enero 2004

    

OPERATORIA

 

ADHESIÓN

Con el tema de Adhesión en odontología restauradora, acaba de aparecer un libro que debiera estar en la biblioteca de todos, del cual deseo destacar el completísimo trabajo del Prof. Dr. Martín Edelberg, un aporte extraordinario, un hito más con los sustanciales que marcaron McLean y Mount, entre otros, sobre la “Adhesión con ionómeros vítreos”. La lectura de ese capítulo permite entender con claridad la diferencia de los I. V. con respecto de los composites, y más si se complementa con el capítulo del Prof. Dr. Ricardo Macchi. Es una lectura obligada. Naturalmente, como en cualquier libro, la bibliografía no puede estar al día de la lectura. Por lo tanto, en Universo Odontológico de enero aportamos algunos artículos posteriores al 2000 (último año recogido en el texto). (Con la salvedad de que en 1993, Eick y cols (Quintessence Int. sep;24(9):632)  presagiaron la creación de adhesivos que resistieran las fuerzas de contracción de los composites y que habrían de aparecer resinas sin contracción de polimerización. En ese momento, apuntaban a espiroortocarbonatos, pero aún no se compensaron sus defectos. Asimismo señalaron que se trabajaba con comonómeros epóxicos de tres componentes, que se expandían en vez de contraerse.)

 

De dos caras...   Faz, palabra de origen latino, significa cara, superficie o lado de una cosa. No tiene nada que ver con fase, de origen griego, con significado de brillo, por los distintos brillos, fases, que tiene la luna, y de ahí pasó a significar etapas de un proceso. Por lo tanto, entre la cara de resina y la cara de diente (faces) hay un espacio que se puede llamar interfaz y, plural, interfaces. Nunca interfases. El objetivo sería que ese espacio fuera inexistente, en una perfecta adhesión. Kaaden C, Schmalz G, Powers JM. (Clin Oral Investig. 2003, 29 oct) investigaron ese espacio en dientes primarios en los que utilizaron adhesivos autoacondicionantes. Dicen que la literatura plantea diferencias entre la primera y la segunda dentición en composición y en morfología y, por lo tanto, una diferencia posible en la actuación de los adhesivos dentarios. Esto justifica que hayan investigado un composite (Pertac II) con 4 adhesivos dentarios [Prompt L-PoP (LP), Clearfil SE Bond (SE), Etch&Prime 3.0 (EP) y Prime&Bond NT (PB) + H(3)PO(4) (control). Hallaron la formación de una capa híbrida claramente visible con PB, LP y EP. No resultó evidente una zona de interdifusión con el SE. Hallaron regiones desadheridas en todos los sistemas evaluados, pero con distinguibles diferencias en el modo de fracaso. En general, no generaron interfaces completamente selladas entre el composite y la dentina primaria.

En reparaciones…   Los finlandeses A. Tezvergi, L. V. J. Lassila y P. K. Vallittu  se propusieron estudiar, para reparar  restauraciones de composite, los productos más recientes, que pueden ser usados como (1) impregnadores de “un paso” o como (2) compuestos de silano y monómeros, que se usan separados como impregnadores de “polipasos”. Como sustratos usaron un composite con relleno particulado (Z250),  envejecido, aplanado, y sometido aleatoriamente a (1) Compoconnect (CC) y a (2) Clearfil Repair (CR) o una resina intermedia adhesiva multipropósito (Scotchbond Multi-purpose - MP). Despés, agregaron al substracto resina nueva Z250, por incrementos de 2 mm y fotocurado. La mayor resistencia adhesiva la dio el Cleafil Repair, el impregnador de varios pasos.

 

¡En el Maxim!...   Leirskar J, et al. (Acta Odontol Scand. 2003 ag;61(4):247) tallaron 64 cavidades de Clase II  en 25 pacientes con preferencias estéticas, les tomaron impresiones y realizaron modelos de yeso piedra. En ellos efectuaron inlays/onlays con Tetric, Z100 y Maxxim, fotocuraron y transfirieron a horno lumínico para curado secundario. Los siguieron por 48 a 75 meses y comprobaron que al término promedio de 5 años rindieron bien esos materials y que son una Buena alternativa a las restauraciones directas.
 

Iluminado aluminato…   En el mercado europeo hizo su aparición un cemento nuevo, de aluminato de calcio, destinado a la restauración directa de dientes posteriores. Comercializado bajo el nombre de Doxa Certex (Upsala, Suecia), aún no llegado a todos los países americanos, será presentado por U. O. desde su origen químico algo más remoto. Es un material inorgánico, no metálico y sus componentes principales son CaO, Al2O3, SiO2 y agua.  van Dijken JW, Sunnegardh-Gronberg K. (Acta Odontol Scand. 2003 ag;61(4):235) lo evaluaron en un seguimiento clínico de dos años, en 57 participantes en quienes efectuaron dos restauraciones, una con Doxa y otra con Tetric. De 120 restauraciones, hallaron sensibilidad en 5, 2 Tetric y 3 Doza. Fue significativamente mayor la durabilidad del Tetric: 43% de Doxas resultaron fracasos, y 3,3% de Tetrics, por fractura parciales, fracturas cuspídeas y defectos proximales. No es un material aceptable.

  Inspierración...   (Este artículo es de interés práctico, superada la barrera química inicial.) En el Servicio de Química Molecular de Gif sur Yvette (por donde hace un par de siglos anduvo y vivió Pierre Fauchard), los Dres. Faucon P, Charpentier T, Bertrandie D, Nonat A, Virlet J, Petit JC. (Inorg Chem. 1998 Jul 27;37(15):3726) usaron por primera vez la espectroscopía (27 Al multi quantum -MQ- MAS NMR) para caracterizar los hidratos de aluminio de calcio, importantes en la química de los cementos de alúmina y Portland. Así mostraron que el [Ca(2)Al(OH)](6)(OH).3H(2)O posee dos sitios octaédricos alumínicos. Donde se sustituye en los hidratos de silicato de calcio (HSC) el silicio con aluminio (teatraédrico) se tiene el componente principal del cemento Portland, en los sitios con enlaces y sin ellos de las cadenas silicáticas.
Los Dres. Andersen MD, Jakobsen HJ, Skibsted J. (Inorg Chem. 2003 Apr 7;42(7):2280) investigaron la fase de HSC resultante de la hidratación del cemento de Portland blanco (Cpb) en agua y en solución 0,3M de NaAlO2. Observaron que la hase HSC obtenida posee una cadena de longitud media mayor de SiO4 tetrahédrico y una cantidad incrementada de al incorporado a la estructura de la cadena si se la compara con la fase HSC obtenida en agua sola. Se valieron de la misma espectroscopía de sus colegas franceses. Parecería que el Al remplaza los iones de Ca(2+) situados en las intercapas de la estructura HSC. (Para los adictos a la química, la lectura del trabajo original puede ser muy interesante.)

 


El fruto...   Los suecos Sunnegard-Gronberg K, Peutzfeldt A y van Dijken JW., unos años después (Eur J Oral Sci. 2002 Abr;110(2):175), cuando el cemento realizado a partir de estos estudios químicos, el DoxaDent, ya estaba en marcha como nuevo cemento restaurador cerámico para posteriores, quisieron compararlo con otros materiales odontocrómicos en cuanto a dos factores esenciales para esa finalidad: dureza y desgaste. El nuevo cemento se mostró tan duro como el cemento de fosfato de zinc y como el composie más duro. También se gastó más que los composites, igual que el fosfato de zinc y menos que los cementos de I.V. No había correlación entre la dureza y el desgaste. Duro y desgastable. Estos mismos autores, puestos a curiosear más ( Acta Odontol Scand. 2003 abr;61(2):87), compararon la resistencia a la flexión y el módulo de flexión de este nuevo restaurador que consiste básicamente de aluminato de calcio. Junto con el cemento de fosfato de zinc, el DoxaDent tienen la resistencia a la flexión más baja (13-22 Mpa), comparados con las resinas compuestas y las modificadas por poliácido (83-136 Mpa). El módulo más elevado correspondió al cemento nuevo (17-19 Gpa) y no se modificó con el tiempo. En resumen, fue significativamente inferior su resistencia y significativamente superior su módulo de flexión.

 


Más adhesiones

Rellenos apreciables...   El reconocido investigador de este campo de la adhesión E. L. Pashley y sus colaboradores (J Dent Res. 2001 Sep;80(9):1808) consideran que no está claro si los rellenos de ionómero vítreo (IV) incorporados a los materiales de restauración realmente reaccionan con ellos. Investigaron, entonces, la existencia de la fase IV en (1) un ionómero vítreo (IVC) convencional (Chem-Flex), (2) un IV modificado por resina (Fuji II LC), (3) un giómero Reactmer Paste), (4) un compómero (Dyract AP) y (5) un composite (TPH Spectrum), antes y después de la incorporación de agua. El (3) no experimentó cambio apreciable y nada, tras 84 días, el (5). El (2) generó capas finas de hidrogel (100 nm), que engrosaron almacenadas en agua, y muy finas el (4). Las más gruesas las dio el (1), el IVC. Concluyeron que la extensión variable de la fase IV está determinada por las diferencias en la composición resinosa de los restauradores.

 

Compo-niéndoselas...   El compómero Hytac, en clases I y II, tres 3 años de seguimiento clínico de 53 restauraciones en 14 pacientes mostró, según  Huth KC, et al (Am J Dent. 2003 ag;16(4):255), 3 restauraciones falladas, es decir, un 92,3% de éxitos.

 

   Que no sea dual...   R. R. Braga  (Am J Dent. 2003 ag;16(4):235) compararon la resistencia a la cizalla de la adhesión entre la porcelana y la dentina con los siguientes adhesivos: Prime&Bond NT, dual y fotocurado (P&B, D y F), Scorchbond Multi-Purpose Plus (SBM), One-Step (1S) y Single Bond (SB), con los cementos RelyX ARC (R) y Enforce (E). Los cementos nmostraron valores más elevados en el modo de autocurado que en el dual. El SBM fue el único adhesivo que dio resultados similares asociados a cementos de ambas clases. En los demás, la diferencia llegó al 33% hasta el 76%.

Al divino...   Cuando Kameyama A, et al (Bull Tokyo Dent Coll. 2002 ag;43(3):193) compararon el flúor liberado por 3 adhesivos que lo contienen y uno convencional. El que liberó más fue el Reactmer Bond (280,2+/-10,1 microg®amos/cm2), seguido por One-up Bond F y Trial KBF Bond (83,4 y 58,6), y el convencional, nada. Una pregunta, de puro metido, si hasta del efecto causado por los ionómeros se duda, ¿la fina capa de adhesivo bajo la restauración puede tener efecto liberador significativo?

 

¡Chito!...   Los cementos de fosfato de calcio (CFC) fueron comentadas ya en meses anteriores de U. O. junto con el efecto del chitosan incorporado. Con éste se obtiene una matriz elastomérica reabsorbible no rígida, conveniente en algunas aplicaciones.Takagi S, et al (Dent Mater. 2003 dic;19(8):797) mezclaron polvo de CFC (mezcla equimolar de fosfato tetracálcico y fosfato dicálcico anhidro) con una solución de chitosan en una razón polvo/líquido de 2-2,5. Esta combinación dio composites más estables en agua que el CFC convencional, sin desintegrarse por ser colocados en agua justo después del espatulado. En todos los casos endureción dentro de los 10 minutos. El chitosan no interfirió en la ya demostrada conversión de los componentes del CFC en hidroxiapatita. Las cualidades mecánicas fueron aceptables.


Con bifocales...   ¿se ve mejor? Porque con el microscopía confocal con escaneado láser (MCEL) ya se ve bien, como vieron Foxton RM, et al (Dent Mater. 2003 dic;19(8):779) para determinar cuál es la relación que hay entre un impregnador (primer) cerámico y el pH de una superficie cerámica en cuanto a la resistencia de adhesión de un cemento de curado dual a la cerámica. Consideraron significativo que el tratamiento ácido de una superficie cerámica para bajarle el pH no aumenta la resistencia de adhesión entre la resina de curado dual y la cerámica cuando se usa el impregnador (primer) cerámico Tokuso (Tokuyama). Sugieren que cuando no existe un monómero fosfato en el impregnador cerámico, la resistencia adhesiva depende la concentración de iones H (+) en la superficie cerámica. Los ácidos testeados fueron fosfórico al 40% y fluorhídrico al 20%, silanaron con el impregnador Tokuso y con el mismo sin monómero fosfato; como cemento adhesivo, Bistite II dual, fotocurado.

Si desea saber más del MCL asista a.........


El ballet de las células vivas

Imaginen...   observar células vivas en movimiento como si estuvieran en el cine, coquetamente pintadas con tinturas y marcadores fluorescentes -p.ej., Fluo4- para estudiar los procesos fisiológicos. Imaginen... ver organleas específicas y otros componentes celulares marcados genéticamente ejecutando el ballet de la vida ante sus ojos. Esto se logra con la microscopía confocal con escaneado láser (MCEL). Es una técnica de seccionamiento óptico, utilizada comúnmente para imágenes de fluorescencia.  Permite obtener una nitidez de imagen desconocida por las borroneadas convencionales, pues en ésta las señales se recogen de todo el espesor de la muestra y no por cortes como en la MCEL. Tampoco padece las limitaciones de tiempo en que se pueden observar los acontecimientos y aumenta el alcance y la duración de los experimentos realizados. Un haz láser de una sola longitud de onda escanea la muestra por medio de espejos oscilantes. y estimula los fluoróforos que emiten luz de otra longitud (mayor) de onda.  Las señales resultantes de la emisión fluorescente de la muestra teñida o marcada se separan por la luz por excitación de un espejo dicroico y después pasan por una abertura en punta de alfiler (que deja afuera la luz fuera de foco) hacia un tubo fotomultiplicador (TFM). La palabra “confocal” se refiere a que la luz en el agujero de alfiler es co-incidente con la luz emitida que llega al detector.El TFM, para la construcción de la imagen transmite las señales punto por punto a una computadora, que la recompone. Sus ventajas son: resolución espacial mucho mayor; generación de imágenes tridimensionales y posibilidad de lograr cortes ópticos a través de la muestra, que se digitalizan y almacenan para dar el efecto 3-D; en la misma muestra permite localizar señales múltiples en 3-D; las mediciones se pueden hacer en dos y tres dimensiones y en colores.

 

¡Adhiéranse!…   T. Jacobsen, en un extenso trabajo publicado en un suplemento del Swed Dent J del 2003, señaló varios puntos que merecen la lectura de sus 66 páginas. El aspecto morfológico de los sitios de adhesión generados in vitro es similar al de los establecidos en vivo, con lo cual puede dar la pauta de lo que ocurrirá en las pruebas clínicas.. Un impregnador (primer) con acetona depende más de la técnica de adhesión húmeda que uno en agua. Pero el agua puede influir en la adhesión al interferir en la polimerización de la resina. El tiempo de lavado podría tener más importancia que el tiempo de grabado. Los solventes usados en los agentes de adhesión influyen sobre la actuación y, quizá, sobre la sensibilidad de la técnica. Se puede prever una liberación de calcio si se utiliza un diagrama con una fase de solubilidad. Entre esa liberación y el grado de adhesión no pudo establecerse correlación alguna. La generación de brechas dependió más del operador que de la elección de los materiales, aunque un adhesivo simplificado todo en uno mostró una menor dependencia de la variante del operador comparado con sistemas adhesivos más complejos. En los estudios, se aplicó la microscopía confocal.

 

Pegando barro...   La resistencia de la adhesión a la fractura (RAF) fue mayor y fue más delgada la capa de barro dentinario cuando Oliveira SS, et al (Dent Mater. 2003 dic;19(8):758) utilizaron fresas de carburo y materiales autoacondicionantes (AC), en vivo. En general, la RAF fue menor cuando no se usó AC y se empleó el grabado total (GT), con una restauración de composite. La SBS más parecida al uso de fresa de carburo se obtuvo cortando con papel abrasivo de grano 240 y 320. Sí hubo diferencia cuando se usó grano 600. Aun cuando la SBS se vio afectada por los diferentes métodos de tallado, dieron mejores con AC que con GT.

 

Llegando bien adentro...   Foxton RM, et al (Oper Dent. 2003 oct;28(5):543) evaluaron la resistencia adhesiva (TBS) de una resina compuesta de curado dual (DC Core), dentro de conductos, para lo cual establecieron 5 grupos, todos con las paredes tratadas con impregnador (primer) autoacondicionante dual (Clearfil Liner Bond 2V Primer): 1) resina adhesiva (Clearfil Liner Bond 2V Bond A) en 2 de los grupos y fotocurados por 20 segundos; 2) resina adhesiva de curado dual ((Clearfil Liner Bond 2V Bond A+B) aplicada en los 3 grupos restantes, en uno de los cuales fue fotocurada. Tras aplicar el composite DC Core, 3 fueron curados por 60 segundos desde coronario. Todas estas diferencias no dieron resultados significativamente distintos entre la TBS y la dureza Knoop entre coronario y apical. Pero, en ambos aspectos, la exposición a la luz de la resina adhesiva y de la compuesta dieron valores significativamente superiores a los logrados con curado químico solo. Cuando el composite y el adhesivo fueron curados químicamente, los fracasos fueron cohesivos dentro de la resina. En síntesis,  la fotopolimerización del adhesivo y del composite da major adhesión a las paredes de los conductos.


Contaminación…   Klocke A, et al  (Angle Orthod. 2003 ag;73(4):445) evaluaron los efectos de la contaminación sobre el cementado de brackets y  concluyeron que si se produce después de la aplicación del impregnador se genera un incremento en el riesgo de fracaso adhesivo ante estrés clínicamente relevante. Esto incluyó un primer hidrofílico, el Transbond MIP, de 3M.


Sellando el sellador...   R. J. Feigal y I. Quelhas (Am J Dent. 2003 ag;16(4):249) observaron que el adhesivo autocondicionante Prompt L-Pop es eficaz para adherir el sellador al esmalte y que el método simplificado reduce notoriamente el tiempo y la complejidad del tratamiento.

 

Compómeros…   La magnitud y la cinética de la generación de estrés por la contracción por polimerización pueden predecir el fracaso adhesivo de las restauraciones de este tipo. Chen HY, et al (Dent Mater. 2003 nov;19(7):597) determinaron esas propiedades para siete compómeros comerciales (Dyract, Dyract AP, F2000 Rasant, Hytac, Compoglass F, Luxat, Glasiosite), polimerizándolos con 40 seg de luz y comparándolos con dos composites híbridos. Concluyeron que un elevado estrés de contracción, el inicio temprano de la conformación de estrés y la contracción rápida conducen al fracaso adhesivo. El comportamiento de los compómeros en estos aspectos es en general similar al de los híbridos en seco. Dyract puede ser superior en el mantenimiento de la adhesión a las paredes cavitarias en virtud de su menor estrés por contracción.

 

  En auto, ¿sí o no?...   Repasaba E. Steven Duke la historia de la simplificación de la adhesión (Compendium, dic. 2002) hasta llegar a los sistemas autocondicionantes (Prompt L-Pop) y se cuestionaba la ventaja. Esto porque un trabajo de Brackett y otros (Op. Dent, 2002) mostró clínicamente hasta 30% de fracasos en la retención y pigmentación de márgenes en restauraciones de Clase V, igual que lo hicieron Yoshiyama y cols en el laboratorio. Los propios estudios de Duke confirmaron los mismos defectos y también en restauraciones cerámicas. Sin desechar el progreso y previendo los avances hechos durante 2003 (q.v.), Duke sugieren prudencia en la adopción de los autocondicionantes. Entre los adhesivos AC más recientes está el Relyx Unicem, del que los fabricantes (3M) afirman que no da sensibilidad postoperatoria y sirve para cerámica, metal y composite, no para carillas. El costo por aplicación para un diente es de u$d 4.00. Sin duda es caro y la técnica, aunque en un paso, no es simple.

 


¿En auto?…    Pashley DH., et al (J Dent. 2003 sep;31(7):469) se propusieron evaluar una posible diferencia de adhesión según que adhesivos autoacondicionantes (AC) o grabado total (GT) fueran aplicados a dentina cariada o normal. Utilizaron Prime & Bond NT, Scotchbond 1, Clearfil SE Bond o Prompt L-Pop y reconstruyeron con composite (Tetric Ceram). Concluyeron que los de GT rendían valores más altos de adhesión que los AC. Fueron significativamente inferiores con Prompt L-Pop. Todos los adhesivos dieron resistencias más elevadas sobre dentina normal que sobre afectada por caries, pero las diferencias fueron significativas para Prime & Bond NT Y Clearfil SE Bond.

 

Con adhesión previa…   Si se recubre una cavidad para incrustación de composite con un sistema adhesivo y una resina microrrellenada antes de tomar la impresión, se generarán menos brechas en la interfaz dentina restauración (Oper Dent. 2003 feb;28(1):28). Jayasooriya PR, Pereira PN, Nikaido T, Burrow MF, Tagami J. lo probaron en cavidades MOD con márgenes por debajo y por encima del límite amelocementario. Usaron cemento Panavia F de curado dual.

Ahorrando diente...   Los instrumentos rotatorios convencionales pueden remover más tejido dentario que el deseado por su dureza y por las altas rpm. Con pigmentos reveladores, con nuestro explorador y con la información visual no se tgiene precisión absoluta. Con nuevos instrumentos rotatorios es posible descubrir y extirpar solamente la dentina infectada pues remueven la capa más externa por tener su cabeza de un polímero poli-etil-cetona-cetona. Constan de 4 hojas romas y se usan a 500-800 rpm. Vienen en 3 tamaños, cuestan u$d 3,60 y son descartables. Se llaman Smart-Prep System (SSW). Esta información de CRANews de julio, tiene como base la teoría de Takao Fusayama (1993, Ishiyaku Ed.).

En el proceso de caries, dice, el ácido producido por las bacterias penetra la dentina y la reblandece más allá de la invasión microbiana. El ácido modifica las uniones cruzadas intramoleculares colágenas, pero esto puede ser revertido en esta dentina no penetrada por las bacterias. El avance de la lesión rompe esas cadenas cruzadas, los cristales de apatita de desmoronan y se colapsan las prolongaciones odontoblásticas, todo lo cual -que no puede ser revertido- se acompaña de invasión microbiana y pérdida de sensibilidad.

El uso de las fresas con cabeza de polímero, creadas por el Dr. Daniel Boston, de la Universidad Temple, permite sentir en los dedos la diferencia entre dentina blanda y dura y, a veces, eliminar la anestesia pues se trabaja en tejido insensible. Habría que ver si concuerda con los datos de la fórmula tintórea del propio Fusayama (Caries Detector, Kuraray, y Caries Finder, Danville). Además, prolonga el tiempo de trabajo, aunque no habiendo necesidad de anestesiar se acortaría. Si bien la apertura se hace por los métodos tradicionales. El contacto con dentina dura antes de terminar puede exigir el cambio de la fresa. Queda mucho por estudiar, para consolidar esta técnica promisoria y conservadora.


  PREVENCIÓN


No seas tan ácido (I)...   V. A. Gerardu et al (Caries Res. 2003 oct;37(5):369) investigaron el efecto de una aplicación de barniz de clorhexidina (CHX) al 40% sobre la cantidad de estreptococos mutans salivales y la producción de ácido en la placa microbiana, después de agresiones con sacarosa. Observaron tanto la supersión de los estreptos como la menor producción de ácido en 9 sujetos, mientras que la reducción de ácido sin supresión de estreptos la vieron en 4 participantes. La duración de los efectos nunca excedió las 6 semanas. Su conclusión fue que un solo tratamiento no logra el objetivo y que la acidogenicidad de la placa después no anunciaba necesariamente la supersión de los estreptos salivales.


No seas tan ácido (II)...   Para estudiar el efecto sobre la erosión dental del agregado de suplementos minerales al ácido cítrico (1%; pH 2,21), Attin T, et al (Arch Oral Biol. 2003 nov;48(11):753), experimentando en bocas artificiales, formaron 10 grupos, donde uno era de control con ácido cítrico solo, del 1 al 10 tenían distintos suplementos de calcio, fosfato o flúor en distintas concentraciones bajas en el ácido. Del 11 al 13, el ácido cítrico tenía incorporadas mezclas de calcio, fosfato y flúor. Los especímenes mostraron una pérdida de dureza y disolución del esmalte significativamente mayor en los controles. La significativamente menor pérdida se dio en el grupo 12 con los tres agregados. Se aprecia el potencial protector de los suplementos, pero como las concentraciones fueron bajas la disolución del esmalte no pudo se evitada por completo.

 

 

ENDODONCIA

 

Un paso atrás… Musikant BL, Cohen BI y Deutsch AS. (Compend Contin Educ Dent. 1999 Nov;20(11):1088) usan una técnica de paso atrás simplificado, que consiste en los tradicionales escariadores de acero inoxidable de conicidad 0,02, el escariador # 2 de Peeso y 4 instrumentos manuales de níquel-titanio, con todo lo cual se puede crear con facilidad y seguridad un conducto de forma cónica apropiada. Para obturar cubren las paredes  con sellador epoxi EZ-Fill, llevado con espiral bidireccional y obturación total con un solo cono de gutapercha que se corresponda con la forma final dada.

  VOLVER