióticos puede prevenir la mortalidad y la morbilidad.

 

.Genes y ATM…   Oakley M y Vieira AR (Orthod Craniofac Res 2008 ag;11(3):125) hicieron una amplia revisión de la literatura sobre ATM y sus trastornos, de 1966 a 2007, incluidas las consideraciones genéticas. Los genes considerados incluyeron los de variaciones individuales en percepción del dolor, género y  etnia, citoquinas proinflamatorias, hormonas femeninas, ruptura de la matriz extracelular y formas sindrómicas de TATM. Observaron, en fin, que la mayoría de los estudios con variación genética que contribuyera a los TATM enfocaban la enfermedad desde una perspectiva inmuno-inflamatoria. Las recientes investigaciones de las variables genéticas que pueden predecir niveles de percepción del dolor identificables que podrían conducir a nuevos abordajes respecto de las modalidades terapéuticas tradicionales paa el paciente con dolor crónico.

 

VOLVER (a Índice)     

                            

                                                  octubre 2008

                               

 

Patología y citoquinas de la ATM tras la irrigación articular…   Hamada Y et al (Oral Surg Oral Med Oral Pathol Oral Radiol Endod  2008 jun 10) realizaron irrigación guiada visualmente de la articulación temporomandibular (IGVATM), y antes y después observaron la severidad de las patologías presentes y el nivel de citoquina presente en el líquido sinovial aspirado (LSA), en pacientes con traba articular crónica (TAC). Lo correlacionaron con el resultado de la irrigación, en 49 pacientes que experimentaron dos IVGATM por una artroscopía de seguimiento o por repetición de la terapia. Generaron dos grupos, uno exitoso (31) y otro no exitoso (18). Anotaron la severidad de los hallazgos artroscópicos: osteoartritis, sinovitis y adhesión fibrosa. Después de la primera IVGATM, sin mayores diferencias entre ambos grupos, hallaron significativamente mejorada la sinovitis, sin cambios la osteoartritis y empeorada la fibrosis. Después de la segunda, no hubo mayores diferencias en las citoquinas, que no  habían cambiado entre ambas irrigaciones cualquiera que fuera el resultado clínico. Es decir, la IVGATM puede contribuir a la remisión de la sinovitis. Pero la severidad de las patologías visualizadas no se reflejó en el estado clínico. Más, si la inflamación intraarticular es asintomática, no se puede descartar una exacerbación aun después de una irrigación exitosa.

 

Linfoma extraganglionar…   Boulaadas M et al (J Craniofac Surg  2008 jul;19(4):1183) afirman que el linfoma es la segunda neoplasia, en frecuencia, de las originadas en cabeza y cuello, detrás del carcinoma espinocelular: casi el 24 al 48% de los linfomas no de Hodgkin pueden surgir en localizaciones extraganglionares y 3 al 5% están localizados primariamente en la cavidad bucal. El afectado con mayor frecuencia es el anillo de Waldeyer, pero los AA presentan 2 casos ubicados fueras de éste.

 

Nadando cirugías...   Aleid W, Avery C.Re: McAlister K, Ameerally P y Avery C proponen hacer la protección del cabello del paciente con una gorra de natación corriente durante la cirugía mayor maxilofacial (Br J Oral Maxillofac Surg 2008 jun 21)

 

 

VOLVER (a Índice)

 

 

                                                septiembre 2008

Trastornos bucales por la quimioterapia…   Jensen SB et al (Oral Surg Oral Med Oral Pathol Oral Radiol Endod 2008 jun 12) describen lesiones bucales, alteraciones de la flora y del gusto inducidas por la quimioterapia coadyuvante (QC) en mujeres con cáncer de mama, durante el tratamiento y un año después. A 45 enfermas tratadas con ciclofosfamida, epirrubicina o metotrexato y 5-fluorouracilo las compararon con un grupo de control de otras  31 enfermas con cáncer sin QC. Durante la QC, aparecieron en boca lesiones mucosas que incluyeron eritema (n = 10, 22%)  y ulceración (n = 7, 16%). A 5 (11%) les diagnosticaron candidiasis. Hubo aumento de la flora acidófila. El gusto resultó  perturbado en el 84% (n = 38) de las pacientes del grupo QC. Los efectos adversos fueron temporarios y la mayoría resultó afectada moderadamente

 

Severidad de la patología observada artroscópicamente y niveles de citoquinas inflamatorias en el líquido sinovial antes y después de la irrigación de la articulación temporomandibular guiada visualmente correlacionada con el resultado clínico en pacientes con traba cerrada crónica…   Se tuvieron que juntar varios autores (Hamada Y y 8 más, Oral Surg Oral Med Oral Pathol Oral Radiol Endod  2008 jun 10) para escribir este desmesurado título [pruebe, amigo lector, a decirlo en pocas palabras, que se puede]. Concluyeron  que la irrigación guiada visualmente puede contribuir a la remisión de la sinovitis; pero la gravedad de lo observado no parece reflejarse en el estado clínico. Ni se puede descartar una exacerbación de  la inflación articular aun después de una IVG exitosa.

 

 

Virulencia putativa del Enterococcus faecalis…   …y prevalecimiento, más susceptibilidad a los antimicrobianos en personas con enfermedades dentarias y sin ellas, según Salah R et al (BMC Oral Health  2008 jun 1;8:17). Tomando 159 muestras de colutorios efectuados por 109 personas afectadas y 50 sanas hallaron que sólo se recuperó E. faecalis de sujetos con enfermedades dentarias, especialmente pulpas necróticas. Eran 100% susceptibles a ampicilina, cloranfenicol, ciprofloxacina, vancomicina y teicoplanina, y menos a la eritromicina (62,5%). altamente susceptibles a antimicrobianos de uso frecuente. Nada en los sanos. El 25% de las muestras producía hemolisina y el 37,5% generaba gelatinasa. Los genes más importantes para la virulencia estaban  presentes

 

 

VOLVER (a Índice)

 

 

                                                                         agosto 2008

 

Eritrosedimentación noqueada…   Sevinc A, Bayindir Y y But A (Clin Lab. 2008;54(1-2):15) consideran que la infección dentaria es una causa inusual pero muy tratable de pirexia de origen desconocido. La eritrosedimentación es una prueba corriente inespecífica indicadora de enfermedad infecciosa activa, de lo cual puede ser responsable la dentadura cuando se está ante una fiebre de etiología desconocida. Un ejemplo de cómo puede ser noqueada la ES lo da el caso de una joven con jaqueca, náuseas y vómitos durante 4 días y una ES de 110mm/h. El examen de la boca reveló dos dientes abscedados que fueron extraídos. La ES fue noqueada a 95 mm/h el mismo día de la segunda extracción y bajó cada semana siguiente a 60, 35 y 10 mm/h. Por largo tiempo se mantuvo sin problemas y ES 15 mm/h. Esto puedo sorprender a los lectores de Clinical Laboratory, una revista para  laboratorios clínicos y a otros relacionados con transfusiones; pero no a odontólogos. Ojalá leyeran esto los pacientes, esos que dicen “mientras no me duela…”

 

 

Estrógenos y reabsorción ósea e inflamación de la ATM …   Galal N et al (Int J Mol Med 2008 jun;21(6):785) ) estudiaron el efecto del estrógeno sobre la  patogenia de los trastornos de la ATM, más frecuentes en mujeres, lo que es sugerente de acción de las hormonas sexuales. Lo hicieron por la expresión de RANKL, osteoprotegerina (OPG), M-CSF/CSF-1 y c-fms. Demostraron que la expresión de M-CSF/ CSF-1 y de c-fms, con incremento según el tiempo en ambas después de la adición de estrógeno. Basados en previos estudios por los cuales la M-CSF/CSF-1 regula la  proliferación y diferenciación de las células hematopoyeticas progenitoras a maduros macrófagos, proponen su hipótesis sobre la base de que las mujeres sufren más trastornos de la ATM con más   inflamación y tendencia a ello en presencia de factores exacerbantes externos.

 

VOLVER (a Índice)

 

                                            julio 2008

 

Fumando Cannabis espero…   y en el British Dental Journal me entero de que hacerlo puede ser un factor de riesgo independiente de periodontitis.

 

El Diablo Cojuelo…   …solía levantar los techos de la casa para espiar su interior. Maitland KC et al (Oral Oncol 2008 abr 5) espíanla mucosa bucal sin necesidad de levantar colgados ni techos, tomando in vivo imágenes mediante fibra óptica recogidas en un microscopio confocal, para diferencias tejidos normales de anómalos. Lo hicieron en 20 puntos –identificados como normales o no – de la boca de 8 pacientes para cirugía de carcinoma espinocelular. Tomaron videos y después hicieron biopsias que fueron analizadas. Pudieron identificar rasgos distintivos que pueden servir para la diferenciación cualitativa. Confirmaron las observaciones efectuadas con microscopios mayores y mostraron que la nueva tecnología permite la miniaturización sin inconvenientes.

 

Popeye…   Puestos a suplementos vitamínicos, no se necesitan las espinacas de Popeye, aunque Radler DR (J Am Dent Assoc 2008 abr;139(4):45) se queja de la intensa venta de esos suplementos en USA y así lo hacen la mayoría de los pacientes que acuden a nuestra consulta. Si bien algunos pueden ser eficaces y seguros, su actividad biológica puede interferir en el tratamiento de la boca y en los fármacos indicados. La consideración clínica apropiada es que se debe evaluar esos factores en relación con el tratamiento propuesto.

 

Duro de matar (I, II, III, etc)…   Faggion CM h. (J Evid Based Dent Pract . 2008 mar;8(1):1) señala que muchos procedimientos clínicos comunes no tienen un protocolo clínico establecido de calidad garantizada. [Por suerte, los pacientes son duros de matar por la boca.] Evaluó 9 protocolos elegidos mediante AGREE (Apreciación de Guías, Investigación y Evaluación) y, con tales recomendaciones, quedó un protocolo útil y 4 podían ser considerados para usarlos en la práctica, con algunas modificaciones. Diríamos que es mucho lo que hay por hacer y poco es lo absolutamente válido en el ejercicio cotidiano.

 

¿Es oro todo lo que se reimplanta?…   Soares Ade et al (Dent Traumatol 2008 abr;24(2):183) reimplantaron 100 dientes en 48 jóvenes (18 v, 30 m), con edad media de 15 a. En el preoperatorio, evaluaron formación radicular, tiempo fuera del alveolo, medio de conservación, tipo de ferulización. En el postoperatorio inmediato evaluaron color dentario, necrosis pulpar, movilidad, fístulas y mala ubicación. Radiográficamente, reabsorción radicular, obliteración del conducto y zonas radiolúcidas. La mayoría de los dientes reimplantados experimentaron algún grado de reabsorción y su presencia estaba directamente relacionada como el doble del tiempo transcurrido desde el reimplante. Los reimplantes, de por sí de éxito limitado, deben ser cuidadosamente seguidos para no agravar la situación.

 

VOLVER (a Índice)

 

 

                                                                         junio 2008

 

Molares besadores…  B. Krishnan (British Dental Journal 204, 281, 2008) presentó un caso de una mujer joven con hinchazón del lado inferior izquierdo de la cara, indolora, crujiente. En la boca, mostraba una expansión de la cortical vestibular donde le habían hecho una extracción más o menos reciente, a nivel del segundo molar. Las radiografías revelaron  la retención del segundo y del tercer molar, con un único folículo. Las superficies oclusales estaban enfrentadas. Se efectuaron las extracciones bajo anestesia local, incluido el tejido folicular y el líquido amarillento que contenía. Diagnosticó quiste dentígero por el examen histopatológico. La denominación de molares besadores habría surgido en 1973 para estos molares adosados por la cara oclusal.

 

 

 

VOLVER (a Índice)

 

 

                                                                                                           mayo 2008

 

Síndrome del mentón insensible…   Smith SF, Blackman G y Hopper C (Oral Surg Oral Med Oral Pathol Oral Radiol Endod  2008 mar;105(3):e53) consideran que este síndrome, también llamado del labio insensible, es un síntoma bien conocido en oncología. Puede ser una manifestación neurológica no metastásica de una malignidad, a menudo sin patología clínica visible. Presentan el caso de una mujer de 76 años con amplias metástasis de un cáncer de mama. No había sintomatología clínica ni radiológica para su insensibilidad de mentón y labio izquierdos. Presente en la literatura médica, pocas veces aparece en la odontológica.

 

 

Microarrays o chips de ADN…    Con los extraordinarios desarrollos tecnológicos en el campo de la genética, se ha llegado a obtener un chip de ADN (del inglés DNA microarrays), que es una colección de puntos microscópicos de ADN dispuestos en una superficie sólida a la cual se unen (vidrio, plástico e incluso chips de silicio). Los arreglos de ADN son utilizadas para averiguar la expresión de genes, monitorizandose los niveles de miles de ellos de forma simultanea y difieren de otros tipos de disposiciones. Nazmul-Hossain AN, Patel KJ, Rhodus NL, Moser KL (Oral Dis  2008 en;14(1):25) señalan las expectativas creadas por esta tecnología en casi todas las áreas clínicas de la odontología beneficiadas con la medicina nuclear, con diagnósticos más precisos, igual que los monitoreos, y la generación de terapias específicas dirigidas a un objetivo singular. Quien desee conocer más en detalle esta tecnología, puede acudir al texto completo que desarrolla el tema.

 

Diagnostica el OG…   Sardella A et al (J Dent Educ 2007 abr;71(4):487) anotan que de 678 pacientes derivados por problemas de medicina bucal, sólo 305 llegaron acompañados por un diagnóstico clínico, de los cuales 143 provenían de médicos (M), 86 de OG y 76 de médicos con posgrado en odontología (M+O). Más del 50% de los derivadores no fueron capaces de emitir un diagnóstico de la afección de la mucosa bucal. Sólo 122 de los diagnósticos presuntivos coincidieron con el del especialista. Los diagnósticos correctos correspondieron en un 40%  a los OG; 33% a los M y 27% a los M+O.

 

VOLVER (a Índice)

 

 

                                                                                                         abril 2008

 

 

Enzimas, óxido nítrico y aftas…   Gurel A et al (Oral Dis 2007 nov;13(6):570) consideran a las ulceraciones aftosas recidivantes (UAR) como la afección más común de la mucosa bucal en seres humanos. Aunque se desconoce su etiología, hay factores locales y sistémicos, así como genéticos, inmunológicos e infecciosos que han sido identificados como agentes etiopatogénicos potenciales. Los AA encontraron en 26 pacientes con UAR, comparados con controles sanos, que estaban incrementadas la actividad de la oxidasa xantínica (OX) y la deominasa adenosínica, los niveles de óxido nítrico y de ácido úrico y consideraron que participaban de la patogénesis de las aftas recidivantes. Por tanto, piensan que debieran evaluarse en un futuro los efectos de los inhibidores de la OX para el tratamiento.

 

Halitosis y reflujo gastroesofágico…   Moshkowitz M et al (Oral Dis 2007 nov;13(6):581) incluyeron en su estudio 132 pacientes consecutivos con reflujo (RGI) y los invitaron a llenar un cuestionario sobre las características y severidad de sus síntomas, así como de su conciencia de una posible halitosis y su seriedad. En 72 confirmaron que padecían RGI, 52 tenían dispepsia funcional, 7 mostraron úlcera péptica y uno sufría cáncer gástrico. Hallaron que la halitosis no estaba significativamente asociada a dolor abdominal superior, saciedad precoz, dolor pectoral y , mientras que estaba efectivamente asociada al RGI (dolor en la boca del estómago, regurgitación, gusto acre, eructos y borborismos). No había correlación con la presencia de infección por Helicobacter pylori. La halitosis puede ser considerada una manifestación extraesofágica de la RGI.

 

Tonsilolitos y halitosis…   A. C. Dal Rio1 et al (British Dental Journal 204, E4, 2007) hallan en la tonsilitis caseosa crónica alta frecuencia de pacientes que se quejan de halitosis y confirman que cuando hay tonsilolitos presentes aumenta 10 veces la probabilidad de halitometría muy positiva. Se puede dar por sentado que en presencia de tonsilitis habrá halitosis. Lo confirmaron en 49 pacientes (17 v, 32 m) derivados para realizar una tonsilectomía con láser, todos los cuales tenían TCC. Hallaron tonsilolitos en el 75% de los pacientes con halitometría anormal y sólo en el 6% de quienes la tenían normal.

 

 

VOLVER (a Índice)

 

 

 

                                                             marzo 2008

 

 

Delatando la edad…   Bhat VJ Y Kamath GP (Am J Forensic Med Pathol 2007 sep; 28(3):238) afirman que establecer la edad es importante para la identificación en medicina forense. Es bastante confiable guiarse por los dientes, que se conservan cvuando ya todos los demás tejidos se desintegraron. Adoptaron el método de Leif Kullman et al, que usa las radiografías dentarias periapicales de los terceros molares inferiores y sus cambios radiculares. Tomaron 34 mujeres y 389 varones de entre 15 y 25 años, del sur de la India, en quienes investigaron las 7 etapas del desarrollo radicular. Por la Rx establecieron la edad a los 15, 16 y 18 años, lo que es de gran valor médico legal.

 

Fibromialgia…    Balasubramaniam R et al (Oral Surgery, Oral Medicine, Oral Pathology, Oral Radiology, & Endodontics 2007 Nov;104(5):589 nos recuerdan que la fibromialgia (FM) es un síndrome caracterizado por dolor crónico extendido, rigidez, sueño  no reparador, fatiga y condiciones comórbidas. Ya no se la considera un trastorno musculoesqueletal per se; más bien, representa un extremo de un espectro de trastornos caracterizados por dolor crónico extendido. Los responsables de la salud bucal pueden ser los primeros en reconocer los  signos y síntomas de este complejo desorden pues a menudo deben participar en la atención de la FM

 

 

VOLVER (a Índice)

 

 

                                                                                 

                                                                                      febrero 2008

 

Centro de dolor…   Suarez P y Clark G.(Spec Care Dentist  2007 oct;27 (5): 191) estudiaron la situación de la boca de 1049 pacientes remitidos a un centro para el dolor de la U de California del Sur. En 2/3 eran mujeres y había casi 20% de más de 64 años. Sus afecciones prevalecientes incluían enfermedad ósea (3.3%), mucogingival (17.8%),  salival/ linfática (3.3%), ATM (46.3%); síndromes de dolor / jaquecas neuropáticas (13.1%), síndromes motores / de sueño (9.1%), y misceláneos (no incluidos en estas categorías) (7.1%). En los  pacientes mayores era común el síndrome de boca urente (68.1 +/- 14.7) y en los más jóvenes desarreglos internos  de la ATM  (27.9 +/- 14.0).

 

Estomatitis aftosa revisitada…   McCullough MJ, Abdel-Hafeth S, Scully C (J Oral Pathol Med  2007 nov;36(10):615) consideran que es muy pobre la comprensión actual de la común estomatitis aftosa recidivante (EAR) y sus dolorosas ulceraciones. Examinaron 528 pacientes consecutivos una clínica especializada en medicina bucal, de quienes registraron 143 atributos específicos. Tenían EAR más los varones y jóvenes. Se veía una correlación significativa entre EAR y trauma, estrés, cigarrillo, lactancia, historia familiar y ubicación en la boca (vestibular, labial y piso). Tendería a confirmar la vieja convicción de que se presenta en la juventud y, en las mencionadas ubicaciones, la asociación con los factores citados y cambios hormonales. En cambio, la incidencia de la lactancia apareció menor.

 

 

Hodgkin: el lobo vestido de lobo…   Whitt JC, Dunlap CL y Martin KF (Oral Surg Oral Med Oral Pathol Oral Radiol Endod  2007 nov;104(5):e45) eligieron este subtítulo poco común en revistas serias, para que nuestros lectores adivinen el porqué. Dicen que el linfoma de Hodgkin se presenta como lesión nodal y es poco frecuente que lo haga fuera de los ganglios. La literatura anglógrafa ofrece sólo 7 informes de linfoma primario en la mucosa bucal, sin lesión nodal. Los AA presentan un caso raro más ubicado en la mucosa palatina de una mujer, blanca, de 79 años. Una biopsia incisional reveló un infiltrado celular mixto difuso integrado por linfocitos benignos, plasmocitos, histiocitos y focos ricos en eosinófilos. Sobre ese fondo había espacidas células grandes, atípicas, incluidas formas de Reed-Sternberg con inmunorreactividad a CD30 y CD 20 y no reactividad a CD 15 y CD 45 RO que apoyaban el diagnóstico de linfoma de Hodgkins clásico. Tomográficamente, se vio un solo foco de actividad hipermetabólica anormal en el área palatina izquierda. Se consideró clase Ann Arbor I-A. El tumor primario más los ganglios submandibular y superior del cuello fueron tratados con haz de fotones MV photon hasta dosis total de 4000 cGy. No se vio recidiva en 15 meses.

 

VOLVER (a Índice)

 

 

 

 

                                                                                      enero 2008 

 

Rinolitos que perforan…   Pinto LS et al (Oral Surg Oral Med Oral Pathol Oral Radiol Endod 2007 oct 15) nos recuerdan que los rinolitos son masas calcificadas formadas por agregados graduales de sales minerales en la cavidad nasal tras la solidificación de mucus, residuos u objetos extraños. Suelen ser asintomáticos y, por tanto, se los diagnostica por alguna situación espécial. Hay pacientes que se quejan de descarga nasal y obstrucción. Menos frecuente es la ulceración de la mucosa nasal, tumefacción facial y destrucción ósea, como el caso de una mujer de 54 años con perforación del paladar.. Generan dificultades para el diagnóstico diferencial con varias otras entidades patológicas.

Otra mujer, de 66 años, manifestó pérdida auditiva y vértigo, así como un período de fetidez emanada de su narina izquierda y obstrucción del mismo lado. Nada de esto mejoró con antibióticos ni con sprays de esteroides. Una rinoscopía anterior reveló la presencia de una gran masa en el piso de la cavidad nasal izquierda, rodeada por pus maloliente. Dado el tamaño del rinolito y la presión que ejercía sobre el cornete inferior adyacente, se programó la remoción quirúrgica bajo anestesia general.

 

Xerostomía menopáusica…   Agha-Hosseini F ey al (Oral Dis 2007 mayo; 13(3): 320) no hallaron diferencias significativas en la tasa de saliva entera estimulada y la concentración de proteínas entre mujeres menopáusicas o no. La concentración de calcio puede ser superior en las que mostraban xerostomía

 

Pentoxifilina y aftas…    Thornhill MH et al (Arch Dermatol 2007 abr;143(4):463), para tratar la estomatitis recurrente aftosa,  suministraron a 49 voluntarios pentoxifilina (también oxpentifilina), 400 mg 3 veces por día o placebo, durante 60 días (doble ceguera) y 60 días sin nada. Obtuvieron reducción del dolor, del tamaño de las úlceras y de su cantidad o del número total de episodios, así como aumento de la cantidad de días libres de aftas intermedios. De todas maneras, el beneficio es limitado y no ha de ser la primera recomendación; pero podría indicarse en quienes no respondan a otros tratamientos.

 

Lengua geográfica ectópica…   .Lesiones clínica e histológicamente similares a las halladas en la lengua pueden ser vistas en el piso de la boca y en la mucosa yugal. Presentan Borrie F, Musthyala R y Macintyre D (Dent Update 2007 mar;34(2):121) un caso así de un paciente con diabetes II e historia de trombocitopenia y reciente anemia hemolítica autoinmune.

 

VOLVER (a Índice)

 

 

----------------------------------------------------------------------------------------------

 

 

 

 

 

                    CLÍNICAS 2007

 

                                               noviembre 2007   

                  

Sjogren y bacteriemia repetida por Streptococcus mutans…    Nomura R, et al (J Med Microbiol 2007 jul;56(7):988) presentan un caso poco usual de bacteriemia a repetición por Streptococcus mutans en un hombre de 71 años, con síndrome de Sjögren, con abundantes caries, al que se lo trató por la fiebre y demás problemas que generaban las bacterias presentes en sangre. La salivación reducida era un factor de riesgo, por lo tanto. Se tomaron medidas para reducir el número de sitios infectados en boca.

Una relación controvertida…   Hussain A, Binahmed A, Karim A y Sándor GK (Oral Surg Oral Med Oral Pathol Oral Radiol Endod 2007 ag 29) estudiaron la controvertida relación entre la arteria maxilar y la cabeza inferior del músculo pterigoideo externo, en 44 cadáveres de caucásicos (¿querrán decir “blancos”?). Concluyeron que prevalece el curso lateral o superficial de la arteria con relación a la porción inferior del músculo, por sobre el curso medio o  profundo. Coinciden, pues, con la mayoría de los estudios existentes. No había diferencias ni por lado ni por género. (¿Y por color, eh?)

 

VOLVER (a Índice)

 

                                           octubre 2007 

 

Fitomedicina y curcuminoides…   Deliberadamente, por una vez, cito a todos los AA de este trabajo, que son Chainani-Wu N, Silverman S Jr, Reingold A, Bostrom A, Mc Culloch C, Lozada-Nur F y Weintraub J (Phytomedicine 2007 ag;14(7-8):437): sale de lo común su estudio de los curcuminoides. Son componentes de la Curcuma longa, o cúrcuma, que tienen una acción antiinflamatoria que se conoce ya desde el Ayurveda, medicina tradicional hindú, hace siglos. La Curcuma longa se usa como colorante alimentario (azafrán de las indias) y es el principal constituyente del curry. Probaron su eficacia contra el liquen bucal plano (LBP), enfermedad cutánea crónica e inmunológica. En 100 pacientes consecutivos, aleatoriamente, con doble ceguera, en la Universidad de California (feb 2003 a sept 2004). En los casos experimentales usaron curcuminoides en dosis de 2000 mg/día durante 7 semanas, y a todos (experimentales y controles con placebo) les suministraron 60 mg por día de prednisona durante la primera semana. El primer análisis, inmediato, no mostró mayores diferencias entre ambos grupos. Estiman que se pueden esperar mejores efectos con dosis más elevadas y sin la prednisona inicial. [En las monografías de la OMS se recogen las siguientes indicaciones: dispepsias hiper o hiposecretoras, meteorismo. Recomiendan en ellas: 3-9 g día de raíz fresca o 1,5-3 g/día de polvo.]

 

Miconazol y liquen…    Lodi G et al k(Br J Dermatol  2007 jun;156(6):1336) señalan que los esteroides tópicos con la primera elección para el tratamiento del liquen bucal plano (LBP) y estiman que los antimicóticos usados conjuntamente ayudan a prevenir la candidiasis secundarias, aunque se ha afirmado que podrían tener una acción terapéutica directa. Para verificarlo efectuaron un estudio de 6 semanas aleatorio de doble ceguera para comparar en 35 pacientes externos el efecto del propionato de clobetasol por sí solo, con placebo, y junto con un antimicótico, el miconazol. Aunque se vieron  mejoras ya a los 3 semanas, no pareció afectar significativamente los signos y síntomas del LBP. No se vieron casos de candidiasis en el uso conjunto y hubo 5 del grupo placebo

 

Hiperplasia reactiva…   Zarei MR, Chamani G y Amanpoor S descubrieron que los seres humanos iraníes no se diferencias del resto de la humanidad, por lo menos en este tema (Br J Oral Maxillofac Surg 2007 jun;45(4):288). Una serie de 172 personas de 5 a 79 años consecutivos de hiperplasia reactiva confirmada fueron divididos en 5 grupos: fibroma traumático, fibroma periférico con calcificación, granuloma piogénico, granuloma gigantocelular periférico e hiperplasia causada por prótesis. Estaban afectadas más mujeres que hombres (H/M 1:1.5). El granuloma piogénico y la hiperplasia causada por prótesis son mucho más comunes en mujeres. Hubo 111 casos (64%) que involucraron la encía, con el GP más frecuente en el max sup y los demás en el inferior. Hubo 20 GGP y 23 GP con úlceras superficiales. Fue común una tendencia a sangrar en GP (31) y en el FP (12).

 

VOLVER (a Índice)

 

                                 septiembre 2007

 

Más maloclusiones hoy que en el medioevo …   Evensen JP y Øgaard B. (Am J Orthod Dentofacial Orthop. 2007 jun;131(6):710) hallaron que más del 30% de los niños y adolescentes escandinavos necesitaron tratamiento ortodóncico. Compararon con la situación en una muestra de 85 cráneos de varones y 61 de mujeres medievales noruegos obtenidos de cementerios del s XVI y evaluaron la necesidad de ortodoncia en ellos. El 36 % del grupo medieval (M) mostró necesidad de tratamiento según el índice elegido y 65% de la muestra actual (A). En los medievales la necesidad fue en los varones del 27% y 49% en las mujeres. No hallaron diferencias por sexo en la muestra actual. Mostraron gran necesidad 7 % de los M y 20% de los A; obvia necesidad 29% de los M y 44% de los A; y poca o ninguna necesidad 64% de los M y 36% de los A. Los cráneos femeninos estaban en peor situación que los masculinos. Ninguno de los estudiados estaba en suma gran necesidad.

 

Amelogénesis imperfecta hipoplásica severa con taurodontismo   Pavlic A et al (Int J Paediatr Dent. 2007 Jul;17(4):259) presentan un caso en el que diagnosticaron la afección del título. Varios de los dientes permanentes ya se infectaban al emerger en la cavidad bucal. Radiográficamente, se vieron pulpas agrandadas y alargadas (taurodontismo) en los primeros molares permanentes. Otro posibilidad sería el sindrome trico-dento-óseo (TDO). El examen histológico del primer molar permanente superior derecho reveló esmalte lamelar o amorfo algo más grueso en la cara proximal solamente, sin prismas ni líneas incrementales visibles. La historia médica familiar no aportó nada y tampoco la personal. En este niño de cabello rubio enrulado y grueso, la estructura ósea maxilar y craneana se presentaba normal. No mostró defectos el gen DLX3, único en el cual se localiza el TDO, con lo cual el diagnóstico terminal es de amelogénesis imperfecta.

 

 

VOLVER (a Índice)

 

 

                                     agosto 2007

 

¿Lesiones aftoideas por bromuro de tiotropium?...   Vucicevic Boras V, Savage N y Mohamad Zaini Z.( Med Oral Patol Oral Cir Bucal 2007, mayo 1;12(3) afirman que son conocidos algunos efectos colaterales del bromuro de tiotropium (usado como broncodilatador en la enfermedad pulmonar obstructiva crónica): boca seca, gueto alterado, diversas reacciones alérgicas o tóxicas en los labios y/o dentro de la cavidad bucal. Los problemas se dan cuando el diagnóstico e informe depende para su exactitud del uso repetido del fármaco sospechado en un ambiente clínico controlado para estar preparado para las consecuencias fatales por el  shock anafilático. Informan de un caso, en un hombre de 65 a,  de uso de bromuro de tiotropium (Spiriva) combinado con HandiHaler, que se  manifestó como una ulceración bucal. En un  período de pocos meses generó úlceras bucales dos veces. Otras medicaciones que  usó por años no dieron ese efecto.

 

¿Qué saben de la boca los médicos?...   Sardella A et al (J Dent Educ. 2007;71(4):487) Investigaron la exactitud de los diagnósticos de enfermedades de la mucosa bucal efectuados por médicos de familia y de otros tipos y odontólogos generales, cuando remiten pacientes a la clínica universitaria. A lo largo de 3 años, compararon los diagnósticos presuntos con los diagnósticos histológicos del  especialista de la cátedra. Sólo 305 de 678 (45 %) de las notas de derivación incluían un diagnóstico clínico. Correspondieron 86 a odontólogos generales (86/305, 28 %); 76 a médicos con título odontológico (76/305, 25 %) y 143 (143/305, 47 %) por otros médicos. Es decir que más del 50 % de los profesionales no eran capaces de hace un diagnóstico clínico  de enfermedades bucales.  Sólo el 40 % de los diagnósticos provisionales (122/305) coincidió con el diagnóstico del especialista. La proporción de diagnósticos correctos fue del 40 % para los OG graduados como tales, 33 % para otras categorías de médicos, y 27 % graduados en medicina con postgrado en odontología.

¿Xerostomía en menopáusicas?...   Agha-Hosseini F, et al (Oral Dis. 2007 mayo;13(3):320) comparó en 42 mujeres menopáusicas (52-73 a), con sensación de sequedad bucal y sin ella (21 y 21), la tasa de saliva entera estimulada y la composición de la saliva estimulada con parafina; midieron. magnesio (Mg(+2)), calcio (Ca(+2)), cloruro (Cl(-)), fosfato inorgánico (Pi) y proteína total, sodio (Na(+)) y potasio (K(+)). No hallaron diferencias en el volumen de saliva ni en estos factores medidos, pero sí fue distinta la concentración de calcio, más alta en los controles. Se desprendería que es mayor el nivel de calcio salival en las mujeres con sensación de sequedad bucal.

 

 

VOLVER (a Índice)

 

 

                                     julio 2007 

 

Interleuquina-4 (-590 C/T) y carcinoma...    Los atenienses Vairaktaris E y 10 cols (Oral Surg Oral Med Oral Pathol Oral Radiol Endod 2007 abr 10) no concuerdan con estudiosos chinos que llegaron a una distinta conclusión, que para estos AA, tras estudiar 156 pacientes con carcinoma de células escamosas y 162 sanos griegos y germanos, tuvieron resultados acordes con el papel de promoción del crecimiento de la Il-4 en el cáncer de cabeza y cuello y su efecto inhibidor de la neoangiogénesis y metástasis.

 

Disfunción salival y enfermedades sistémicas...   von Bultzingslowen I y 13 cols (Oral Surg Oral Med Oral Pathol Oral Radiol Endod 2007 mar;103 Supl:S57) se propusieron identificar en la literatura entre 1966 y 2005 enfermedades generales asociados a la hiposalivación (HS) y xerostomía (XS) y generar recomendaciones para tratar éstas. De los trabajos más calificados observaron: la pilocarpina y la cevimelina son recomendables para la HS y XS en el síndrome de Sjögren primario y secundario (SS). En los primarios, los comprimidos de IFN-alfa estimulan la producción salival. Los agentes anti-TN-alfa (infliximab y etanercept)  y la dehidroepiandrosterona  no son recomendables para la HS en SS. No hallaron evidencias suficientes para respaldar el uso de estimulantes, lubricantes y protectores locales para HS y XS. Creen que las estrategias futuras deberán incluir nuevas fórmulas de los fármacos existentes, como la aplicación local de pilocarpina.

                                 

 VOLVER (a Índice)

  

                            junio 2007        

¿De quién es esa boquita ulcerada?...   A. J. Mighell, en un Brit Dent J de marzo, pág. 328, dice que para los israelíes esa boca suya es del médico, pues a él acuden cuando tienen una lesión que no es dentaria. Con eso, no somos ni odontólogos, ni dentistas, sino apenas “dientistas.” Una encuesta reveló que la muestra de 1000 personas, de Haifa y Tel Aviv, (con 1/3 que había padecido úlceras bucales) que, obviamente, no distinguía simples aftas de cáncer, concurría en su inmensa mayoría a la consulta médica, mientras sólo un 20% acudía al odontólogo y apenas un 4-10% preguntaba al farmacéutico.

Recordando clínica.- Las úlceras aftosas, típicamente, están rodeadas por un halo eritematoso, indicio de una respuesta inflamatoria normal y sana, histológicamente, con infiltración de linfocitos CD: es una lesión multifactorial de naturaleza inmunológica. Afecta las mucosas no queratinizadas, sobre todo la labial, yugal, alveolar, lingual ventral. No suelen superar el mm de diámetro y curan solas en una semana, más o menos. Su mayor problema es la frecuencia con que pueden recidivar.

Desconocidos los factores desencadenantes, no reconocen medicación adecuada. Para poder comer, se recomienda una aplicación tópica de una mezcla de Maalox (suspensión con : hidróxido de aluminio, 185 mg e hidróxido de magnesio 200 mg) y Benadryl líquido o elixir de Decadron, 1:1.

El carcinoma espinocelular  se distingue del afta por que su úlcera bucal es profunda y presenta un borde levantado y duro que la rodea, sin halo inflamatorio y habitualmente sin sensibilidad especial, con un posible dolor secundario cuando invade un plexo nervioso; puede sangrar espontáneamente.

Ganglios contra carcinoma...   Zhong LP et al (Arch Oral Biol 2007 feb 27) dicen que el carcinoma espinocelular es el tumor maligno más frecuente en la boca y región maxilofacial y que su pronóstico es pobre. La E-cadherina es una molécula de adhesión celular calcio dependiente que pertenece a una familia de proteínas  del desarrollo responsables de mantener la integridad estructural de los tejidos (¡¡A ver si alguien se cree que es de la cad-h-era!!). Su expresión en los ganglios  metastáticos cervicales: sobre todo en los micrometastáticos rara vez ha sido comunicada en los enfermos de este cáncer. Comprobaron que la reducción en la expresión de la E-cadherina en tejido canceroso se correlaciona con el mal pronóstico y es útil para confirmar  el ganglio tomado cuando se trata de uno micrometastático. La sobrevida de los pacientes con CEC se correlacionó con una decreciente expresión de E-cadherina y recurrencia del tumor. El diagnóstico se hace en el examen patológico de rutina con coloración de H-E.

 

VOLVER (a Índice)

 

 

                                                     mayo 2007

 

Lesiones gingivales reactivas: 2.439 casos. Zhang W et al (Quintessence Int 2007 feb;38(2):103) se ocupan de lo que alguna vez se llamó épulis, lo cual es, según lo demostró uno de nosotros (H.M.) en su tesis de doctorado, una mera denominación topográfica, con el agregado de que el plural correcto es el que usan los anglófonos, es decir, epúlides. Zhang y los suyos lo confirman cuando describen lo que en verdad eran los epúlides recopilados por ellos en China Occidental: fibromas periféricos (FP), 1489, o 61,5%; fibroma osificante periférico (FOP), 431, o 17,67%; granuloma piogénico (GP), 482, o 19,76%, y granuloma gigantocelular periférico (GGP), 37, o 1,52% (éste es al cual muchos AA quieren reservar la topográfica palabra “épulis), que tiene predilección más marcada por las mujeres.

 

J Biomater Appl 2007 en;21(3):317. Click here to read 

Substitution of osteoporotic alveolar bone by biphasic calcium phosphate/poly-DL-lactide-co-glycolide biomaterials.

Menopáusica osteoporosis...   Zorica A et al (Quintessence Int 2007 feb;38(2):103) trataron a 30 mujeres postmenopáusicas (46-62 a) con osteoporosis y deficiencias en los huesos alveolares causadas por extracciones de dientes con periodontitis, enucleación de quistes y patologías periapicales. Aplicaron en esos puntos un compuesto de fosfato de calcio bifásico /poli-DL-lacturo-co-glicólido (FCB/PLG). A las 6 semanas, de la comparación con el lado contrario, encontraron que la densidad ósea era menor en el lado experimental; pero a las 24 semanas, era significativamente superior. Esto demuestra un alto nivel de actividad osteoblástica y de  osteorregeneración. Es probable que por estas cualidades, el compuesto sintético BCP/PLGA sea el reemplazo ideal de tejido óseo.

 

 

VOLVER (a Índice)

 

 

                                  abril 2007    

Granuloma gigantocelular y neurofibromatosis 1... Edwards PC et al (Oral Surg (Oral Med Oral Pathol Oral Radiol Endod 2006 dic;102(6):765) presentan 2 pacientes con neurofibromatosis 1 (NF1), trastorno hereditario autosómico dominante causado por un espectro de mutaciones que afectan el gen Nfl. Estos pacientes generan con más frecuencia tumores benignos y malignos con manchas café con leche cutáneas múltiples, neurofibromas. Pecas axilares, gliomas ópticos, hamartomas benignos del iris, escoliosis y lesiones mal definidas de los tejidos blandos. Pueden asociarse granulomas gigantocelulares cetrales, de los que pocos casos fueron publicados. Los AA observaron en sus 2 casos recidivas repetidas, pese a los cuidados cureteados mecánicos y las excisiones. Esta patología maxilar asociada a la hereditaria podría representar una coincidencia o un verdadero vínculo genético. Creen que es muy probable que este fenómeno esté relacionado con una displasia ósea asociada a la NF1. En comparación con el hueso normal, el hueso haploinsuficiente NF1 tiene menos probabilidades de remodelarse en respuesta estímulos aún no indentificados (p ej, excesivo esfuerzo mecánico y/o fragilidad vascular. Por otra parte, el GGC podría representar una neoplasia verdadera, resultante de alteraciones genéticas no identificadas aún al hueso haploinsuficiente NF1.

 

Patógenos bucales y alergias...   Arbes SJ Jr et al (J Allergy Clin Immun. 2006 nov;118(5):1169) pueden sorprender a muchos de sus lectores al contarles que la colonización de la cavidad bucal por microorganismos puede tener un papel protector en la etiología de las alergias. Lo afirman después de comprobar que las concentraciones mayores de anticuerpos IgG a Porphyromonas gingivalis se mostraron significativamente asociadas a menores prevalecimientos de asma, jadeos sibilantes (wheezes) y fiebre del heno, y las concentraciones mayores de anticuerpos IgG a Actinobacillus actinomycetemcomitans una presencia significativamente asociada a menor prevalecimiento del jadeo. Esto está en contradicción con la hipótesis higiénica que augura, por el contrario, incrementos de las afecciones alérgicas.

VOLVER (a Índice)

 

 

                                    enero 2007

 

Daños sensoriales por cirugía de terceros...   Jerjes W y 11 AA más (Oral Surg Oral Med Oral Pathol Oral Radiol Endod 2006 oct;102(4):1) siguieron a 1,087 pacientes con 1,087 terceros molares mandibulares extraídos bajo anestesia local desde 1998 a 2003. Tomaron nota de edad, sexo, posición radiográfica, nivel del cirujano, proximidad del dentario inferior y prevalencia de parestesia de nervio lingual y/o dentario. Hallaron que era importante la experiencia del profesional en la generación de parestesia permanente del lingual y del dentario. Las lesiones del dentario inferior alcanzaban el 4,1% a la semana de la cirugía y decrecían al 0,7% después de 2 años de seguimiento. La alteración de la sensación de la lengua, observada en el 6,5% de los pacientes, se reducía  igual lapso al 1%.

 

Primer adenocarcinoma temporal…   Honda K et al (J Oral Pathol Med 2006 oct;35(9):582) presentan un caso de adenocarcinoma mucinoso en la región temporal en una mujer de 62 años, que estaba siendo vista por trastornos de la ATM, trismo severo y dolor articular. El trismo empeoraba sin dar imágenes anormales ni en la resonancia magnética o la centellografía ósea. Al aparecer tumefacción de la región temporal, procedieron a tomar una biopsia, que reveló inflamación crónica de la musculatura estriada. A los 6 meses, la RM mostró una masa mal definida en la región infratemporal que se extendía hasta el infracráneo. La histología dio el diagnóstico mencionado con una diferenciación moderada.

Fibroma odontógeno central localmente agresivo asociado a un  quiste inflamatorio...   Cercadillo-Ibarguren I et al (J Oral Pathol Med 2006 sep;35(8):513) describen el caso de una mujer de 38 años con una radiolucidez multilocular que afecta toda la mitad derecha del maxilar inferior, con un tercer molar no erupcionado desplazado a la región de la apófisis coronoides. El estudio histológico mostró fibroblastos focalmente con núcleos pleomórficos, colágeno denso y epitelio odontogénico con calcificaciones distróficas. Había un quiste con infiltrado inflamatorio importante.

VOLVER (a Índice)

 

 


 

 

CLÍNICAS 2006

   

                         diciembre 2006

 

Cromatografía gaseosa simple y halitosis…   Takatoshi Murata y ­Hideo Miyazaka (Journal of Periodontology 2006, 77(7): 1142) crearon un cromatógrafo de gases sencillo y compacto, con un sensor de óxido de indio recién inventado para medir las concentraciones de los compuestos sulfurosos volátiles (CSV) presentes en el aliento. Comprobaron su validez mediante mediciones de precisión específicas para los CSV y también si se veía afectada por colutorios con etanol (que tendría un reducido efecto).

 

Neurotransmisores y seducción…   La curiosidad de K. P. por la relación entre neurotransmisores y seducción puede ser inicialmente satisfecha con la siguiente información.

La liberación de dopamina preóptica es parte integral del despliegue de conductas copulatorias en los mamíferos machos. En todos los vertebrados es similar la distribución anatómica de la enzima sintetizante de la dopamina, la tirosina hidrolasa. La transmisión dopamínica aumenta tanto en el nucleus accumbens como en el área preóptica mediana cuando a los machos se les presenta una hembra sexualmente receptiva, así como cuando los machos practican la copulación. Poco se sabe si hay una correlación entre la similitud de los sistemas neurotransmisores y la función. Pero es probable que haya similitudes entre la distribución neuroquímica y la función neuroquímica.

 

Quistes dentarios…   En el Departamento Maxilofacial del Hospital de la Salpetrière, Universidad Pierre et Marie Curie, Meningaud JP et al (J Oral Sci 2006 jun;48(2):59), analizaron las historias (1995-2005) de 695 pacientes consecutivos operados con anestesia general por quistes odontogénicos en adultos.  Registraron una edad media de 41.8 +/- 15.8 años, una proporción mujeres: varones de 1,86:1, de maxilar inferior: superior de 3:1, con el gonion involucrado en el 36% de los casos y la rama horizontal en el 32%, la parasínfisis en el 18%, rama ascendente,11,6%, coronoides, 1,5% y cóndilo, 0,9%. En el maxilar superior la distribución fue: región canina, 40%; PM y M, 45%, terceros, 15%. Los tres quistes odontógenos más frecuentemente diagnosticados fueron: radiculares, 53,3%; dentígeros, 22,3% y queratoquistes, 19,1%. Las dos observaciones más importantes de esta serie fueron: (1) la cantidad importante de quistes radiculares que podrían haber sido evitados, considerando que son una consecuencia de caries avanzadas: (2) una notable ausencia para el seguimiento postoperatorio de otros tipos de quistes.

Caries, pulmonía y lupus...   Pascual-Ramos V et al (J Rheumatol 2006 sep 1) vieron 30 mujeres hospitalizadas por neumonía, que padecían lupus eritematoso sistémico (LES), a las que compararon con otras 60 con LES, emparejadas por edad, sexo y fecha de hospitalización las 30 sin neumonía. Tras considerar varios factores indicados, incluido el examen por reumatólogo y por periodoncista, concluyeron que la mala higiene bucal y las caries de tercer grado eran comunes en las pacientes con LES que habían padecido neumonía. Éstas tenían mayor actividad patológica y tomaban dosis mayores de prednisona, menor nivel de albúmina y más factores de riesgo. Además, padecían lesiones periapicales, caries avanzadas y mayor índice de caries y avanzadas.

VOLVER (a Índice)

 

                          octubre 2006   

Optimismo y dolor...   Sipila K et al (Acta Odontol Scand 2006 jun;64(3):177) investigaron en 5696 fineses, nacidos en 1966, la relación entre optimismo y el dolor facial expresado, y hallaron una relación inversa. Concluyeron que el optimismo es un determinante psicosocial independiente de la experiencia de dolor que debe ser tomado en cuenta al evaluar el pronóstico del dolor facial y su tratamiento.

Microbiología de enfermedades bucales…   No se hace el sueco Dahlen G (Acta Odontol Scand 2006 jun;64(3):164), porque lo es, al subrayar que el diagnóstico microbiológico puede ser útil en odontología general con varios propósitos y diversas situaciones. La mayoría de las infecciones de la cavidad bucal, incluidas las principales enfermedades dentarias, son causadas o mantenidas por microorganismos de la flora residente o transitoria presentes normalmente en bajo número y no patógenos, pero oportunistas. Las infecciones mucosas tienen cierto grado de especificidad (p. ej., Candida spp., Staphylococcus aureus y entericus) y un test microbiológico bien interpretado contribuye al diagnóstico clínico y a la elección del tratamiento. No obstante, las infecciones subepiteliales o profundas incluye una cantidad de especie de la flora residente, sobre todo anaerobios, cuyo papel en las infecciones es difícil de interpretar. Los tests microbiológicos y el hallazgo de ciertas especies sirven para el control terapéutico, para la evaluación de los riesgos y aun para motivar al paciente en la prevención de esas enfermedades.

 

Células madres pulpares…   Laino G et al señalan que las células madres derivadas de la pulpa dental humana son capaces de diferenciarse en osteoblastos y ser una fuente potencial de hueso autólogo producido in vitro. Los AA presentan en este trabajo (J Craniofac Surg 2006 may;17(3):511) sus resultados preliminares y la aplicación potencial en cirugía craneomaxilofacial. Tomaron delicadamente pulpa de terceros molares (34) de personas de 19 a 37 años. Con un citómetro seleccionaron células c-kit+/CD34+/STRO-1+/CD45- en las que es extremadamente rica la pulpa y son capaces de diferenciación en varias células derivadas del estroma y, sobre todo, osteoblastos.

Aplasia salival y lesiones dentarias...   Los dentistas debieran tomar conciencia de que la aplasia salival puede ser causa, si no de caries, de un efecto de astillamiento, aunque infrecuente. La xerostomía causada puede derivar en extensas desmineralizaciones dentarias. Mandel L( J Am Dent Assoc 2006 jul;137(7):984) presentó un caso así en un joven de 19 años, quien había perdido enormes cantidades de tejido dentario y se le habían astillado y saltado buenas partes de palatino de molares y premolares superiores. Le faltaban las 4 glándulas salivales mayores.

VOLVER (a Índice)

 

 

                          septiembre 2006

 

Medición de hipoplasias adamantinas...   Siendo la hipoplasia del esmalte un defecto cuantitativo del espesor del esmalte, Claire Elcock et al (Eur J Oral Sci 2006; 114 (Suppl. 1): 365) se propusieron cuantificarlo con métodos nuevos de análisis de imágenes, sobre impresiones y modelos de estudio de 8 dientes. Tema tan viejo que mereció en nuestra sección HISTÓRICAS el estudio de los dientes de los britanos en sus tiempos romanos (qv). Las mediciones incluyeron el área de la lesión y el área de la superficie dentaria, con lo cual calcularon el área afectada total. Comparando con otros métodos, establecieron que las mejores mediciones eran las efectuadas sobre los dientes exfoliados (como podría ocurrir con los dientes de los cráneos estudiados por los paleoantropólogos), seguidas por las del análisis de la imagen en la silicona.
 

Displasia de esmalte y hamartomas…   Feller L et al (OSOMOP2006 may;101(5):620), desde  Limpopo, Sudáfrica, nos habla de un raro caso de displasia del esmalte y múltiples  dientes sin erupcionar con grandes lesiones pericoronarias fibrosas, sólidas, con rasgos tipo fibroma. A esto se sumaba una mordida abierta anterior e hiperplasias gingivales. Estos agrandamientos exhibían los rasgos microscópicos de lesiones  múltiples pericoronarias odontogénicas tipo fibroma-parecen ser la marca de este síndrome. Los 5 casos registrados provienen todos de Sudáfrica.

 

 

 

 

Boca de éxtasis (“Meth mouth”)

 

El consumo de éxtasis, dice Eric K. Curtis (Gen Dent 2006 abr; 54(2) :125), genera claras

manifestaciones bucales

constituidas por toda una constelación de signos y síntomas asociados al prolongado abuso de metanfetamina, que incluyen caries rampante y agrietamientos y fracturas y grandes desgastes. A todo esto los autores anglófonos le dieron el nombre de meth mouth, que para los hispanohablantes podría ser boca de éxtasis.. La metanfetamina actúa sobre los receptores alfa-adrenérgicos de la irrigación vascular de las glándulas salivales, causa  vasoconstricción y reduce el flujo salival, con lo que priva al medio bucal de la actividad buffer de la saliva y no contrarresta la  acidez ni previene la desmineralización del esmalte. Los dientes quedan también expuestos a los ácidos por los vómitos que provoca el consumo. Y es típica la reducción de los cuidados de higiene bucal.

Además, los adictos compensan una necesidad surgida de la acción de la metanfetamina mediante el consumo de más  carbohidratos en forma de azúcares y almidones; los observadores específicamente reportan gran ingesta de gaseosas azucaradas.  En fin, la metanfetamina alienta un medio que maximiza el riesgo de caries: menos saliva, más azúcar, menos higiene. Boca seca, mal aliento.

Se señala un parecido con la caries por mamadera, que suele iniciarse con hipocalcificación de los dientes anterosuperiores y lesiones de Clase V agresivas y profundas con el esmalte ennegrecido. Las caries se manifiestan de modo diferente que en otras condiciones xerostómicas, como las caries por radiación, que suelen ser circunferenciales. Las del éxtasis son vestibulares e interproximales. El bruxismo violento causa trismo o dolor de la ATM y gran desgaste oclusal y fracturas. Los adictos que aspiran pueden tener desgaste mayor en los dientes anteriores. En los tejidos blandos se observan queilitis angular, glositis, candidiasis y (si inhalan por la nariz) rinitis.

También se atribuyen al éxtasis periodontitis y ulceraciones gingivales y mucosas. En quienes fuman la droga, que suelen también ser fumadores de cigarrillos, se puede  corroer el oro de las restauraciones. En 2005, E K Curtis condujo una breve encuesta en un área donde el consumo había crecido un 90% de 2003 a 2005, con cuatro preguntas: ¿Conoce la boca de éxtasis? ¿Sabe cuáles son sus signos? ¿Ha visto pacientes de quienes supuso que eran adictos? ¿Por qué? De los 14 dentistas encuestados, 10 respondieron. En resumen, estaban enterados y había casos con los signos descritos y pérdida de dientes. Se dieron cuenta por eso, por información del paciente o de sus vínculos y por signos extrabucales.

 

Implicaciones para los dentistas

 

Los signos extrabucales de abuso pueden incluir: signos vitales anormales, ojos enrojecidos, rostros abotagados y aspecto desarreglado. Otros signos de abuso de metanfetamina incluyen rápida pérdida de peso, palidez, nerviosismo y rápido envejecimiento visible y de química interna: pierden transmisor de dopamina a un ritmo de 6.0–7.0% por década, equivalente a 40 años de envejecimiento. Los signos en la conducta son los habituales, que incluyen ir de un dentista a otro, no para tratamiento sino en busca de analgésicos. Sus problemas son imprecisos, declaran alergias a la medicación para el dolor y hacen visitas frecuentes por el mismo dolor. Suelen tener entre 18 y 34 años.

Se debe evitar la sedación con óxido nitroso y guardar los recetarios bajo llave. Deben evitar los anestésicos locales con  vasoconstrictor si el paciente usó la metanfetamina en las últimas 24 horas. Pues la hipertensión podría ocasionar un ACV o paro cardíaco.

Sólo para dentistas curiosos

 

Comencemos con algo de historia, tema fuerte del Dr. Curtis.

As early as 3000 B.C., Chinese writings mentioned the ephedra plant, the source of the alkaloids ephedrine and pseudoephedrine, both of which have been used for centuries to treat respiratory diseases.

Hacia fines del s XIX, la efedrina (conocida por los chinos desde 3000 años antes de Cristo), comenzó a escasear y se buscaron sustitutos sintéticos. In 1887, el alemán L. Edeleano "Uber einige Derivate der Phenylmethacrylsaure und der Phenylisobuttersaure." sintetizó la primera, la fenilisopropilamina. In 1919, el japonés Ogata creó una más  potente anfetamina, el cloruro de d-fenilisopropilmetilamina, llamado metanfetamina. Con pasos “progresivos” se llega una prohibición especial en los EE.UU. que incluyó el control de los ingredientes usados en su producción.

El problema es que esta droga puede ser fabricada fácilmente en laboratorios elementales, a diferencia de las otras, con recetas que se encuentran en Internet.

Los cristales resultantes pueden presentarse como polvo o trozos de variado color. Estos cristales pueden ser comidos (se disueve fácil en líquidos), inhalados, fumados, o fundidos e inyectados. Otro atractivo de la metanfetamina está en sus efectos  intensos y prolongados; que incluyen incremento de energía, alerta, supuesta aptitud física, supresión del apetito y euforia. Duran un día en vez de una hora como la coca.

Mientras que el uso de éxtasis  (metilenedioximetanfetamina, o MDMA) ha crecido, la metanfetamina y las drogas conocidas permanecen estables.

Sigamos con las implicaciones  para la salud, que a corto plazo incluyen vómitos, temblores, hiperactividad, insomnio, respiración incrementada y apetito disminuido

Los efectos a largo plazo incluyen alergias, fatal sobredosis fatales, ACV y vasculitis cerebral crónica, hipertermia maligna, hemorragia interna,  intoxicación cardiovascular y del sistema  central nervioso, desórdenes renales y pulmonares, isquemia intestinal, pérdida de memoria, hepatitis y mucho más por si esto le pareció poco a alguien. Gays y bisexuales tienen mayor  riesgo de HIV. Psiquiátricamente: ansiedad, psicosis, ira mal controlada, violencia, depresión e intentos de suicidio.

Conclusión: NO ME TIENTA.  

 

 

VOLVER (a Índice)

 

 

                                   agosto 2006

Halitosis y rinosinusitis crónica... La rinosinusitis crónica es una enfermedad multifactorial definida por la inflamación de las mucosas nasales y paranasales con una historia de por lo menos 12 semanas de duración. Entre los síntomas notorios está la presión o dolor en la cara, la obstrucción nasal, descarga o purulencia e hiposmia o anosmia. La halitosis está entre los síntomas complementarios como fiebre, fatiga y dolor de muelas. Los microorganismos representan un papel significativo en el origen y persistencia del proceso  inflamatorio, aunque no está claro su papel exacto en la enfermedad. El examen clínico puede complementarse con endoscopía nasaly tomografía computada (Lanza DC Ann Otol Rhinol Laryngol Suppl. 2004 may;193:10).

 Halitosis falsa y su tratamiento...   A 407 pacientes de una clínica alemana para mal aliento los atendieron un odontólogo entrenado  y, como apoyo, un ORL, un clínico y un psicólogo. Todos se quejaban de halitosis, pero sólo la tenía real el 72,1%, de éstos, 92,5% con causa bucal y 7,3 por razones no de la boca. En el grupo sin mal aliento, 76,3% habían sido tratados por otros doctores, con un 36% objeto de gastroscopías y  14% habían experimentado una cirugía ORL. Sólo a 10 se les había hecho una evaluación organoléptica del supuesto mal olor. Concluyen Seemann R et al (Int Dent J 2006 abr;56(2):77) que los pacientes con seudohalitosis a menudo son objeto de tratamientos en exceso.

 

 Halitosis y psicosociales…  La halitosis constante que percibe la persona afectada la lleva a utilizar técnicas defensivas que incluyen evitar las relaciones y situaciones sociales. Esto afecta seriamente su bienestar, afirma
McKeown L (Int J Dent Hyg 2003 nov;1(4):213) tras haber hecho un estudio cualitativo retrospectivo de una clínica norteamericana para el aliento y 55 fichas. La evaluación se concentró en la historia psicosocial y del aliento. La experiencia olfatoria es íntima, cargada emocionalmente y nos conecta con el mundo. La sociedad usa los aromas como medio para definirse y para actuar con el resto el mundo. Cada uno interpreta sus propios olores corporales de una manera muy personal y, a la vez, pública. Esto, porque se genera el olor en un contexto social y cultural. Y es personal en cuanto completa  la imagen corporal y modifica la confianza en sí mismo. La imagen corporal, la estima de sí mismo y las relaciones sociales se mezclan, actúan recíprocamente y se impactan mutuamente. El olor del aliento es un aspecto dinámico e interactivo de la imagen de sí. Como el mal aliento tiene un valor codificado de “malo”, en 3 de cada 4 casos revisados había una reducción de la autoestima y una inseguridad en las relaciones sociales e íntimas que llevaban a los pacientes a buscar la ayuda especializada en halitosis.


VOLVER (a Índice)

 

 

 

                                                             julio 2006

Abrasión a los 14 a 23 años…   A 35 personas con oclusión de ClaseI de 14, 18 y 23 años, los fineses Kononen M et al (Acta Odontol Scand 2006 feb;64(1):55) les estudiaron las facetas de desgaste horizontal de los dientes anteriores superiores y las parafunciones y fuerza de oclusión máxima. El desgaste fue, respectivamente, de 29,5 mm2, 39,1 mm2 y 45.0 mm2. Entre los 18 y los 23 años, el desgaste mayor se dio en los caninos, aunque los centrales mostraban más superficie desgastada. Dedujeron que la abrasión es un fenómeno continuo en la adolescencia y primera adultez.

 

Bruxismo y temporomandibular …   Camparis CM et al (Arch Oral Biol 2006 abr 1) procuraron descifrar el dolor facial músculo-esquelético crónico y su relación con el bruxismo nocturno en una comparación de 40 pacientes con el hábito y con el trastorno (20) y sin éste.; en una noche, con polisomnografía. Con este recurso, no se manifestaron diferencias significativas en cantidad de episodios por hora, y su amplitud y duración, eficiencia y latencia del sueño, proporción de sueño REM o no, fenómenos respiratorios y despertares minis. Está aún por verse por qué algunos padecen dolores y otros no, dada esta similitud hallada por los colegas paulistas.

Dolores musculares femeninos…   Si se parte de que las interferencias oclusales pueden generar dolor y sensibilidad dolorosa de los músculos masticatorios a la presión, cabe observar si  las interferencias oclusales influyen sobre la presión al dolor de los músculos maseteros y temporales. Para estudiarlo, desde la ciudad que se ha de ver antes de morir, Michelotti A et al (Eur J Oral Sci 2006 abr;114(2):167) a 11 mujeres jóvenes y sanas las invitaron a una experiencia de doble ceguera aleatorizada para averiguarlo. Les pegaron tiras de oro en oclusal y, para los controles, en vestibular. Observaron que la aplicación de la interferencia oclusal activa no influía significativamente sobre los umbrales de dolor en esas mujeres sanas.

Ansiedad y dolor postoperatorio…   La personalidad predispuesta a la ansiedad, es decir, que padece sensibilidad a la ansiedad, sabe que no hay explicación externa plausible para su temor y entra en un círculo vicioso que amplifica los temores y las sensaciones experimentadas. Klages U et al (Community Dent Oral Epidemiol 2006 abr;34(2):139) quisieron verificar si esa exacerbación se extiende al temor ante preparaciones cavitarias y las consecuencias negativas del alerta corporal. En 97 pacientes midieron el Índice de Sensibilidad a la Ansiedad y aplicaron la Escala de Ansiedad Dental. Evaluaron el dolor esperado y el experimentado y fueron ambos mayores en quienes dieron valores elevados de temor odontológico junto con mayor sensibilidad a la ansiedad. Es decir,  en el tratamiento operatorio la convección de las consecuencias negativas de la provocación corporal influyen negativamente sobre el grado que adjudican al dolor relacionado con la terapia.

 

¿Vegetarianos erosivos?…   ¿Comió ratatouille? ¿Sigue regimen vegetariano? ¿Es francés? Pregunto porque unos escoceses de Dundee (Chadwick RG Eur J Prosthodont Restor Dent 2006 mar;14(1):28) estudiaron los efectos de la cocción sobre el potencial erosivo de la ratatouille, guiso francés de vegetales cocidos juntos y que incluye cebollas salteadas, berenjenas, ajo, pimientos verdes, tomates, zucchini, más orégano, perejil y otros condimentos. ¿Es preferible la cocción como guiso o al horno?  Al resultado de ambos métodos lo licuaron y diluyeron en 100 ml de agua destilada. Titularon su pH a 7,0 contra solución molar 0,1 dse hidróxido de sodio. Lo  mismo hicieron con cada ingrediente por separado. Para lograr la neutralidad buscada, debieron agregar significativamente más álcali a los alimentos horneados que a los guisados. El guisado redujo el volumen de álcali requerido para neutralizar la berenjena, los pimientos verdes y los zucchini (courgettes). Mucho más hizo falta para los pimientos rojos. En resumen, guise, no hornee. Si no quiere pacientes erosionados.  

VOLVER (a Índice)

                                                      junio 2006

 

 

Halitosis real y no tanto    El ubicuo suizo Andreas Filippi y Muller N (Schweiz Monatsschr Zahnmed 2006;116(2):129) consideraron la halitosis psicosomática como  excepcional. Durante un período de 18 meses, examinaron y trataron 144 pacientes en la Universidad de Basilea. Todos estaban convencidos de que sufrían mal aliento. Cuando un cuestionario y un examen completo atribuían la halitosis a una causa bucal, se elegía el tratamiento que eliminara la causa y se los controlaba. El 84% de los pacientes tenía halitosis de causa bucal; no bucal, muy pocos; y el 12.5% (n=18) tenían halitosis psicosomática. Lengua cubierta, gingivitis y periodontitis fueron  las más frecuentes de las causas bucales, tonsilitis fue la más frecuente no bucal. No hallaron correlaciones entre fumar y  halitosis, o estrés y halitosis. Los pacientes con halitosis psicosomática tenían un significativamente más alto nivel de ingestión de antidepresivos. Estos pacientes en general evaluaban su mal aliento como muy fuerte y omnipresente. Aún persiste la suposición de médicos y pacientes de que la halitosis podía ser causada por trastornos gastroenterológicos.

 

 Halitosis real y no tanto (II)   La halitofobia (idea compulsiva de que se padece halitosis y que irrita a los demás) mereció otro trabajo del frecuente Andreas Filippi et al (Schweiz Monatsschr Zahnmed 2006;116(1):57), aun partiendo de que gran parte de la población padece halitosis, por causas bucales o no, como amigdalitis y sinusitis, o, a veces, enfermedades generales y hábitos dietarios. Las causas más comunes: lengua saburral y periodontitis marginal. La idea compulsiva puede alterar totalmente la pauta de conducta de estos pacientes y llevarlos al aislamiento y aun al suicidio.
 

Osteonecrosis por bifosfonato    Abu-Id MH  et al (Mund Kiefer Gesichtschir 2006 mar;10(2):73) señalan el vasto uso que se hace de los difosfonatos para tratar osteoporosis y tumores malignos por su acción sobre los osteoclastos y la reabsorción ósea. Es un inconveniente que como daño colateral pueda tener la osteonecrosis de los maxilares (ONM), como se ve de su revisión de 349 casos de la literatura y 19 propios. Resumen que de millones de pacientes tratados con los BF sólo unos pocos padecen ONM. La incidencia sobre los tratados por cáncer con pamidronato y zoledronato es del 4-10%. El tratamiento consiste en la cuidadosa resección ósea y cierre cauto de los tejidos blandos. Sería preferible usar la denominación osteonecrosis asociada a bifosfonato.

VOLVER (a Índice)

 

                             mayo 2006

Datitos prácticos.:

-Los pacientes no compran objetos ni servicios... Compran resultados.

-Los tés frutales son muy ácidos  (pH 3 a 4), causan erosión y pueden remover el barro dentinario.

Sube la temperatura   Batra P et al (J Oral Rehabil 2005 dic;32(12):886) estimaron que las temperaturas enfrentadas por los tejidos dentarios y sus restauraciones afectan el comportamiento de los materiales en el medio bucal. Actúan por períodos muy breves y para registrar los datos con precisión se recurrió a recolectores de datos (dataloggers) ubicados en puntos seleccionados, en vestibular de los incisivos inferiores y en palatino de los superiores, que son los más afectados al beber de un vaso. Los líquidos calientes pueden elevar la temperatura  de los dientes anteriores hasta los 70°C y el consumo de bebidas frías puede bajarla hasta 0°C.
 

Periostitis osificante…   La periostitis osificante (PO) es una forma no supurativa de osteomielitis  común en niños y adultos jóvenes, en el maxilar inferior, generalmente por infección apícal del primer molar. Radiográficamente, se ven laminillas del hueso perióstico por fuera de la cortical que le dan un aspecto característico de capas de cebollas. Kannan SK et al (Int J Paediatr Dent 2006 en; 16(1): 59) presentan dos casos en niños de 11 años con tumefacción ósea, dura, persistente e indolora en la mandíbula. Ambos con caries muy avanzada de los primeros molares. Un caso mostró una sola capa radioopaca por fuera del borde cortical inferior, sin alterar el perfil mandibular. El otro mostró una tumoración neoformada ósea en igual ubicación y condiciones. Ambos tipo II de Kawai (el I altera el contorno).

 

Actividad masticatoria   Schindler HJ et al (Eur J Oral Sci 2005 dic;113(6):469) hallaron que todos los músculos masticatorios manifiestan incrementos y reducciones de la actividad en las distintas direcciones de las fuerzas bruxistas, con una fuerza horizontal creciente. En 10 sujetos normales, las  actividades electromiográficas (EMG) del masetero, temporal anterior y posterior, ambos pterigoideos, así como el digástrico anterior, fueron bilateralmente registradas durante el apretamientos con distintos vectores resultantes. Los pterigoideos fueron los músculos más activos en todas las direcciones; el externo llegó a la máxima activación, un 80% de la voluntaria y el interno presentó las mayores variaciones.

 

Quimioterapia   Wilson J y Rees JS (Eur J Prosthodont Restor Dent 2005 sep;13(3):129) comprobaron en 218 paciente, objeto de quimioterapia para cáncer, que necesitaban atención odontológica, un 16% para restauraciones y un 55% para cuidados periodontales. Los efectos secundarios más comúnmente observados fueron: alterada la sensación del gusto (52%), xerostomía (35%) y mucositis (22%). Yodos desagradables y afectaban la calidad de vida.

Tinnitus y bruxitus…   Camparis CM et al (J Oral Rehabil 2005 nov;32(11):808) estudiaron 80 brasileñas y 20 brasileños con rechinamiento nocturno, 54, de entre 13 y 66 años con  tinnitus (G1) y  46, de entre 20 y 59, sin tinnitus (G2). En el G1 prevalecían: dolor crónico facial; cantidad de áreas dolorosas a la palpación de los músculos masticatorios y  cervicales; dolor  miofascial en los músculos masticatorios; ausencia de dientes no repuestos e índices de depresión superiores. Las alteraciones de la ATM no diferían entre ambos grupos. La frecuencia de tinnitus era superior en los pacientes con bruxismo nocturno y dolor facial crónico.

Desgaste dentario juvenil…   El de los dientes permanentes anteriores es un fenómeno continuo en la adolescencia y en la primera adultez (Kononen Met al. Acta Odontol Scand. 2006 feb;64(1):55)  

 

VOLVER (a Índice)

 

 

 

                                                                    abril 2006

 

Múltiple invasión irlandesa...   Los irlandeses Coyle M et al (J Oral Pathol Med 2006 en;35(1):55) afirman que la reabsorción cervical invasora es una forma relativamente poco común de la reabsorción radicular externa. Hay  pérdida progresiva del cemento y de la dentina con su reemplazo por tejido fibrovascular, proveniente del ligamento periodontal, y con depósito de cementoide.  Suele afectar a un solo diente y hay que diferenciarlo de lesiones fibro-óseas y sarcomas de baja intensidad.

 

 

Supernumerarios dominantes…   Batra P et al (J Oral Pathol Med 2005 nov;34(10):621) comunican un caso de presencia de dientes supernumerartios multiples en una familia, sin sindrome general concomitante (displasia cleidocraneal, síndrome de Gardner), y con transmisión dominante autosómica.

 

Hidróxido, el aceitoso…   Stratul SI et al (Clin Oral Investig 2005 dic 20;:1) aplicaron en defectos intraóseos profundos una suspensión aceitosa de hidróxido de calcio (SAHC), en 30 pacientes, aleatoriamente tratados con acceso mediante colgajo o con colgajo solo. A los 6 meses, el grupo con SAHC mostró una reducción mayor de la profundidad, estadísticamente significativa.

 

Raíces molares vigiladas…   Ariji Y et al (Clin Oral Investig 2005 dic 15;:1) se propusieron investigar la relación horizontal de las raíces de los molares superiores con las tablas corticales y con el seno maxilar, así como la influencia de esas relaciones con la extensión de la infección dientosa.
 Tomaron tomografías computadas de 49 pacientes y 120 controles. En éstos vieron que más del 60% de las raíces del primer molar contactaban las tablas palatina y bucal (tipo A), mientras que no era así en los segundos molares. Muy frecuentemente, se observó el piso del seno maxilar entre la  bifurcación y los ápices de las raíces de primeros y segundos  molares. En los pacientes con infección, las alteraciones corticales eran más frecuentemente vistas del lado vestibular, y el 80% de los pacientes con alteración cortical vestibular mostraban la posición en que las raíces vestibulares estaban próximas a la cortical externa. Se halló engrosamiento de la mucosa sinusal en el 87.8% de los casos. En conclusión, la infección dientosa originada en los primeros y segundos molares se veía influida por la posición horizontal de las raíces.

  VOLVER (a Índice)

                                                          febrero/marzo 2006

Convivencia microbiano-celular…   Las células epiteliales vestibulares (CEV) pueden albergar una flora polimicrobiana intracelular, capaz de inducir respuestas proinflamatorias. Sin embargo, todos los sujetos mostraban una mucosa vestibular sana. Esto demostraría tolerancia. Rudney JD y Chen R (Arch Oral Biol 2005 oct 17; [Epub]) observaron que las CEV era anormalmente permeables a la tinción de ADN yoduro de propidio. Con esto se propusieron estudiar las complejas acciones mutuas de flora y células combinando las tinciones de ADN y este YP con un indicador de viabilidad celular. Complementaron con un marcador de apoptosis. Comprobaron un 29% de CEV con bacterias, sin señales de apoptosis.

VOLVER (a Índice) 

 

 

 

                              CLÍNICAS      2005

 

                                                               noviembre 2005   

Hablando de  gustos...   ... no es un gusto, sino un disgusto el del metotrexato; pero sí es un gusto ver los tapices de la serie Del Unicornio y el específico de este sentido que incluimos. Es posible que el uso del fármaco cause trastornos que afectan así nuestro campo de acción, la boca. Es uno de los más viejos quimioterápicos,  usado en el tratamiento de muchas formas de cáncer, incluido el de hueso y, más recientemente, para la artritis reumatoidea; es un antimetabolito. Hallaron Kolzet DJ et al (Oral Surg Oral Med Oral Pathol 1979 nov;48(5):467), en los primeros tiempos de uso, que obstaculizaba la respuesta inflamatoria reparadora a las exposiciones pulpares en ratas.

 

Los antimetabolitos son similares a moléculas normales de nuestro cuerpo, con algunas diferencias estructurales.Éstas hacen que los antimetabolitos detengan la acción de las células, normales y anormales. De ahí los efectos secundarios en sus tratamientos. En el caso del metotrexato, la molécula similar es el ácido folínico.  

El metotrexato afecta el gusto y causa xerostomía. Esto puede mejorar en meses, tras terminar el uso de la droga. Por eso, a veces se usa el ácido folínico para la recuperación. La boca seca, los labios partidos y las mucosas afectadas requieren atención odontológica y reposición frecuente de líquidos, humedecimiento de la boca cada dos horas y otros recursos que puede aconsejar el odontólogo.

 Alteraciones del gusto.- Si bien suelen ser temporarias, existen y son molestas. Sentir gusto a metal, amargo o salado es la queja frecuente, pues resultan afectadas las terminaciones gustativas. Dicen Greene D et al (Cancer Pract 1994 feb;2(1):57) que notaron estos cambios en el gusto tras haber tratado 86 mujeres por cáncer de mama. Además, náuseas, anorexia y jaquecas fueron los efectos secundarios más frecuentes. Estiman  Deeming GM et al (Br Dent J 2005 en 22;198(2):83) que otro efecto frecuente es la ulceración bucal, la que puede deberse a la falta de ácido fólico o por una dosis excesiva del metotrexato. Este problema en los niños, dicen Rask C et al (Pediatr Hematol Oncol 1996 ag;13(4):359), es muy frecuente cuando la dosis fue excesiva. Es algo en lo que el odontólogo debe pensar y realizar una historia clínica completa.
Carl W (Semin Surg Oncol 1986;2(4):187) afirmó ya en 1986 que los efectos del uso de metotrexato pueden afectar el tratamiento odontológico, por su daño potencial a las mucosas y la depresión de la médula ósea. Afirmaba que la mucosa afectada puede desalentar al paciente para una higiene bucal correcta, derivadas en infecciones locales, sangrado y septicemia en los mielosuprimidos. No obstante, Eder A y Watzek G (Int J Oral Maxillofac Implants 1999 ag;14(4):587) comunicaron que una mujer de 80 años, con osteoporosis y poliartritis crónica, tratada con esta droga y acetametacina fue tratada con éxito con 6 implantes y prótesis inferior fija. [Yapa: otras drogas de efectos secundarios en boca son: ciclofosfamida, daunorubicina, doxorubicina (hidrocloruro), 5-fluorouracilo, bleomicina, citosina-arabinosuro, 6-mercaptopurina, busulfan, y L-fenilalanina.]

 

Densidad mineral ósea...   Dervis E (Oral Surg Oral Med Oral Pathol Oral Radiol Endod 2005 sep;100(3):349 ) dice que la asociación entre osteoporosis y salud bucal sigue siendo cuestión de controversia y que se requiere confirmar si aquélla desempeña algún papel en la pérdida de hueso de los maxilares, en la enfermedad periodontal, en la pérdida de dientes y en otras alteraciones de los tejidos bucales. Los 97 estudios que revisó sugieren que las radiografías bucales panorámicas pueden servir para descubrir a las personas con Densidad Mineral Ósea baja, y sostienen la afirmación de que los individuos con osteoporosis están en mayor riesgo de sus manifestaciones en boca, aunque no esté claramente demostrado.

Control de glucemia...   Rhodus NL, Vibeto BM y Hamamoto DT (Quintessence Int 2005 jun;36(6):474) controlaron la glucemia de 100 pacientes con diabetes mellitus al ingresar en su clínica minesótica y hallaron que 28 de ellos estaban hiperglucémicos (> o = 126 mg/dl; 174.8 +/- 40.8 mg/dl) y 2 hipoglucémicos (< 70 mg/dl). De 8 pacientes con diabetes tipo 1, 3 estaban muy hiperglucémicos.


Fisuras alveolares…   Trindade IK et al (Oral Surg Oral Med Oral Pathol Oral Radiol Endod 2005 sep;100(3):271) comprobaron en 65 pacientes la eficiencia de los estudios radiográficos periapicales para evaluar el resultado de injertos secundarios de hueso alveolar (ISHA) en pacientes con fisura labial y palatina unilateral completa (FLUC) operados antes de la erupción del canino permanente y usando las escalas de Bergland y Chelsea scales y la aparición del canino a través del hueso neoformado.

 

 

Carcinoma en quiste odontogénico...   Cavalcanti MG et al (Oral Surg Oral Med Oral Pathol Oral Radiol Endod 2005 sep;100(3):365) afirman que el carcinoma intraóseo primario de los maxilares es raro y que, cuando se produce, surge dentro o en estrecha relación con un quiste odontogénico. La tomografía computada puede tener un papel en la detección temprana, a causa de su especificidad en determinar la naturaleza de la lesión.


¡Flor de pomelos! H. Staudte, B. W. Sigusch y E. Glockmann (British Dental Journal (2005); 199, 213) sostienen que existe una relación entre la falta de vitamina C y un riesgo incrementado de enfermedad periodontal, para lo cual estudiaron su presencia en plasma en relación con el consumo previo y posterior de pomelos, en 58 pacientes con periodontitis crónica. Los compararon con 22 personas sanas. Efectuaron las evaluaciones clínicas (placa, bolsas, nivel de ascórbico antes y a las 2 semanas del consumo pomélico. No polémico sería el resultado, donde claramente concluyeron que el nivel plasmático de vitamina C está por debajo del normal en los enfermos periodontales, sobre todo en los fumadores. La ingesta de pomelos aumentó los niveles y mejoró los índices de sangrado. Habría que hacer estudios a más largo plazo, en especial con fumadores.

VOLVER (a Índice)

 

                                       octubre 2005

Vascularidad y carcinoma...   El-Gazzar R, et al (Br J Oral Maxillofac Surg. 2005 ag 8) analizaron la  vascularización del carcinoma espinocelular como modo de predecir metástasis en los ganglios linfáticos y la estudiaron juntio con el factor de crecimiento endotelial vascular (FCEV) en tres regiones: dentro y en torno del tumor, el borde de la resección y los ganglios regionales. No hallaron correlación entre la vascularidad y la tinción de FCEV, lo cual sugeriría que este factor no es el estimulador principal o único de la angiogénesis del cáncer bucal. Parecería que es mejor apuntar a prevenir la extensión linfática , antes que la vascular. No había diferencias tintoriales entre los ganglios involucrados y los que no lo estaban, en cuanto al FCEV.

Fresado y temperatura...   W. Allan, E.D. Williams y C.J. Kerawala (British Journal of Oral and Maxillofacial Surgery 2005 43; (4), ag 314) opinan que los trépanos para la osteosíntesis con tornillos autorroscantes no deben ser usados repetidamente porque generan demasiado calor (nuevo 7.5 °C; tras 600 agujeros, 13.4 °C; y más: 25.4 °C ), lo cual obstaculiza la regeneración ósea. Como el costo de los trépanos es bajo, para no comprometer los resultados, se los debiera descartar después de un solo uso.  

¡Primera vez en seres humanos!...   A.F. Ayoub, W. Richardson y J.C. Barbenel(British Journal of Oral and Maxillofacial Surgery 2005 43; (4) , ag, 324) realizaron, por primera vez en un hombre de 65 años, un alargamiento de 20 mm de la rama mandibular derecha mediante osteogéneses por distracción continua automática. Para ello, usaron un dispositivo en dos partes: una, implantada en el hueso; otra, externa, distante del sitio quirúrgico y montado sobre una bomba de infusión o impulsor de jeringa portátil movido por baterías.

 

Dolor postquirúrgico y estilo de vida...

McKenzie Snyder, et al (J Oral Maxillofac Surg2005, ag63,(8); 1130) investigaron cuánto interfiere en el estilo de vida y en la función bucal el postoperatorio de la extracción del tercer molar y la medicación antiálgica. Compararon los pacientes (445, con 63% mujeres y edad media, 20 años) que estimaban que su dolor avalaba la ingestión de medicación (opioides, antiinflamatorios no esteroideos o ambos) y los que no lo hacían. Observaron si esto interfería en su actividad cotidiana, su vida social, su recreación o su sueño y si modificaba la alimentación, la masticación o la apertura bucal. A los 7 días, 48% seguían tomando medicación y sólo 20% el día 11. Los más propensos a ingerir medicamentos eran los que más probablemente señalaban una interferencia en la recuperación de la forma de vida y de el funcionamiento de la boca.

VOLVER (a Índice)

 

                                               septiembre 2005   

 

Transplantes autógenosSobre 182 autotransplantes dentarios, Kim E, et al (OSOMOP 2005 jul;100(1):112) tuvieron un 4,5% de fracasos inmediatos o a corto plazo, en 2 a 60 meses postquirúrgicos. Es importante tomar muy en cuenta el tiempo fuera de la boca junto con otros factores. En promedio, fue de 7,58 minutos (y hasta 25). Estabilidad, reabsorción radicular y anquilosis fueron los puntos considerados. La curación fue muy a menudo completa a los 2 a 8 meses. Los dientes con buena estabilidad inicial la conservaron, a diferencia de los inicialmente inestables. No hubo relación con el tiempo extrabucal ni con la reabsorción radicular o la anquilosis. 

 

Probióticos…   J. H. Meurman (Eur J Oral Sci. 2005 jun;113(3):188) consideró conveniente actualizar lo que se sabe de bacterioterapia probiótica en el campo de la salud bucal. Ciertas bacterias intestinales, en particular las especies Lactobacillus y Bifidobacterium pueden ejercer efectos beneficiosos en la cavidad bucal por inhibición de los estreptococos cariógenos y la especie Candida. Los mecanismos de la acción probiótica parecen estar ligados a una resistencia a la colonización y a una modulación de la inmunidad. Las bacterias acidolácticas producen ácidos orgánicos, peróxido de hidrógeno y de carbono, diacetilo, sustancias antimicrobianas de bajo peso molecular, bacteriocinas e inhibidores de la adhesión, que afectan a la microflora bucal. Sin embargo, en este campo aún son escasos los datos. Se requiere más información sobre la colonización de los probióticos en la boca y su posible efecto sobre las biopelículas. Se dan todas las razones para creer
que los mecanismos de acción en otras partes del trayecto gastrointestinal se dan también en la boca.

 

Ultrasonografía...   La ultrasonografía alveolar por transmisión atravesante (TAU) es una nueva modalidad en imágenes en odontología, por la cual la energía ultrasónica se transmite a través del cuerpo estudiado y se recibe en un segundo transductor del lado opuesto. Las variaciones en la amplitud de la señal recibida se interpretan somo señales de variaciones en la continuidad del material. El primer dispositivo en el comercio es el Cavitat CAV 4000 (Cavitat Medical Technologies, Inc., Alba, TX). Las recientes asociaciones entre osteoporosis generalizada y bucal y enfermedades periodontales y cardiovasculares subraya la importancia del descubrimiento temprano y tratamiento de las patosis del hueso esponjoso bucal, asociadas a la baja densidad ósea de la osteoporosis isquémica regional, osteomielitis crónica no supurativa, edema de la médula ósea y osteocavitación Imbeau J. Cranio. 2005 abr;23(2):100).

 

Bifosfonatos y osteonecrosis...   Los bifosfonatos, que se usan para tratamiento de cáncer y que están la primera línea en casos de osteopenia y también algunos usan para la artritis reumatoidea (etidronato (Didronel), alendronato (Fosamax), pamidronato (Aredia), fueron estudiados por Migliorati CA et al (Cancer 2005 jul 1;104(1):83) en 17 pacientes con cancer y metastasis óseas y 1 paciente con osteopenia, los cuales sufrieron a continuación osteonecrosis de los maxilares. Habían sido tratados con pamidronato o ácido zoledrónico, 25 meses media, para controlar o prevenir las metástasis o con alendronato para osteoporosis. Todos los pacientes con cáncer habían  recibido quimioterapia al mismo tiempo. Una mujer con osteopenia recibió alendronato. Las formas de osteonecrosis más corrientes fueron infección y osteonecrosis mandibular, asociadas a extracciones, infecciones y traumas. En dos casos, no se encontró afección asociada. En su mayoría, no respondieron a la terapia (antibiótica, quirúrgica, hiperbárica, etc). Interrumpir los bifosfonatos no aseguraba la curación, salvo en 1 paciente con cáncer. En conclusión, los bifosfonatos pueden contribuir a la patogenia de lesiones bucales, por mecanismos desconocidos. U. O. estima que esto señala la importancia de una historia clínica exhaustiva.

  

                                             julio 2005    

Piercings…   De 234 universitarios, de primer año, 3,4% tenían perforaciones bucales, no mostraban diferencias de índice DMF del resto, poseían mayor flujo salival (63% - 25%) y consumían más tabaco y drogas y sufrían más depresión. Es esencial seguir estos casos (Venta I, et al OSOMOP 2005 ay;99(5):546).

ECV, comida y caries…  
Hung HC, Colditz G y Joshipura KJ (Community Dent Oral Epidemiol. 2005 jun;33(3):167) hallaron en 83.104 norteamericanas que la dieta puede explicar parcialmente las asociaciones observadas entre salud bucal y enfermedad cardiovascular (ECV). Las que tenían menos dientes ingerían dietas menos sanas, más asociadas a riesgo de ECV, con más grasas saturadas, más grasas trans, más colesterol y más vit B12, así como menos grasas grasas poliinsaturadas, fibras, caroteno, folato, potasio, menos frutas y vegetales, pues tendían a evitar alimentos duros (zanahorias, manzanas y peras crudas). Las mujeres con entre 25 y 32 dientes ingerían más.

 

HAART ...   Si se compara a las personas en terapia HAART (fármacos contra HIV en combinaciones cuidadosamente planeadas, denominadas Highly Active Anti-Retroviral Therapy) con pacientes en otros regímenes o sin medicar, dicen Marcus M, et al (Community Dent Oral Epidemiol. 2005 abr;33(2):99), tras considerar una muestra norteamericana de 214.000 personas, éstos tenían 23-46% más probabilidades de Manchas Blancas Bucales (MBB, u OWP). Los negros mostraron un 32% menos de probabilidades, y los fumadores 62% más que los no fumadores.

 

Gigantocelular...   Aun cuando la lesión gigantocelular central (LGCC) es una lesión localizada, reactiva de los maxilares, asociada a un infiltrado inflamatorio, se puede apreciar en los pacientes una alteración funcional general en los leucocitos circulantes, lo cual sugiere que tengan un papel en la patogénesis inflamatoria de la LGCC. Afirman esto de Souza PE, et al (J Oral Pathol Med. 2005 may;34(5):312)
 

 

Apoptosis…    Kichi E, et al (J Oral Pathol Med. 2005 may;34(5):280) se propusieron dilucidar si los queratoquistes odontogénicos (QQO) pueden formar lesiones quísticas, pero no masas tumorales pese a su actividad prominentemente proliferativa. Para ello investigaron la proliferación celular, la muerte celular y los factores proteínicos relacionados con la apoptosis  en las células que tapizan los QQO y los quistes dentígeros (QD). No hallaron células positivas TUNEL (terminal dUTP nick end labeling) en la capa basal o intermedia de ambos tipos de quistes y otros datos más que los llevaron a concluir que la proliferación y muerte celular están reguladas en asociación con proteínas apoptosis-relacionadas en los epitelios de recubrimiento de los QQO y, por consiguiente, se aprecian lesiones quísticas y no tumorales.

 

Estrés postraumático...   El llamado estrés postraumático afecta a cientos de miles de personas (10% de algunas poblaciones) que han sobrevivido a terremotos, accidentes de aviación, terrorismo, violencia ciudadana, abusos en el hogar, violaciones y otros desastres. Sus síntomas pueden desaparecer con el tiempo o conducir a otros trastornos, como la depresión. Son: Intrusion.- En personas con EP, los recuerdos del pasado pueden reaparecer inesperadamente, en episodios relámpagos (flashbacks) que intruyen en sus vidas. Estos recuerdos súbitos y vívidos pueden ser tan fuertes y dolorosos que las personas sienten como que están en realidad volviendo a experimentar el trauma o viéndolo. Retracción.- Afecta  la relación con los demás, pues el afectado evita los lazos emocionales con todos. Solo pueden dedicarse a lo mecánico, sin emociones y quizá alternan entre revivir la experiencia y la incapacidad para expresar lo que sienten. La imposibilidad de expresar dolor o ira por el trauma continúa afectando su conducta sin que se den cuenta. Pueden sentirse culpables si sobrevivieron donde otros murieron. No faltan quienes con EP buscan liberarse en el alcohol u otras drogas, o en el suicidio. Hiperreacción.- Se sienten constantemente amenazados y se tornan irritable y explosivos, aun sin provocación. Pueden tener problemas de concentración o de recuerdos recientes. Las pesadillas recurrentes provocan insomnio. Según los Dres. De Leeuw R, et al (Oral Surg Oral Med Oral Pathol Oral Radiol Endod. 2005 may;99(5):558), existe una gran comorbilidad entre el EP y la incidencia de dolor crónico. Estudiaron 1478 adultos con diagnóstico primario de dolor muscular cervical/masticatorio o de la ATM. El prevalecimiento de sintomatología de EP fue considerablemente superior que el informado para la población general. Dentro de esa muestra, los pacientes positivos EP manifestaban más malestar psíquico, disfunción del sueño y severidad del dolor. Los pacientes con sintomatología ATM pero sin la de EP mostraban bajos niveles, o ninguno, de trastorno psicológico. Conclusión: se debe indagar la existencia de EP en los pacientes con trastornos de ATM.

VOLVER (a Índice)  

 

                                                       junio 2005

 

Diagnóstico pulpar…   Afirman Winzap-Kalin C, Chappuis V y von Arx T. (Schweiz Monatsschr Zahnmed. 2005;115(1):12) que la flujometría Doppler es un valioso instrumento de diagnóstico pulpar, pero que no puede remplazar las observaciones clínicas y radiológicas. Para concluir esto, evaluaron las modificaciones de la sensibilidad y la vitalidad pulpar en 69 incisivos superiores traumatizados y en 38 controles durante 20 meses. Los exámenes incluyeron pruebas térmicas con nieve carbónica )(CO2) y flujometría Doppler láser (FDL), comparadas con los hallazgos clínicos y radiológicos. En efecto, en 47,8% de los dientes traumatizados y en 55,3% de los controles, las 3 mediciones FDL se correspondieron con las pruebas de sensibilidad, clínicas y radiológicas. En 31,9% de los dientes traumatizados y en 7,9% de controles, las mediciones FDL difirieron del CO2, pero concordaron con la clínica y la radiología. La FDL fue un agregado importante para planear el tratamiento. Los belgas Roeykens H, et al (R. Rev Belge Med Dent. 2004;59(2):121) dicen que es bien conocida la confiabilidad de esta determinación del flujo sanguíneo pulpar. Presentan un caso seguido con el objeto de determinar si su empleo es válido como herramienta confiable del diagnóstico de vitalidad pulpar. En U. O., pensamos que vale la pena transcribir el caso resumido para los más intelectualmente curiosos. De resultas de un traumatismo, una joven de 24 años fue seguida durante 30 semanas con flujometría Doppler láser aplicada a los 6t dientes anterosuperiores y repetida a las 228 semanas. Había sufrido  una fractura alveolar con un diente en la línea de fractura, uno intruido y varios severamente luxados. No hallaron que las pruebas de sensibilidad fueran tan confiables como el Doppler. Guiados por éste, con un camino signado por isquemia, hiperemia y circulación restaurada evitaron la endodoncia sugerida.
La vascularización evolucionó normalmente (228 semanas).

 Adivina adivinador…   Las radiografías panorámicas pueden predecir la exposición del nervio dentario inferior (ENDI) consecutiva a la extracción del tercer molar, dicen Sedaghatfar M, August MA, Dodson TB. (J Oral Maxillofac Surg. 2005 en;63(1):3). Tras considerar 423 extracciones en 230 pacientes concluyeron que hay 4 observaciones radiográficas estadísticamente asociables a ENDI: oscurecimiento de la raíz dentaria, su estrechamiento, interrupción de las líneas blancas delimitantes y diversión del conducto.

¡Oh!…   Para Sheehan DJ, Potter BJ y Davis LS. (South Med J. 2005 feb;98(2):250), del Depto de Dermatología de Georgia, no fue fácil discernir el origen dentario de una fístula cutánea. La observaron en una mujer de 44 años, justo al lado del surco nasogeniano. La combatieron con antibióticos, sin éxito. En una radiografía panorámica captaron la presencia de abscesos periapicales en lateral y canino de ese lado y, ¡oh!, la extracción de esos dientes resolvió la fístula. Su conclusión: “ Es preciso considerar el posible origen dental de todo trayecto fistuloso crónico presente en la cara o cuello.”

Liquenoides…   ¿Es adecuado reemplazar restauraciones próximas a lesiones liquenoideas bucales por considerarlas sus causantes? En el Hospital Odontológico de la Universidad de Mánchester, de 1998 a 2002, Ariyaratnam S. (Br Dent J. 2005 mar 26;198(6):349) observó a 51 pacientes con lesiones bucales que se podían atribuir o no a restauraciones presentes. Efectuó parches alérgicos y otras pruebas y reemplazó luego 39 restauraciones en pacientes con lesiones en las áreas molar y retromolar de la mucosa vestibular y lingual. En 27 fueron positivas las pruebas alérgicas (53%) a por lo menos un material con mercurio. Tras 9 meses, las lesiones adyacentes a las restauraciones reemplazadas habían curado por completo en 16 pacientes (42%), 10 positivos y 6 negativos a las pruebas. Hubo señales de mejoría de signos y síntomas en 19 pacientes (47%), con 11 pruebas positivas y 8 negativas. Concluyó que algunas lesiones liquenoideas podrían ser generadas por ciertas restauraciones y que el reemplazo de éstas cuando están en estrecho contacto podría conducir a la curación. Las pruebas con parches tendrían beneficios limitados como medio para predecir esas reacciones.

     VOLVER (a Índice)    

                                                        mayo  2005 

In vino, veritas…   La verdad del vino es que no sólo causa los daños conocidos, sino que ahora se sabe también que genera erosión dentaria. Louis Mandel (JADA 2005 en;136(1):71) presentó un caso de extensa pérdida de tejido dentario, esmalte básicamente, en una mujer de 56 años por cantidad, modo y ocasión de las libaciones. Por si acaso, la referencia al médico sería oportuno por averiguar si hay también “erosión” hepática.

VOLVER (a Índice)

 

                               CLÍNICAS      2004

                          diciembre 2004

¡Internet, entendés!…   La investigación clínica es una actividad creciente en odontología, que requiere métodos cada vez más eficientes para su conducción. Internet provee a los investigadores la oportunidad para expandir, reforzar y redefinir la manera de conducir su estudio clínico. Un área esencial para lograr mejores búsquedas  reside en los procesos de prueba clínicos, por sus elevados costos e ineficiencias. La Red ofrece la ventaja de centralizar y coordinar varias pruebas clínicas simultáneas. El resultado se manifiesta en mejoras para el investigador, el patrocinante y la seguridad del paciente. Internet ofrece a los investigadores la oportunidad para recolectar información de todo el mundo en un medio dental más práctico. Y también para cosechar cantidades mayores de resultados logrados en fuentes de todo el mundo, con mayor eficiencia, exactitud y rapidez. La tremenda explosión de la genética y de la terapia génica aumentará sustancialmente la necesidad de métodos de investigación que puedan manejar la vasta cantidad de nuevos datos complejos, lo que dependerá de Internet para ser manejable (Marks RG. J Dent Res. 2004;83 Spec No C:C25).

Húmedos contactos…   Las superficies mucosas gingivales pueden ser consideradas los tejidos blandos más hidrofóbicos del cuerpo humano, confirmando el importante papel protector en la cavidad bucal. Para llegar a esta conclusión, van der Mei HC, White DJ y Busscher HJ. (Arch Oral Biol. 2004 ag;49(8):671) estudiaron la humectabilidad de la gíngiva con mediciones de los ángulos de contacto del agua en boca, antes del cepillado dental matutino, inmediatamente después, y antes y después del almuerzo, para ver la influencia del dentífrico y de la dieta. Los ángulos oscilaron entre 72 y 79 grados, muy superiores a los de cualquier otro tejido blando. Ese valor no se vio afectado por las pastas dentales, salvo una con hexametafosfato que lo redujo a 65°. La recuperación fue rápida y para después del almuerzo subía a 76-83°.

 

Negros y blancos…    Negros y blancos, de Uganda y del Reino Unido, no difieren en el contenido de sus dientes primarios en cuanto a elementos como aluminio, calcio, cobre, magnesio, plomo y uranio; pero los niños de Uganda poseían concentraciones significativamente mayores de estroncio, bario, cerio, lantano, presodimio y mucho menos zinc. El análisis del esmalte y de la dentina demostró que aquél estaba enriquecido por varios elementos, incluido el cerio. La conclusión es que el medio influye sobre el contenido de elementos vestigiales en los dientes primarios y puede resultar útil para monitorear el estado nutricional. No hallaron evidencias positivas de que la presencia de fibrosis endomiocárdica en Uganda tenga una causa geoquímica, asociada a su mayor ingestión de cerio y menor de magnesio, sin excluir la posibilidad de que el cerio tenga algún papel en la etiología de esa fibrosis (Brown CJ, et al Arch Oral Biol. 2004 sep;49(9):705).

¿Cómo anda de CVRCSB?...   Heydecke G, et al (Community Dent Oral Epidemiol. 2004 ag; 32 (4): 297), a partir de datos cosechados de 249 pacientes desdentados totales, se midió la CVRCSB con el formulario abreviado de 14 ítem para el perfil del impacto de la salud bucal (PIS). Las estrategias de contención se midieron con un formulario de 28 ítem abreviado para medir los diversos estilos de contención frente al estrés. Alrededor del 35% informó un impacto por su salud bucal sobre la CVRCSB global, ocasionalmente, algunas veces y a menudo. Mayor fue el predominio de dolor, con un 53,3%. Menos el apoyo emocional, que fue positivo, todos los demás recursos de contención o manejo de la situación fueron negativos.

VOLVER (a Índice)

                         noviembre 2004

Respetables restos...   La eliminación del nervio dentario inferior causa una reducción apreciable en la distribución de los restos epiteliales de Malassez. Para explorar los papeles posibles de éstos, Fujiyama K, et al (J Dent Res. 2004 ag;83(8):625) evaluaron los cambios posibles en los tejido dentoalveolares que rodean a ese epitelio mediante una enervación experimental. Hallaron que genera una anquilosis alveolodentaria con disminución del espesor de los espacios periodontales. Cuando 10 semanas más tarde se regeneró el epitelio en cuestión, el ancho periodontal mostró un incremento acorde significativo. Deducen que el epitelio de Malassez podría contribuir al mantenimiento del espacio periodontal y que puede estarle asociada la innervación sensorial. La enervación también causó reabsorción radicular de la parte coronaria de la raíz; las lagunas consiguientes serían después llenadas con cemento celular. Sugieren que los restos de Malassez regularían negativamente la reabsorción radicular e inducirían la formación de cemento acelular.

 

Finos fineses...   Ahlberg J, et al (Community Dent Oral Epidemiol. 2004 ag; 32(4): 307) hicieron un seguimiento de 211 fineses de entre 30 y 50 años, quienes respondieron cuestionarios con puntos sobre datos demográficos, uso de tabaco, niveles de bruxismo percibido, perturbaciones afectivas y del sueño, síntomas somáticos y de dolor y trastornos de la ATM. Hallaron significativo el prevalecimiento del bruxismo entre los fumadores. No así la edad el estado civil y el sexo. En los bruxistas frecuentes (74), hubo manifestaciones de síntomas indoloros de la ATM, perturbaciones afectivas e insomnio temprano con frecuencia significativamente mayor que los demás. En conclusión, para que tenga éxito el tratamiento de la ATM, es precisodejar el tabaco que puede ampliar la respuesta dolorosa y provocar bruxismo. No obstante, no se pueden ignorar los factores psicosociales y el estrés percibido.

El uso de dentaduras completas convencionales tiene un importante impacto sobre la calidad de vida relacionada con la salud bucal (CVRCSB). Sobre ésta se puede lograr un efecto positivo con apoyo emocional, en tanto que otros estilos de contención (instrumental, conductista, abuso de sustancias, negación y religión) apuntan a una predicción negativa para la CVRCSB.

VOLVER (a Índice)

 

                         agosto 2004

Minocoloración…   La minociclina es un agente antimicrobiano de amplio espectro introducido en 1967, cuyo uso más común es para el acné vulgar. Como señalan Treister NS, Magalnick D y Woo SB. (Oral Surg Oral Med Oral Pathol Oral Radiol Endod. 2004 jun;97(6):718), su efecto secundario reconocido es la pigmentación de tejidos, incluidos huesos y dientes. Ha habido varios informes de pigmentación bucal tras la terapia minociclínica, en su mayor parte por pigmentación del hueso subyacente que hace ver pigmentada la mucosa. Pero los AA presentan dos casos de mucosa directamente afectada, ambos en el paladar duro.

 

Deplorable dolorosa demora…    Aunque el carcinoma espinocelular bucal (CEB) habría disminuido su frecuencia en los menores de 45 años, Llewellyn CD, Johnson NW y Warnakulasuriya S. (Oral Surg Oral Med Oral Pathol Oral Radiol Endod. 2004 jun;97(6):707) se preguntan las pautas y las razones de la deplorable demora de estos jóvenes para presentarse a la consulta. Evaluaron un grupo de 53 menores de esa edad, cuya demora inicial entre la observación de los primeros signos o síntomas, según informaron, fue de menos de 1 semana a 104 semanas, con una mediana de 5. El 62% declaró por lo menos 21 días. Se consideraron tres variables: falta de educación, estado de estrés previo al diagnóstico y bajo consumo de tabaco. Aun cuando el CEB es relativamente raro en este grupo, es muy importante que el público y los profesionales de la salud primarios, como médicos y dentistas generales, tomen conciencia de esta posibilidad, para lo cual deben ser educados.

 

Sobre la humectabilidad de los tejidos blandos de la cavidad bucal humana…   Dicen Van Der Mei HC, White DJ y Busscher HJ. (Arch Oral Biol. 2004 ag;49(8):671) que la superficie gingival puede ser clasificada como la más hidrofóbica del cuerpo humano, lo que es muestra de su importante papel protector. Las comidas y la higiene bucal podrían modificar esa humectabilidad, pero comprobaron los AA que no era así, salvo en un 65% cuando se usaba hexametafosfato. La recuperación es rápida, si bien había una reducción durante el día con respecto de la mañana. Para las funciones de adsorción e intercambio se requieren tejidos más hidrofílicos, menos protectores.

VOLVER (a Indice)

 

                                               julio 2004

Sleep or dream   Es sabido que se ha de mantener una presión de aire positiva continua (PAPC) en el tratamiento de la apnea del sueño (AS) en pacientes con falla cardíaca congestiva (FCC), pero los pacientes no suelen seguir la indicación. Como se ha afirmado que los dispositivos de adelantamiento de la mandíbula (DAM) inhiben la obstrucción de las vías aéreas (VA) y que actúa de ese modo, Eskafi M, et al (Swed Dent J. 2004;28(1):1) se propusieron averiguar si en efecto eso estaba demostrado. En 17 pacientes mayores con FCC y AS evaluaron las dimensiones de las VA con DAM y sin él. El DAM logró reducir la AS en 9 de los 13 pacientes con VA incrementadas y concluyeron que el DAM reduce la AS por algún otro mecanismo fuera de aumentar las dimensiones de las VA. [Esto se refiere al sueño y no a los sueños, plural necesario para distinguir lo que en inglés se hace con sleep o dream.]

 

Quítenles todo antes…   Abbott PV. (Aust Dent J. 2004 Mar;49(1):33) examinó 245 dientes para endodoncia, antes y después de quitarles las restauraciones que tenían. En el preoperatorio, 47 tenían caries, 57 estaban rajados y 96 tenían los márgenes deteriorados. Después de remover las obturaciones, determinaron que 211, 147 y 244, respectivamente, tenían esos problemas. Casi todos los dientes (93%) tenían más de uno de estos factores y las radiografías periapicales no eran confiables en cuanto a indicar su presencia. Apenas hubo un 56,1% de probabilidad de hallar los daños antes de retirar las restauraciones. Los composites fueron los materiales más a menudo asociados a la iniciación temprana y progreso rápido de las lesiones pulpares. En conclusión, todas las restauraciones deben ser retiradas antes de la endodoncia para eliminar los factores concurrentes que pudieran haber causado la afección pulpar o periapical.

VOLVER (a Indice) 

 

  CLÍNICAS      2003                 

 

                                                        agosto 2003         

                

Zinguería...   Después de un mes de terapia de zinc, con 220 mg de sulfato de zinc, una vez por día, se redujo la estomatitis aftosa recurrente y las aftas no reaparecieron por 3 meses. Su uso es recomendable Orbak R, et al Dent Mater J. 2003 Mar;22(1):21.

¡Qué volumen!...   Se administraron anestesias regionales inferiores con volúmenes de 1,8 ml y 3,6 ml de lidocaína con epinefrina 1:100.000. Se efectuaron pruebas pulpares de los primeros molares, primeros premolares e incisivos laterales durante 55-60 minutos. No se hallaron diferencias en el logro de una anestesia pulpar exitosa (Nusstein J, Reader A, Beck FM. Gen Dent. 2002 ag;50(4):372)

 

Del sexo al cáncer...   ¿Constituye la infección bucal con papilomavirus humano (HPV) un factor de riesgo para el carcinoma espinocelular (OSCC)? Saman Warnakulasuriya (Evidence-Based Dentistry (2003) 4, 29:10.1038) revisa el trabajo al respecto de C. S. Miller et al, en el OSOMOP, y opina que se trata de un trabajo valioso y que es necesario profundizar la investigación. Comenta que en los últimos 20 años se ha acumulado evidencia sobre la posible asociación de tipos de alto riesgo oncogénico de OSCC con el HPV. Ya está implicada en el cáncer de cuello uterino, en los anorrectales y en los de cabeza y cuello con el amigdalino. De la búsqueda en MEDLINE y la manual, más algún otro trabajo.

La infección con el virus HPV con genotipos de alto riesgo es un significativo factor de riesgo de OSCC. Las distintas técnicas empleadas en diferentes casos hacen muy variable el porcentaje. De todo lo evaluado, se concluye que el papel del HPV en la carcinogénesis bucal es menor comparado con el tabaco y el alcohol. Pero grupos especiales pueden estar más propensos a la transmisión sexual del HPV como factor etiológico; por ejemplo, los adultos jóvenes varones.

El proceso de transformación maligna de los queratocitos bucales infectados con el HPV está en estudio. Las proteínas oncógenas codificadas con los genes E6 y E7 de los genotipos de alto riesgo de HPV son capaces de romper las proteínas reguladoras del ciclo celular estimulando su degradación (IADR).

 

Peligroso trabalenguas...   El Actinobacillus actinomycetemcomitans y sus lipopolisacáridos, provenientes de la biopelícula del reservorio periodontal y llegando por medio de bacteriemias, constituyen agentes de riesgo infeccioso-endotóxico para la génesis de placas de ateroma. Actuarían como “núcleos de acreción” de las moléculas de colesterol sérico y así podrían influir sobre las patologías cardiovasculares (Luis Somaglia et al R.A.O.A. 2003 may:91(2):93).

VOLVER (a Indice)  

 

                                                                 junio 2003


Para ex beodos...  
Cuando se presenta la necesidad de calmar un dolor agudo en un alcohólico en recuperación, el clínico debe hacerlo sin causar una recaída, con el ojo puesto en ambos objetivos, aliciar y no dañar, mediante medicación adecuada (Lindroth JE, Herren MC, Falace DA. OSOMOP 2003 abr;95(4):432)

 

 

                                                                        mayo 2003

No pasa naranja...   El poceado gingival es una característica norml en el 56,3% de los niños de 3 a 10 años,  sin diferencias significativas por ubicación, edad o sexo. Esto importa por cuanto la desaparición del poceado es un signo de enfermedad gingival. (Bimstein E, Peretz B, Holan G.J Clin Pediatr Dent 2003 invier;27(2):163)

Capciosa...   Las reacciones inflamatorias inducidas por la capsaicina en los tejidos mucogingivales no cruzan la línea media maxilar, según observaciones con Doppler láser. La mucosa alveolar reacciona con más fuerza que la encía adherida a los irritantes químicos. Las reacciones ipsilaterales fueron sensiblemente menores por estimulación dentaria que química. La inflamación generada por la capsaicina es neurogénica asociada a elevaciones del flujo sanguíneo

(Kemppainen P, et al J Dent Res 2003 abr;82(4):303)


Musculación...   La actividad muscular masticatoria rítmica espontánea (AMMR) durante el sueño se produce con frecuencia mayor después de un microdespertar transitorio espontáneo en paciente con bruxismo en sueño (BS). Se comprobó que es similar a la situación evocada experimentalmente. Se produjo rechinamiento en el 71% de la AMMR provocada en paciente BS. Se confirma que el BS es una forma exagerada de actividad bucomotora asociada al microdespertar.

Kato T,  et al (Centre d'etude sur le Sommeil et des Rythmes Biologiques, Hopital du Sacre-Coeur de Montreal.) J Dent Res 2003 abr;82(4):284

 

Cables cruzados...   Existe una relación entre el dominio hemisférico y la preferencia de un lado masticatorio en las cortezas sensomotoras primarias (CSMP) responsables por los movimientos de la lengua. En sujetos con preferencia clara de lado masticatorio, las señales observadas en la CSMP fueron significativamente mayores en el lado contralateral al masticatorio preferido (Shinagawa H, et al J Dent Res 2003 abr;82(4):278)

            VOLVER (a Indice)  

                                                       abril 2003

Esto huele mal...   No se puede tomar como criterio diagnóstico de halitosis o de periodontitis el nivel de compuestos sulfurosos volátiles (CSV). Entre otras razones, por no tratarse de una característica individual constante en el tiempo. No se encontraron más que amplias variaciones individuales, reforzadas las diferencias por buches con cisteína (Young A, Jonski G, Rolla G. Acta Odontol Scand 2002 dic;60(6):321).

 

 

Adult acute (primary) herpetic gingivostomatitis…    El método de oro para confirmar un diagnóstico de gigivoestomatitis herpética aguda primaria en adultos es el examen viral, afirman Chauvin PJ y Ajar AH. (J Can Dent Assoc 2002 abr;68(4):247). En 13 pacientes de 18 a 79 años (9 hombres), observaron como típico el perfil febril linfoadenopático en los más jóvenes (18 a 42), mientras en los mayores predominaban los síntomas bucales. Los agentes antivirales, como el valaciclovir y el famciclovir serían parte del tratamiento inicial.

 

Sin bruxismo...   En un amplio estudio de Milosevic A. (Br Dent J 2003 feb 22;194(4):204) el desgaste de la dentición humana se mostró como un proceso lento, mínimamente progresivo.

 

En la punta de la lengua...   No hay manera conocida de evitar la existente aunque remota posibilidad de generar una lesión nerviosa al administrar una anestesia regional inferior (M. A. Pogrel et al JADA 2003 feb;134[2]:195).


 Sherlock Holmes y la MBE...   Si uno hubiera de guiarse por la explosión de interés por el ejercicio profesional basado sobre evidencias en la última década del pasado milenio. se le podría perdonar que pensara que la idea era nueva. De hecho, una búsqueda rápida por Medline reveló 9306 referencias a la “medicina basada sobre evidencias”(MBE) y 291 para la odontología sola. Afirmaron Sackett y colaboradores (1996) que los orígenes de la MBE se remontan al siglo XIX en París o aun antes, si bien el nombre fue acuñado en 1992. El inventor de la experiencia clínica aleatoriamente controlada, Sir Au stin Bradford Hill, hacia 1950 estableció los fundamentos estadísticos de la MBE (Osborn JF, Bulman JS, Petrie A. Br Dent J 2003 feb 22;194(4):189).
Nota: El porqué del inquilino de Baker Street se encontrará en el artículo original.

 

 

                        

                                            marzo 2003

 

Modos de blanquear...   El blanqueamiento interno “ambulatorio” de los dientes tratados endodóncicamente incluye el sellado de peróxido de hidrógeno al 35% dentro de la cavidad de acceso al conducto. Se renueva periódicamente en el consultorio hasta obtener el efecto deseado. Si bien algunos autores le atribuyen reabsorción radicular (externa, claro), uno de nosotros (E. B.) no se encontró con este problema que podría terminar en la pérdida del diente.

El blanqueamiento externo se realiza en el consultorio mediante ailsamiento absoluto o relativo y aplicación de peróxido de hidrógeno al 30-38% a las superficies dentarias. Puede usarse calor para activar el proceso. Cierta sensibilidad pulpar y una irritación gingival son transitorias. En vez de estas sesiones en el consultorio, se puede recurrir al blanqueamiento “ambulatorio” mediante el empleo de una cubeta confeccionada para aplicar peróxido de carbamida al 10% sobre la dentadura durante dos a seis semanas, con resultados variables; si al cabo de 6 a 12 meses apareciera algún oscurecimiento, se podría repetir una semana o más. Está probada su seguridad y eficacia. El Dr. David C. Sarrett afirma que hasta las manchas de tetraciclina pueden desaparecer en 3 a 6 meses, en cuyo caso se debe seguir de cerca al paciente (JADA 2002;133:1535).

 

Me tenés seco...   Muchos factores pueden ser causa de tener seca a la boca [“Me tenés seco”, en “argentino” significa “me tienes harto”]. James Guggenheimer y Paul A. Moore los describen muy bien en un artículo (JADA 2003;134:61, en) que procuramos resumir..

Las medicaciones que pueden reducir la cantidad de saliva (1 l diario) son: anticolinérgicos (atropina, belladona, benzotropina, oxibutinina, escopolamina, trihexifenidil); antidepresivos y antipsicóticos (casi todos); diuréticos (clorotiazida, furosemida, hidroclorotiazida, triamterene); antihipertensivos (captopri, clonidina, analapril, guanfacina, lisinopril, metildopa);  sedantes y ansiolíticos  (alprazolam, diazepam, flurazepam, temazepan, triazolam); relajantes musculares (ciclobenzaprina, orfenadrina, tizanidina); analgésicos (codeína, meperidina metadona, pentazocina, propoxifeno, tramadol, diflunisal, ibuprofeno, naproxeno, piroxicam; antihistamínicos (astemizol, bronfeniramina, clorfeniramina, difenhidramina, loratidina, meclezina) y varia s más, surtidas..

Entre las afecciones está el síndrome de Sjögren, algunos trasplantes, terapia radiante, hemodiálisis, y hasta implantes mamarios de siliconas.

Omitimos las manifestaciones y el diagnóstico, demasiado conocidos. Las complicaciones por la pérdida de lubricación y humedad bucal, más los factores de protección conduce a caries dental, agravada por el consumo de  bebidas azucaradas y golosinas para estimular la salivación, y a candidiasis, por sobrepoblación de C. albicans, más prótesis, cigarrillos y diabetes como agravantes.

Recomendaciones paliativas. Usar estimulantes del flujo salival, como goma de mascar y caramelos sin azúcar, Lozanges Salís y Goma Biotène Dry Mouth, complementando con humidifcador de noche y evitando la bebida con alcohol.

Lubricantes bucales y sustitutos salivales. Hay geles, soluciones y rociadores de venta libre, que alivian por un tiempo y ayudan antes de acostarse. Hay varias marcas, como Moi-Stir, MouthKote, ORALbalance, Salivart y Xero-Lube, de Colgate.

Medicación colinérgica. Estos estimulantes parasimpaticomiméticos han de ser evitados en cardiópatas y gente con asma, glaucomas e iritis aguda. Pueden reducir la visión, sobre todo en iluminación reducida. Se usan 30 mg tres veces por día, como el clorhidrato de cevimelina. La pilocarpína se emplea en 5-10 mg, 3-4 veces por día.

 

No a la invasión...   Miles Markley, líder de la operatoria conservadora, resumió su concepto básico diciendo que la pérdida de siquiera una parte de un diente humano debe ser considerada “una seria lesión” y las autoras Carol Anne Murdoch-Kinch y Mary Ellen McLean (JADA 2003;134:87,en) recuerdan que el cirujano considera una tragedia la pérdida de una mínima parte de un dedo de la mano o del pie. El concepto de “invasión mínima” llega de la mano del concepto de tratar la caries dental como una enfermedad infecciosa. Las bases residen en: 1. diagnóstico precoz; 2. clasificación de la profundidad y progreso de la lesión con radiografías, 3. evaluación del riesgo de caries del individuo; 4. reducción de las bacterias cariógenas, p ara evitar mayor desmineralización y cavitación; 5. detención de las lesiones activas; 6. remineralización y monitoreo de las lesiones detenidas sin cavidad; 7. diseños cavitarios mínimos cuando se restauren los dientes con cavidades; 8.reparación, no remplazo, de las restauraciones defectuosas; 9. vigilancia periódica

Diagnóstico precoz. Además de descubrir las caries cuanto antes, se debe establecer cuál es la actividad de caries, la cual requiere monitoreo durante un tiempo. Se han de usar los nuevos métodos que más convengan a cada uno y que brinden la mayor exactitud, comenzando por la clínica y la radiografía.

Remineralización. Antes de generarse una cavidad, es posible remineralizar y revertir el proceso. Se debe reducir la frecuencia de ingestión de hidratos de carbono refinados; asegurarse un buen flujo salival; educar bien al paciente; usar clorhexidina como colutorio para reducir el recuento basteriano, y emplear flúor en tópicos y todas sus formas para formar la resistente fluorapatita.

Mínima invasión. En general, no está indicado el tratamiento de lesiones confinadas a la mitad interior del esmalte o aun apenas en dentina. Este proceso es muy lento; han transcurrido hasta seis años para que una caries atravesara todo el esmalte. Para Pitts y Rimmer (Caries Res, vol 26, p 146) presentaron reducciones de cavitaciones hasta un 41%. Y se podría llegar hasta un 50%.

Materiales. Con materiales adhesivos se puede conservar más estructura dentaria. Con ionómeros vítreos además se libera flúor y son “recargables”, pues toman flúor suministrado al paciente. Mejora su eficiencia cuando se los refuerza con resina y se obtienen los IVRR, más fáciles de aplicar, más estéticos, menos frágiles, fotocurables. Sirven para restauraciones cervicales, sellado de fisuras, proximales en anteriores y proximales anteriores y posteriores en primarios. Las resinas compuestas, o composites, tienen la ventaja de muy buena adhesión a esmalte y ahora a dentina, pero muestran problemas de contracción y filtración marginal. Las resinas fluidas son útiles en cavidades muy pequeñas y clase V. Combinando los materiales en la laminación o sándwich o emparedado, se combinan las ventajas y compensan los inconvenientes individuales. Se aplica primero el IV por su adhesión a la dentina y el composite sobre esa base.

Diseño mínimo.  Para aplicar este criterio, ha de tomarse en cuenta la Clasificación de Caries de Mount y Hume, no la de Black, la que combina ubicación (del 1 al 3) y profundidad (del 1 al 4). Para fosillas, proximal y cervical se aplica respectivamente 1, 2 y 3. Para profundidad mínima, moderada, avanzada y extensa, 1, 2, 3 y 4. Resultando que una caries proximal moderada sería 2.2, o una cervical profunda sería 3.4; etc.. Las preparaciones con turbina incluyen el  túnel para proximal adonde se accede desde oclusal y las preparaciones internas, que preservan la cresta marginal y el esmalte proximal. Pero un autor, en 5 años, obtuvo mejores resultados de supervivencia con cajas proximales o concavidades (platillos) mínimas que con estas dos. Se logr´un 70% de supervivencias en 7 años. Con la misma finalidad se puede usar aire abrasivo o láser, con sus ventajas e incovenientes.

Reparaciones. Es preferible reparar y no remplazar las restauraciones con presuntas caries, que reducen cada vez más la vida de los dientes.

Los pacientes y las empresas debieran aprender que deben pagar por los servicios en que no se hace nada

    VOLVER (a Indice)

 

                                enero 2003

Túbulos acogedores    Aunque son cientos las bacterias que pueblan la cavidad bucal, sólo un reducido grupo invade los túbulos dentinarios e infecta el espacio canalicular cuando se quiebra la integridad del esmalte o al dentina suprayacentes. En la microflora de los túbulos predominan los Gram positivos. Hay gran número de anaerobios obligados Eubacterium, Propionobacterium, Bifidobacteirum, Peptostreptococcus y Veillonella, lo que sugiere que el medio favorece el desarrollo de estas especies. Es más difícil encontrar Porphyromonas que estreptococos, que están entre las formas más comunes. Evidencias recientes señalan que los estreptococos pueden reconocer componentes presentes en los túbulos, como el colágeno Tipo I, que estimula adhesión bacteriana y el desarrollo intratubular. Interacciones microbianas específicas con los estreptos facilitarían la invasión de por determinados grupos. La comprensión de los mecanismos involucrados en la invasión permitiría la generación de nuevas estrategias de control, como ser compuestos inhibitorios que incorporados a los productos de higiene bucal o a los materiales dentales contribuyeran a mejores resultados endodóncicos (Love RM, Jenkinson HF. Crit Rev Oral Biol Med 2002;13(2):171).

Colutorios    Como es sabido, los colutorios pueden actuar sobre la gingivitis, pero nada es claro en cuanto a periodontitis. Algunos quizá beneficien en la periodontitis necrosante, pero está definida su influencia sobre los inicios de la periodontitis. No se puede hablar de un efecto curativo, aunque sí pueden ser esenciales en la profilaxis y en el mantenimiento. Hay grandes diferencias y son más beneficiosas como complemento de la higiene dental que por sí solas.

Los colutorios para la prevención de caries comenzaron a ser usados en los 60 y mostraron una eficacia hasta del 20 al 50%. Se los usaron semanal o quincenalmente en soluciones neutras de NaF al 0,2%, en instituciones donde el agua corriente tenía poco flúor. Hoy se tiende menos a las medidas generales a favor de lo específico, como la restricción de azúcares, en pacientes de alto riesgo, uso de Fna al 0,05%, más agentes antiplaca, como la clorhexidina, fluoruros estañoso y amínico, y otros. Los efectos secundarios son raros, pero los colutorios con etanol no están indicados en niños ni personas con problemas alcohólicos. Quienes tienen boca seca deben evitar los colutorios con detergentes, que los empeoran (Int Dent J 2002 Oct;52(5):346; Int Dent J 2002 Oct;52(5):337).

formocresol

Después de la pulpotomía en dientes primarios con aplicación de formocresol (FC), se incluye en la técnica una sub-base de OZE con FC. Ésta es una técnica muy exitosa, que alcanza excelentes resultados (95%) al cabo de hasta 8 años (Strange DM, Seale NS, Nunn ME, Strange M. Pediatr Dent 2001 Jul-Aug;23(4):331).

Sobre una amplia cantidad de casos, se comprobó que en las pulpotomías en molares primarios se obtienen buenos resultados si para reprimir la hemorragia se aplica durante 5 minutos una bolita de algodón con formocresol puro (Thompson KS, Seale NS, Nunn ME, Huff G.  Pediatr Dent 2001 May-Jun;23(3):217).

La realización de una pulpotomía con formocresol en molares primarios no tuvo virtualmente influencia alguna sobre la duración de la vida del diente. No se encontraron diferencias significativas en la cantidad de extracciones dentarias en primarios, en cuanto tuvieran o no pultomía con FC. Tampoco influyó que los dientes estuvieran vitales o no antes de usar el FC (van Amerongen WE, Mulder GR, Vingerling PA. ASDC J Dent Child 1986 Sep-Oct;53(5):364).

Los tratamientos de dientes primarios con formocresol han dado menos fracasos (20%) cuando restaurados con amalgama que con coronas de acero (13%). Los AA no cuestionan el FC y sólo señalan la conveniencia de la amalgama en tanto no falten más de 2 años para la exfoliación (Holan G, Fuks AB, Ketlz N.Pediatr Dent 2002 May-Jun;24(3):212).

Algunos estudios han sugerido que el formocresol podía tener un potencial toxico y carcinogénico. Se ha creído ver en el sulfato férrico una posible alternativa y se lo usó solo y en combinación con el FC. En ninguna de estas formas mostró mejor resultados postoperatorios (>36 m) que el FC solo (Burnett S, Walker J. ASDC J Dent Child 2002 Jan-Apr;69(1):44).

A 70 molares primarios les fueron realizadas pulpotomías convencionales. A 35 se les aplicó la fórmula de Buckley 5 minutos y a otros 35 sulfato férrico al 15,5% por 15 segundos. A todos se los recubrió con OZE y se los restauró con coronas de acero. Y todos rindieron similares resultados excelente en el período de observación; es decir, que el sulfato férrico podría sustituir al FC   (Ibricevic H, al-Jame Q. J Clin Pediatr Dent 2000 Summer;24(4):269 ).

Otra alternativa propuesta ha sido la electrocirugía. Dean JA, Mack RB, Fulkerson BT y Sanders BJ. ensayaron la pulpotomía quirúrgica (pulpa viva) comparada con la de FC. Con ambas se obtuvieron muy elevados índices de éxito, sin diferencias significativas  (Int J Paediatr Dent 2002 May;12(3):177).

La fórmula de formocresol más utilizada para las pulpotomías en dientes primarios es la diluida, que no está disponible en el comercio. La mayoría de los odontólogos de una encuesta lo usan según la fórmula plena; algunos (27%), la diluida, y algunos poquitos no saben cuál usan. (King SR, McWhorter AG, Seale NS. Pediatr Dent 2002 Mar-Apr;24(2):157).


Eidelman E, Holan G y Fuks AB. compararon resultados en la realización de pulpotomías en dientes primarios según se usara agregado trióxido mineral (MTA) o formocresol (FC) como apósito sobre la pulpa seccionada. En un grupo reducido de niños se comprobó que el MTA podía ser un buen sustituto del FC (Pediatr Dent 2001 Jan-Feb;23(1):15).

Puentes reforzados    Las prótesis extracoronarias e intracoronarias hechas con una subestructura de composite reforzado por fibras unidireccionales, preimpregnadas, y recubierto con un composite híbrido proveyeron buenos servicios clínicos por cuatro y más años. Tienen estas PFR la ventaja de buena estética con bajo desgaste de los antagonistas y la posibilidad de ser adheridas al diente. Marcas: Targis/Vectris; everStick; Sculpture/FibreKor. Los AA. Martin A. Freilich, J. C. Meiers, Jacqueline P. Duncan, K. A. Eckrote y A. J. Goldberg realizaron 39 PFR de 3 piezas en 25 pacientes,  con FibreKor más Sculpture (FKS). Con respecto de preparaciones coronarias, fueron las habituales más un surco MD en las posteriores y un escalón lingual en las anteriores, para dar espacio a las fibras. Éstas deben envolver los pilares y estar unidos en el área del póntico por una sólida masa subestructural que agrega a la unión anteroposterior una envoltura vertical. A esto se le agrega el composite que da la forma y belleza finales. Los AA tienen un texto publicado sobre el tema: Fiber-reinforced composites in clinical dentistry. Quintessence, 1999. El sistema está contraindicado en tramos largos, bruxistas y alcohólicos. La supervivencia

VOLVER (a Indice)

Al pie de esta página podrá acceder a todo lo incorporado en CLÍNICAS,

durante los años 2001 y 2002