El largo camino de la justicia a lo justo

                                                                           La Justicia es para mí aquello bajo cuya protección puede florecer la ciencia, y junto con la ciencia, la verdad y la sinceridad. Es la Justicia de la libertad, la justicia de la paz, la justicia de la democracia, la justicia de la tolerancia. Hans Kelsen

 

          El sentimiento de justicia es tan natural, y tan universal en toda la humanidad, que parece ser independiente de toda ley, todo partido, toda religión. Voltaire

 

Me gusta, ¿le gusta? cómo Kelsen define la Justicia. Yo, que asocio justicia con equidad, pregunto: ¿pide Justicia el Juramento de Hipócrates o no? [Ver gremiales ] ¿La Justicia es algo natural? ¿Coincide con lo justo?

Leí que la equidad, en las ratas, está inscripta en el cerebro en la misma área que reconoce la comida y que responde a una necesidad básica. Habiendo monos capuchinos que también la ejercen, resultaría que "la aversión a la inequidad tal vez no sea únicamente humana" y que las ideas de igualdad y justicia son intrínsecas en la naturaleza, el hombre y la sociedad. La noción de justicia como derecho natural sería así realmente natural. Y la justicia “natural” asociada a la fe será la gozada en el Juicio Final.

Enunciada como la primera virtud del hombre y de sus instituciones, tomada como metro para evaluar cada acción interpersonal, es distinta de la benevolencia, la caridad, la misericordia, la generosidad y la compasión, y más fundamental que cualquiera de éstas por sí sola.

Ante intereses en conflicto, veo la justicia como una obligación moral – ¿qué moral? -- de ser equitativo, justo,* sin favoritismos, sin miras personales, políticas, religiosas, ni de ningún otro tipo,.

En aras de un bien común cuyo valor determina cada época y cada civilización, en procura de armonía entre las personas y entre las instituciones, y entre unas y otras, se encarcela a la justicia en una normativa, ese "… conjunto de valores, bienes o intereses para cuya protección o incremento los hombres recurren a una técnica de convivencia a la que llamamos Derecho" (Norberto Bobbio). Normas, leyes, constituciones y tratados supuestamente erigidos sobre una base cultural.

Base cultural es lo que la mayoría de los miembros (normales) de una sociedad humana tienen por justo, o qué es bueno y qué malo para todos y cada uno, con un consenso amplio, que nunca llega a la unanimidad (ni siquiera sobre lo que es normal).

A mí, Justicia me suena a equidad y honestidad, a dar a cada uno lo que le corresponde (¿con qué moral?), a  respetar los derechos de los demás y hacer respetar los propios. Dicen que todo derecho es justo y si no es justo no es derecho. Pero "justo o injusto" responde a un ideal subjetivo de Justicia, cuajada en un Derecho dictado por hombres falibles (¿salvo inspiración divina?).

Esos hombres deben hacer justicia, pese a ser falibles, sin discriminar ni mostrar preferencia alguna por nadie, deben tratar a todos por igual, deben aplicar Justicia no olvidando las minorías, (respetándolas mientras no jueguen un contra). Para los utilitaristas [ver digresiones], justo es lo que beneficia al mayor número de personas, no todas.

Como regla de oro proponen: "no hagas a los demás lo que no quieras que te hagan a ti". Lo que plantea varias dificultades; por ejemplo, el masoquista siente placer donde su prójimo siente dolor; el ladrón y el asesino profesionales que delinquen aceptan que mañana ellos pueden ser víctimas; hay delitos que no a todos  complican por igual. Tampoco se gana nada con modificarla así: "condúcete con los demás como estos debieran conducirse contigo".

Así y todo, esto es lo que visceral, no racionalmente, siento como más cercano al concepto supremo de justicia, pese a las contradicciones. Podría responder al  “principio del imperativo categórico,” de Kant: la conducta de cada hombre es buena o justa cuando él puede desear que su conducta sea obligatoria para todos.

Los filósofos han escrito que la Justicia es armonía social (Platón); que Justicia es dar a cada uno lo que lo que le corresponde (Aristóteles, y Ulpiano coincide) según sus necesidades y sus méritos personales; la Justicia se basa en la  Ley Natural (Santo Tomás de Aquino), lo que quiere decir que los ciudadanos tienen los derechos naturales que Dios les da. Algunos dieron en llamarlos Derechos Humanos. No todas las acciones humanas, me parece, tienen que ser justas o injustas, ni causar placer o dolor. ¿Eran los bonzos que se incineraban injustos o justos, experimentaban dolor o placer o padecían por una causa justa o querían que sus conductas fueran norma para el resto de los hombres?

Quizás encontrar en la filosofía normas de conducta sea tan ilusorio como pretender hallarlas en la naturaleza. O como apelar a Temis, la deidad griega que representa la justicia divina, y fue madre de Astrea que representa la justicia moral. En fin, las leyes, cuando son buenas, generarán Justicia. Sabemos todos los hombres, tanto usted, lector, como yo, lo que es justo, equitativo, honesto, y no importa que los gobiernos y las organizaciones profesionales lo renieguen y actúen como si lo ignoraran.

 

                                          Horacio Martínez

*Justo, equitativo, imparcial, libre de favoritismo o del propio interés o sesgo o engaño; en inglés, fair: alemán, gerecht, richtig; francés, imparcial, juste, équitable;  italiano, ecuamente, equo, giusto, imparzialmente; portugués, com justiça, correto, imparcial, imparcialmente, justo.

 

 

 

EDITORIAL II

Rompecabezas

Este rompecabezas que es el mundo necesita mentes que vayan más allá de la pieza aislada y vean el cuadro completo. Esto lo plantea muy bien el autor de la nota que aparece en misceláneas. Vale la pena leerlo.

                                          volver al indice                         

                                          VOLVER